Pasteles, tartas, empanadas, bollos, pizzas, pastas, panes... del mundo (2 Visitantes)

Registrado
10 Nov 2017
Mensajes
226
Calificaciones
859
Hola a [email protected]! Les quería recomendar a esta chica rusa, Esbieta, que vive en España desde hace muchos años y es especialista en panificación y levados. Elegí esta receta de Stollen porque la probé estas últimas navidades y es excelente (aunque muy laboriosa) En su canal de youtube tiene muchísimas, tradicionales y no tanto, contagia las ganas de ponerse a amasar :) Saludos!
 

Registrado
25 May 2014
Mensajes
128.553
Calificaciones
498.029
Damper, pan australiano



Ingredientes

450 g harina leudante
1 cucharadita de sal fina
300 a 350 cc. de leche tibia
30 g manteca fundida
manteca extra para enmnantecar la placa
leche extra para pintar
harina extra para espolvorear

Preparación
  • Tamizar la harina y la sal en un bol grande, hacer un hoyo en el centro y verter la manteca junto a los 300 cc de leche. Mezclar rápida y ligeramente con un cuchillo, como si se estuviese cortando.
  • Si la masa queda demasiado seca añadir el resto de la leche. La masa debe despegarse de las paredes del bol con facilidad y tiene que ser una bola irregular y algo pegajosa.
  • Pasarla a una superficie enharinada y trabajarla 1 minuto o hasta conseguir una bola blanda y homogénea que no se pegue en los dedos. Separarla en 6 partes iguales y armar los bollitos.
  • Ponerlos en una placa para horno ligeramente enmantecada y aplastarlos un poco. Con un cuchillo afilado hacer dos cortes en la superficie con forma de cruz, este corte permitirá que la masa se hinche obteniendo un pan esponjoso y liviano. Pintar con la leche y espolvorear con harina.
  • Hornear los bollitos 10 minutos en horno precalentado a 210C y luego bajar el horno a 180C y dejarlos que estén hechos (de 12 a 15 minutos). La base de los panes debe sonar hueca al golpearla con los nudillos.
  • También se puede hacer un único bollo, en ese caso hay que hornearlo a 210C durante 15 minutos y luego a 180C de 20 a 25 minutos.
 

Registrado
27 Feb 2017
Mensajes
13.080
Calificaciones
41.821
AHÍ VA OTRA RECETA TÍPICA ASTURIANA!!!!, VAMOS YA......QUE COMA EL QUE TENGA HAMBRE....Y BUEN PROVECHO!!!!.-

 

Registrado
8 May 2017
Mensajes
21.392
Calificaciones
57.110
Ubicación
Buenos Aires - Argentina
Hojaldre




El «Hojaldre» es la masa más complicada y laboriosa de todas las utilizadas en repostería. En realidad y como veréis a continuación con las fotos del paso a paso, no es una masa difícil, pero si es cierto que tiene algún condicionante que no se debe olvidar en ningún momento, entre ellos y muy importante, mantener el frío.

Para que tengamos una masa de hojaldre preciosa que al hornearse suba formando finas y crujientes capas, al tiempo que ligeras y mantecosas debemos cumplir con el proceso completo de las 5 fases con media hora de enfriado en nevera entre cada una de ellas.

A priori puede parecer un poco pesado, pero si sigues tus planes del día, sigues haciendo tus cosas y además cuando toca el estirado, lo haces y continúas con tu vida hasta el siguiente, ni te darás cuenta. Lo bueno es que aunque el período mínimo entre plegado y plegado es de 30 minutos si te has ido a la calle y han pasado 2 horas, no es contraproducente, al contrario.

Lo ideal es hacer esta masa un día para utilizarla al siguiente, incluso hacerla y congelarla y tenerla lista para el momento oportuno.

Te digo una cosa, no te pierdas la experiencia de probar a hacer esta masa por lo menos una vez, después de eso, no sé…. sientes que ya nada se te puede resistir, y cuando digo «nada», me refiero a que te sube el sex- appeal :) y te sientes invencible :)

Lo que si tengo que decirte es que hoy en día hay hojaldres muy buenos en los supermercados, pero claro, hablar de este hojaldre casero es como mencionar en una misma conversación un monopatín y un Ferrari, no se pueden ni comparar.

En cualquier caso, quiero que sepas que si un día te animas, aquí tienes una receta fantástica.


Hojaldre. LA MASA






2 kg 200 g de masa final

Frabisa: Frabisa

Ingredientes

  • 600 + 150 g de mantequilla
  • 1 kg de harina de fuerza
  • 12 g de sal
  • 500 ml de agua helada



Instrucciones

  1. Derretir y enfriar a temperatura ambiente (para acelerar este paso puedes ponerla un poquito en la nevera, pero debe de estar líquida) 150 g de mantequilla.
  2. Volcar la harina con sal en un cuenco, hacer un hueco en el centro y verter el agua helada y la mantequilla y mezclar con una espátula hasta obtener una masa única.
  3. Volcar la masa en la encimera y amasar hasta obtener una pasta blanda y manejable. Efectuar dos cortes en modo de cruz en la superficie. Tapar y dejar reposar 30 minutos. (NO CONVIENE amasar demasiado esta masa inicial a fin de NO favorecer el desarrollo del gluten).
  4. ATENCIÓN: vamos a comenzar el proceso de hojaldrado y como interesa que tanto la masa como la mantequilla estén a una misma temperatura, pondremos ambas en la nevera durante una media hora
  5. Aplastar los 600 g de mantequilla en forma de rectángulo entre dos papeles vegetales.
  6. Extender la masa dándole forma de cruz, dejando la parte central lo suficientemente grande como para acoger la mantequilla.
  7. Una vez puesta la mantequilla en el centro de la masa, doblar los extremos del modo que se ve en la foto o como si fuese un sobre.
  8. Golpear ligeramente con el rodillo la masa a fin de que la mantequilla se vaya integrando y refrigerar 30 minutos.
  9. Recuperar la masa de la nevera, estirar en un rectángulo, plegar la mitad hacia el centro y la otra mitad sobre la misma del modo que ves en la foto. Este paso lo tenemos que hacer CINCO veces con reposos de enfriado en la nevera de 30 minutos.
  10. Segundo plegado terminado
 
Registrado
8 May 2017
Mensajes
21.392
Calificaciones
57.110
Ubicación
Buenos Aires - Argentina
continùa...

  1. Tercer plegado terminado
  2. Cuarto plegado terminado
  3. Quinto y último plegado terminado



Frabiconsejos

La forma correcta de estirar y plegar la masa es manteniendo los extremos rectos y alineados al doblarlos como una carta.
De esta forma la masa sube de modo homogéneo y las capas quedas perfectas.

Es importantísimo mantener el frío en la masa e intentar no manosearla mucho para no calentarla.
LOS PLEGADOS: Está fotografiado el PRIMER PLEGADO, el 2º, 3º, 4º y 5º solo he puesto la foto final del plegado, no es necesario repetir las mismas fotos ya que se hacen exactamente igual.
Trucos y consejos:
- Utiliza una mantequilla con un algo porcentaje de materia graso (no menos de un 82%).
- No es aconsejable espolvorear harina en exceso o estropearemos el resultado final.
- Antes de hornear, y después de que hayas estirado tu hojaldre sobre el molde, conviene que lo dejes reposar en la nevera una media hora. La masa debe de estar muy fría cuando entre en el horno y reciba el fuerte calor, ese choque térmico provocará una exhibición más clara de las diferentes capas de hojaldre y quedará mucho más bonitas.
- El horno debe estar a una temperatura alta y precalentado en el momento de intrducir la bandeja con tu hojaldre, pasados 10 minutos y después de que durante esos primeros 10 minutos las capas se separen por el choque térmico, puedes bajar un poco la temperatura.


Podemos hacer la mitad de los ingredientes pero lleva el mismo tiempo hacer el doble como la mitad y sin embargo podemos aprovechar para congelar la mitad de la masa y tener un estupendo hojaldre casero para lucirnos en una ocasión especial.


Así queda el hojaldre una vez horneado:


Podemos rellenarlos de crema pastelera, dulce de leche, cabello de ángel, nutella, rellenos salados, lo que más te guste.



Un autentico bocado crujiente y delicioso.



A disfrutar!

 
Registrado
25 May 2014
Mensajes
128.553
Calificaciones
498.029
Tarta Pavlova clásica y tradicional: receta con y sin Magimix Cook Expert


La tarta Pavlova es una de las grandes tartas con nombre propio de la pastelería clásica internacional. Según hemos podido comprobar fue creada en los años 20 en honor a la bailarina rusa Anna Pavlova, durante una de sus giras por Australia y Nueva Zelanda. El origen no esta claro al 100% pues los dos reclaman su autoría, así que a ambos países agradecemos el invento.

La tarta Pavlova clásica y tradicional consta de una base de merengue, relena de nata montada azucarada y rematada con fresas (aunque nos hemos permitido la licencia de sumarle unos arándanos para dar contraste de color y sabor). Su aspecto es delicado y atractivo, por lo que es perfecta para preparar en ocasiones especiales y cuando tengamos invitados. Para dejarlos con la boca abierta y ganas de repetir, porque está absolutamente deliciosa. Os contamos cómo hacerla con el robot Magimix Cook Expert y también de forma tradicional.



Ingredientes
Para 6 personas
  • Clara de huevo110 g
  • Sal pellizco
  • Azúcar110
  • Harina de maíz refinada10 g
  • Nata líquida para montar (bien fría)500 ml
  • Azúcar glasé50 g
  • Fresa100 g
  • Arándanos50 g
Cómo hacer tarta Pavlova clásica y tradicional
Dificultad: Media
  • Tiempo total1 h 50 m
  • Elaboración20 m
  • Cocción1 h 30 m
  • Reposo4 h
Instalamos en la olla inox, bien limpia y seca, el batidor de huevos. Introducimos las claras con un pellizco de sal y programamos MONTAR CLARAS con el tapón quitado. A continuación programamos EXPERTO, 5 minutos/velocidad 5 y vamos añadiendo el azúcar por el bocal, así como la harina de maíz refinada.
Pasamos el merengue a una bandeja de horno forrada con papel sulfurizado o un tapete de silicona. Damos forma de volcán, dejando un hueco en el centro. Cocemos en el horno, pre calentado a 140ºC (horno tradicional, sin aire, y con calor arriba y abajo), durante una hora y media aproximadamente. Cuando esté listo, entreabrimos la puerta del horno y dejamos que se enfríe al mismo tiempo que el propio horno.
Cuando vayamos a servir la Tarta Paulova, montamos la nata, que habrá de estar bien fría. Para ello la pasamos de la nevera al congelador y la dejamos 15 minutos. Colocamos el batidor de huevos en la olla inox y vertemos en ella la nata con el azúcar glasé. Programamos EXPERTO, 2 1/2 minutos/velocidad 7.
En función de la cantidad de nata empleada y la temperatura de la misma, puede que sea necesario programar de nuevo. Utilizamos entonces los mismos parámetros y vigilamos atentamente para que la nata no se corte y se convierta en mantequilla. Rellenamos el hueco del merengue con la nata montada y coronamos con las fresas y los arándanos.

Elaboración tradicional
En un recipiente hondo y bien limpio batimos las claras con un pellizco de sal. Podemos hacerlo a mano o con unas varillas eléctricas, algo con lo que tardaremos infinitamente menos tiempo. Cuando empiece a tomar consistencia añadimos el azúcar poco a poco al tiempo que seguimos batiendo durante cinco minutos más.

A continuación, sin dejar de batir, añadimos la harina de maíz refinada y solo paramos cuando notemos que, al coger un poco de merengue con los dedos, no notamos el granillo del azúcar. Este es el punto que hay que alcanzar con el merengue.

Pasamos el merengue a una bandeja de horno forrada con papel sulfurizado o un tapete de silicona. Damos forma de volcán, dejando un hueco en el centro. Cocemos en el horno, pre calentado a 140ºC (horno tradicional, sin aire, y con calor arriba y abajo), durante una hora y media aproximadamente. Cuando esté listo, entreabrimos la puerta del horno y dejamos que se enfríe al mismo tiempo que el propio horno.

Cuando vayamos a servir la Tarta Paulova, montamos la nata (que habrá de estar bien fría). Cuando empiece a tomar consistencia, añadimos el azúcar glasé y seguimos batiendo hasta que haga picos duros cuidando de no pasarse y que se nos corte. Rellenamos el hueco del merengue con la nata montada y coronamos con las fresas y los arándanos.

Con qué acompañar la tarta Pavlova clásica y tradicional
La tarta Pavlova clásica y tradicional no necesita de acompañamiento alguno, aunque si os apetece darle un punto extra de sofisticación podéis servirla con un coulis de frutos rojos, pistachos, avellanas u otros frutos secos troceados o espolvoreada con azúcar glasé.
 
Registrado
25 May 2014
Mensajes
128.553
Calificaciones
498.029
Tarta Selva negra

Ingredientes para Tarta Selva negra
  • Para el bizcocho genovés de chocolate:
  • 120 gr. azúcar
  • 90 gr. harina
  • 30 gr. cacao en polvo
  • 4 huevos
  • ½ cdita. sal
  • Para la crema chantillí montada: 1 l. de nata para montar 38% M.G. y 100 gr. azúcar
  • Para el almíbar: 100 ml. agua , 75 gr. azúcar y 2 cdas. de licor Kirsch
  • Para el relleno y decoración: 300 gr. cerezas
  • 2 cdas. azúcar
  • 2 cdas. de licor Kirsch
  • 50 gr. chocolate
  • Azúcar molido o glass
  • Molde desmoldable de 20 cm. de diámetro y papel sulfurizado
Se trata de un dulce típico de la zona de Baden, en Alemania. Su nombre en alemán, Schewarzwälder Kirschtorte, significa literalmente torta de cerezas de la Selva Negra, macizo montañoso ubicado en el estado de Baden-Wurtemberg.

Se trata de una tarta en capas que se consta de bizcocho genovés de chocolate embebido en almíbar con Kirsch, relleno y recubierto de crema chantillí y cerezas maceradas en kirsch o guindas y decorado con virutas de chocolate y cerezas. Pero vayamos por partes, el kirsch es un aguardiente de cerezas, no licor, que preparan en la zona de la Selva Negra con las cerezas de la región. En este caso he utilizado un aguardiente de cerezas de las nuestras, podréis encontrarlo en cualquier tienda de vino y licores.

La crema chantillí no es más que una crema de nata que se monta y se endulza con azúcar, que también podemos aromatizar con algún aroma. El bizcocho genovés es perfecto para este tipo de preparaciones de tartas por capas ya que aguanta perfectamente el cortarlo en láminas sin romperse.

Es recomendable aromatizarlo y darle jugosidad con algún tipo de almíbar. Y por último las cerezas, lo ideal será conseguir cerezas frescas que podamos macerar nosotros mismos en kirsch para esta tarta, también podríamos utilizar guindas en aguardiente o en almíbar.

Aunque no se trata de una receta complicada sí que es laboriosa y os llevará cierto tiempo su preparación. Lo ideal es que preparemos tanto el bizcocho como el almíbar y el macerado de las cerezas el día anterior a la preparación de la tarta. Así podremos repartir el trabajo dejando sólo el hacer la crema chantillí y el montaje de la tarta para el día siguiente.

Preparación del bizcocho genovés de chocolate
  1. Separamos las claras de las yemas de los huevos y las colocamos en boles diferentes. Primero batimos las claras a punto de nieve. Tenemos que conseguir la mayor consistencia posible. Reservamos.
  2. En un segundo bol batimos las yemas con el azúcar hasta crear una crema espumosa y blanquecina. Lo ideal es que las atamos con las varillas de la batidora, así nos facilitará el trabajo. Si no es posible y tenemos que hacer el trabajo a mano tenemos que tener paciencia hasta conseguir que la crema doble su volumen en el batido.
  3. Añadimos las claras montadas y la pizca de sal. A las yemas batidas, y con una espátula y movimientos envolventes y delicados incorporamos las dos preparaciones. Tenemos que intentar que la mezcla se baje lo mínimo posible, ya que la esponjosidad de este bizcocho la conseguiremos sólo con el aire que tenga la masa en su interior.
  4. Añadimos la harina y el cacao en dos tandas integrando con mucho cuidado y procurando mantener el aire dentro de la masa.
  5. Untamos un molde desmoldable con mantequilla y lo forramos en base y laterales con papel sulfurizado. Así facilitamos muchísimo el desmontaje de la tarta y nos aseguramos que los bordes y la base estén bien lisos.
  6. Vertemos la mezcla del bizcocho en el molde ya forrado y lo horneamos con el horno previamente caliente a 180º C durante 25 minutos. Es conveniente que en mitad del proceso lo tapemos con papel de aluminio, así la superficie no se tostará demasiado.
  7. Retiramos el bizcocho del horno cuando al pinchar con un palito este salga limpio. Colocamos, sin desmoldar, sobre una rejilla y esperamos 10 minutos antes de retirarle el molde.
  8. Una vez desmoldado dejamos que se enfríe totalmente sobre la rejilla. Es conveniente que el bizcocho esté bien asentado antes de proceder a cortarlo en capas, por eso lo aconsejable es que lo guardemos en el frigo de un día para otro envuelto en papel transparente.
Preparación del almíbar
  1. Preparamos el almíbar con antelación, por ejemplo en día que horneemos el bizcocho, así estará totalmente frío cunado vayamos a utilizarlo. En un cazo pequeño calentamos todos los ingredientes, el agua, el azúcar y las 2 cucharadas de Kirsch, licor de cereza.
  2. Dejamos que cueza la mezcla removiendo hasta que se diluya todo el azúcar, durante 5 minutos.
  3. Apagamos el fuego y dejamos que se enfríe totalmente antes de guardarlo en el frigo.
Preparación de la crema Chantillí y relleno de cerezas maceradas
  1. Montamos la nata con el azúcar con la ayuda de una batidora de varillas. En necesario que la nata esté bien fría para tener éxito en este punto. Este paso podemos hacerlo también el día anterior al montaje de la tarta, para ello tapamos con papel film y la guardamos en el frigo.
  2. Lavamos las cerezas y reservamos 10 o 15 para la decoración exterior de la tarta. El resto las partimos a la mitad y les retiramos el hueso interior.
  3. En un tupper pequeño mezclamos las cerezas partidas, el azúcar y las 2 cucharadas de Kirsch.
  4. Mezclamos, cerramos el tupper y lo guardamos en el frigo de un día para otro. En el momento del montaje las cerezas estarán totalmente maceradas y listas para colocar en el relleno de la tarta.
Montaje de la tarta Selva Negra
  1. Cortamos el bizcocho en dos o tres niveles, dependiendo de los seguros que nos sintamos y de si disponemos de un buen cuchillo de sierra o un utensilio de repostería especial para cortar bizcochos en capas.
  2. Desechamos la corona del bizcocho, ya que seguramente estará abombada y no nos servirá para el montaje. Aunque sí para comerse en ese momento mientras preparamos el pastel.
  3. Como el montaje de la tarta lo vamos a hacer en el plato de servicio definitivo y no queremos que se nos manche y embadurne con la crema en el momento de montar la tarta os enseño un truco.
  4. Forramos el plato con papel transparente dejando un hueco libre en el centro del plato.
  5. Colocamos una tira de papel desde algo menos de la mitad del plato. La pasamos por la parte inferior y acabamos un poco antes de llegar de nuevo a la mitad del plato por el lado opuesto.
  6. Repetimos la operación en sentido perpendicular. Así lo que tendremos en forrada la parte inferior del plato, y de la parte superior todo menos el centro.
  7. Colocamos la primera capa de bizcocho en el centro del plato y con un pincel de cocina lo impregnamos con el almíbar en toda su superficie.
  8. Extendemos una primera capa de crema chantillí, colocamos la mitad de las cerezas en almíbar y cubrimos con otra capa de crema.
  9. Repetimos la operación con la siguiente capa de bizcocho acabando con una última capa de bizcocho que también pincelamos de almíbar. Esta última capa corresponderá con la parte inferior del bizcocho, la que estaba en contacto con la base del molde ya que estará totalmente lisa y nos facilitará en acabado final de la tarta.
Decoración y presentación final de la tarta Selva Negra
  1. Untamos con crema chantillí toda la superficie exterior de la tarta y guardamos en la nevera mientras preparamos los ingredientes para el resto de la decoración.
  2. En este punto podemos decorar la tarta con cerezas en almíbar, si nos han sobrado, o con cerezas al natural.
  3. Lo tradicional es espolvorear la tarta con virutas de chocolate, así que si ya las tenemos compradas no tendríamos más que colocarlas pero si no es así podemos fabricarnos unas virutas con un cuchillo y una tableta de nuestro chocolate favorito.
  4. Cuando tengamos los elementos que vamos a utilizar para la decoración preparados completamos el montaje de la tarta.
  5. En mi caso he decidido espolvorear toda la superficie de la tarta con virutas de chocolate y decorarla con unas cerezas frescas, con rabito y todo.
 
Registrado
25 May 2014
Mensajes
128.553
Calificaciones
498.029
Pain au chocolat Pur Beurre

El Pain au chocolat es un postre francés clásico que suele venderse junto con los croissants. El Pain au chocolat está hecho con la misma masa de las croissants, con pequeños trozos de chocolate en su interior. Es imprescindible comerlos tibios, cuando el chocolate todavía está cremoso.

Dificultad: **
Preparación: 60 minutos
Cocción: 20 minutos

Ingredientes para 12x Pain au chocolats:


- 500g de harina de trigo T55
- 500g de harina de avena T45
- 500g de mantequilla
- 600ml de agua
- 100g de azúcar
- 20g de sal
- 30g de levadura
- 150g de chocolate

Preparación:

1 - Lo primero que hay que hacer es preparar la masa madre. En una taza mezclar una cucharada de harina con la levadura, el azúcar y un chorrito de agua, lo suficiente como para lograr una mezcla cremosa. Cubrir y dejar leudar 20 minutos.

2 - Hacemos la masa mezclando las harinas, la masa madre, el agua y la sal. Amasar 5 minutos y dejar reposar 3 horas. Preparamos el empaste mezclando la mantequilla con 50 gramos de harina, hasta formar una masa. Pasado este tiempo estirar la masa con el uslero y colocar en el centro el empaste de mantequilla y harina, aplastar un poco y cerramos llevando los extremos de la masa al medio. Repetir el procedimiento hasta hacer seis dobleces.

3 - Estirar la masa dándole forma rectangular. Cortar tiras de 7 centímetros de ancho. Colocar aproximadamente 10 gramos de trocitos de chocolate sobre un extremo de las tiras y enrollar 3 vueltas y cortar. Hacer los mismo con el resto de las tiras.

4 - Disponer en una placa para horno y cocinar a fuego fuerte 20 minutos, o hasta que doren.
 
Registrado
25 May 2014
Mensajes
128.553
Calificaciones
498.029
La receta de Carrot Cake con maýusculas... te va a enamorar


Creo que serán incontables las recetas que habrá de este sabroso bizcocho, yo voy a aportar mi granito de arena y os voy a contar la que para mi es la receta de carrot cake en mayúsculas, el mejor bizcocho de zanahoria que nunca he probado. Después de hacer muuuuuchos bizcochos de zanahoria por fin di con la receta perfecta para mi, mi familia y mis amigos ;).

Este bizcocho de zanahoria es muy jugoso, suave, esponjoso y lleno de matices de sabores especiados y afrutados, todo esto coronado con un suave glaseado de crema de queso.

Seguramente cuando leas la lista de ingredientes te eches las manos a la cabeza y digas ¡Madre mía tantos ingredientes para hacer un bizcocho de zanahoria! y... si... esta receta de carrot cake lleva su tiempo, no en la elaboración, más bien en la preparación de todos los ingredientes. El mise en place (todo pesado y preparado para la receta) lleva un tiempo: hay que rallar zanahoria, piel de naranja, hacer zumo y pesar concienzudamente todos los ingredientes para que la receta de Carrot Cake quede perfecta

Os prometo que merece tanto la pena hacerla que una vez que la probéis no dudaréis en repetirla. Te aseguro que vale la pena poner cada ingrediente, el sabor de este bizcocho de zanahoria es sencillamente espectacular.

Para esta receta de Carrot Cake utilizo dos moldes de 15 cm, como os contaba antes este bizcocho de zanahoria es mi favorito, pero como no es un bizcocho que se prepare rápido no lo hago tan a menudo como me gustaría, así que hago dos carrot cakes a la vez y congelo una :) Aunque si sois muchos en casa puedes utilizar un molde de 22 cm.

Así que, si no eres [email protected] en la cocina atrévete a hacer esta receta de carrot cake... te vas a enamorar de ella (incluso si no te gusta el bizcocho de zanahoria)


¿Cómo hacer una Carrot Cake? Receta del mejor bizcocho de zanahoria


Ingredientes para el pastel de zanahoria o carrot cake:
Ingredientes para el pastel de zanahoria o carrot cake:

- Harina 260 gr
- Harina de almendra 80 gr
- Canela en polvo 1 cdita
- Levadura 3 cditas
- Bicarbonato 1 cdita
- Azúcar 160 gr
- Azúcar moreno de caña 160 gr
- Aceite de girasol 180 ml
- 3 huevos L
- 100 ml de leche
- Ralladura de dos zanahorias (160 - 180 gr)
- 200 gr de nueces
- 1 cda de vainilla en pasta
- Ralladura de una o dos naranjas (depende de cuanto te guste el toque cítrico) aprox. 12 gr
- zumo exprimido de media naranja (80ml)
- 2 cdas de cacao en polvo (12 gramos)
- una pizca de sal



* Para esta receta puedes utilizar dos moldes de 15 cm o un molde de 20- 22 cm

Utensilios:
Utensilios:
- Molde redondo de 15 cm
- Molde redondo de 22 cm
Cómo preparar el bizcocho de zanahoria...

1º Preparamos todos los ingredientes, los pesamos, rallamos las zanahorias en tiras finitas, rallamos las naranjas, preparamos el zumo y dejamos todo listo para empezar (así nos será mucho más fácil seguir todos los pasos;))
A la hora de rallar las naranjas tener cuidado de no rallar la parte blanca para que no amargue la preparación
Batimos los huevos hasta que doblen su tamaño, añadimos la vainilla, el azúcar y el azúcar puro de caña, la sal y seguimos batiendo hasta integrar.


Añadimos el aceite de girasol, el zumo de naranja y batimos hasta tener una mezcla homogénea y suave.


4º Ahora le toca el turno a las zanahorias... sin ellas no sería un bizcocho de zanahorias ¿verdad?. Antes de añadirlas a la masa hay que eliminar el exceso de líquido que contienen, sino se aportaría demasiado líquido a la masa. Para quitarles el exceso de líquido basta con escurrirlas apretándolas un poquito con las manos.
Una vez que las hayamos escurrido incorporamos las zanahorias a la masa junto con la ralladura de naranja y mezclamos con una espátula.

5º En un recipiente tamizamos la harina común, la levadura, el bicarbonato, la canela y el cacao en polvo, añadimos a la mezcla la harina de almendras y las nueces,
Al añadir un poco de cacao en polvo tu carrot cake ganará en sabor pero se oscurecerá tu color, si prefieres que tu bizcocho de zanahoria tenga una miga más clarita puedes sustituir el cacao en polvo por chocolate blanco en polvo



6º Mezclamos todo e incorporamos poco a poco a la mezcla de los ingredientes húmedos mientras removemos con una espátula.
7º Por último agregamos la leche y removemos sólo hasta integrar.

8º Para preparar los moldes los rociamos con spray desmoldante pero aún así, cómo lleva nueces, para evitar que alguna se peque al fondo, es conveniente poner en la base del molde un círculo de papel de hornear.

9º Repartimos la masa dentro de los moldes (o dentro del molde si hemos elegido un molde de 22 cm)
9º Con el horno precalentado a 170 º horneamos unos 45-50 min o hasta que el introducir una brocheta salga limpia. Cuando esté listo el bizcocho lo dejamos enfriar dentro del molde unos 10 minutos y luego lo desmoldamos en la rejilla para que nuestra carrot cake se termine de enfriar completamente.

Ingredientes para la crema de queso:
Ingredientes para la crema de queso:

- 200 gr de queso philadelphia frío
- 100 gr de mantequilla
- 300 gr de icing sugar
- 1 cdita de Vainilla en pasta
- Zanahorias de azúcar para decorar

Utensilios:
Utensilios:
- Mangas desechables
- Boquilla 1 M

Para decorar el bizcocho de zanahoria vamos a preparar una deliciosa crema de queso...
  • Batimos la mantequilla a temperatura ambiente hasta que esté cremosa.
  • Vamos añadiendo poco a poco el icing sugar mientras batimos a velocidad media hasta obtener una crema suave y homogénea.
  • Añadimos la vainilla en pasta y mezclamos.
  • Incorporamos el queso phildelphia bien frío e integramos
  • Cuando esté lista la crema de queso la llevamos unos 15-20 minutos a la nevera para que coja consistencia.

Pasado ese tiempo ya tendremos una crema de queso perfecta para introducir en una manga pastelera y decorar el bizcocho de zanahoria
Las cantidades que te he puesto para el frosting de queso de la carrot cake son orientativas. Dependerá de si sólo quieres decorar la tarta por arriba, de si quieres rellenarla y cubrirla... de todas formas la receta de crema de queso es muy fácil de hacer y de replicar. Si ves que te has quedado corta siempre puedes hacer otra receta o duplicar los ingredientes.

Para decorar esta tarta sólo he hecho unas estrellas con la boquilla 1 M y en el centro le he añadido unas decoraciones comestibles de zanahoria, muy sencillo pero bonito :)

receta-de-carrot-cake
Y después de todo el trabajo viene la mejor parte :) ¡Disfrútala!

Ah! no os he contado otra cosa que me encanta del bizcocho de zanahoria... cuando la prueba alguien que no sabe qué tipo de tarta es queda encantada con el sabor y siempre pregunta ¿De qué es la tarta? y cuando le dices que es un bizcocho de zanahoria pone cara como de... ¿zanahoria? ¿pero la zanahoria no es para guisos y ensaladas?... reconozco que la primera vez que probé una Carrot Cake y me dijeron que tenía zanahoria hice exactamente lo mismo ;).

Espero que os encante la receta y la disfrutéis muchísimo,

 
Registrado
25 May 2014
Mensajes
128.553
Calificaciones
498.029
Tarta Dobos, dulce de origen húngaro

Esta tarta consiste en varias capas de bizcocho muy fino empapadas en un almíbar y cubiertas con un SMBC de Moka. Uy, ¿he dicho SMBC? Jajaja, ¡me persigue! O yo a él, a saber. El caso es que cada vez que veo una tarta que quiero hacer, cuando veo las elaboraciones que la componen, siempre está ahí. Mi querida crema de mantequilla y merengue con diferentes aromas.

La receta y proceso de elaboración de la tarta la he seguido del libro “Baking and Pastry”. ¿Os he dicho ya que amo este libro?

Origen de la Tarta Dobos.
La tarta Dobos, Dobostorta o a veces denominada como “Dobosh” es de origen húngaro y fue uno de los postres de moda del s. XIX. Surgió de la mano del famoso pastelero húngaro Jozsef C. Dobos en el año 1884.

Dobos era dueño de una tienda muy famosa en Budapest especializada en productos gourmet. Era una época en la que el envío a distancia de productos era poco fiable, pero su tienda ofrecía habitualmente al público un surtido de hasta 70 queso de importación, vinos extranjeros, panes y, en algunas ocasiones, pasteles.

Solía acudir a exposiciones internacionales gastronómicas. Para su tiempo era considerado, lo que hoy podríamos definir como un Chef televisivo o empresario Super-estrella.

La fama de la tarta a la que Dobos dio su nombre se debió, muy probablemente, al extravagante relleno. Una crema de mantequilla y chocolate. En aquel momento lo más habitual eran las tartas con rellenos de crema pastelera, nata montada, tartas heladas… Dobos trajo el relleno de esta crema de uno de sus viajes, en esta ocasión, de Francia.




La tarta Dobos comenzó a tener presencia en todas las capitales europeas.
Dobos, encontró la forma de mandar su tarta de manera segura para que todo el mundo pudiera disfrutar de ella. llegaron incluso a hacer una gira para presentarlo personalmente en cada ciudad hasta principios del año 1900, momento en el que se retiró.
Entregó la receta secreta a la Cámara de Industria de Pasteleros y Panaderos de Budapest con la condición de que todos los miembros pudieran utilizarla libremente.
A día de hoy se pueden encontrar muchas versiones, pero según la tradición, la auténtica Tarta Dobos debe estar elaborada con 5 capas de bizcocho que deben hacerse de manera individual y no cortarlo de un único bizcocho, relleno con una crema de mantequilla y chocolate de muy buena calidad y una última capa de bizcocho y caramelo.
Tarta Dobos

Elaborando la tarta.
A pesar de lo que pueda parecer, es una tarta bastante sencilla, pero no voy a negaros que es algo laboriosa. Necesitamos elaborar 7 bizcochos de manera individual, es decir, escudillamos y horneamos. Si este paso os resulta muy complicado, siempre podemos extender una capa de masa sobre la plantilla que nos hemos preparado y después cortarla.
Los siguientes pasos son mucho más llevaderos. Empapar con el almíbar, rellenar con la crema y decorar. El resultado es una tarta bastante atractiva a la vista y, por supuesto, absolutamente deliciosa.


Ingredientes para una tarta de 20 cm de diámetro
PARA EL BIZCOCHO DOBOS:
  • 6 huevos L
  • 75 g de azúcar
  • 75 g de azúcar glas
  • 150 g de harina floja de repostería
  • 40 g de mantequilla sin sal fundida y enfriada
  • 1 cucharadita de extracto de vainilla
  • pizca de sal
PARA EL ALMÍBAR:
  • 115 g de agua
  • 115 g de azúcar
  • un chupito de Bourbon
PARA EL SMBC DE MOKA:
  • 155 g de claras
  • 285 g de azúcar
  • 375 g de mantequilla sin sal a temperatura ambiente
  • 200 g de chocolate 70% fundido y enfriado
  • unas gotas de extracto de café
PARA EL CARAMELO:
  • 170 g de azúcar
  • 40 g de glucosa o azúcar invertido (receta en el enlace)
  • un chorro de zumo de limón
  • 30 g de mantequilla sin sal a temperatura ambiente
Elaboración
Preparamos el bizcocho Dobos.
  1. Precalentamos el horno a 210ºC con calor arriba y abajo.
  2. Dibujamos círculos de 20 cm de diámetro en papel de horno. Podremos dibujar 2 por cada lámina, pero para hornearlos tendremos que hacerlo de 1 en 1 a no ser que vuestras bandejas sean muy anchas.
  3. Tamizamos la harina, reservamos.
  4. En el bol de la KitchenAid o de una batidora, añadimos los huevos junto con el azúcar y la sal. Batimos, aumentando progresivamente la velocidad sin llegar a la máxima, hasta alcanzar el punto de cinta* (ver en NOTAS).
  5. Vertemos la vainilla y volvemos a mezclar por unos segundos.
  6. Añadimos la harina poco a poco a medida que integramos con movimientos envolventes ayudándonos de una espátula.
  7. Incorporamos la mantequilla e integramos de nuevo con movimientos envolventes y suaves.
  8. Introducimos la mezcla en una manga pastelera.
Horneamos.
  1. Para evitar que las puntas del papel se levanten o se mueva cuando escudillamos la masa, disponed unos pequeños “pegotes” de masa en las esquinas del papel sobre la bandeja perforada. De esta forma el papel se quedará fijo.
  2. Recordad colocar el papel con la zona pintada hacía abajo.
  3. Cortamos la punta de la manga pastelera y escudillamos la masa. Realizaremos un círculo siguiendo el patrón que hemos dibujado. Después rellenaremos el interior procurando ejercer la misma presión durante todo momento.
  4. Si nos queda algún hueco, podemos ayudarnos de una espátula para alisar la superficie.
  5. En total necesitamos hacer 7 discos. En mi caso me salieron 8, dependerá de la presión que ejerzáis al escudillar la masa.
  6. Introducimos en el horno durante 5-6 minutos. Veremos que adquiere un ligero color dorado por la superficie.
  7. Sacamos del horno y dejamos enfriar por completo sobre una rejilla.
  8. Repetimos el proceso con el resto de discos de bizcocho.
  9. Si vamos a utilizarlo al día siguiente, una vez que esté completamente frío, cubrimos con film y dejamos a temperatura ambiente.
Preparamos el almíbar.
  1. Añadimos el agua y el azúcar en un cazo. Colocamos a calor medio y dejamos que llegue a ebullición. El azúcar deberá haberse disuelto por completo.
  2. Una vez que rompa a hervir, apagamos el fuego y dejamos que enfríe por completo.
  3. Introducimos el almíbar en un biberón con ayuda de un embudo, añadimos Bourbon al gusto, cerramos y agitamos para mezclar bien.
  4. Reservamos a temperatura ambiente.
Preparamos el Swiss Meringue Buttercream de Moka.
  1. Fundimos el chocolate negro al baño maria. Reservamos.
  2. En un bol resistente al calor, añadimos las claras junto con el azúcar.
  3. Colocamos sobre un cazo con agua al baño María a calor medio bajo. Moviendo con unas varillas, dejaremos hasta que las claras alcancen los 74ºC. Para ello nos ayudaremos de un termómetro digital.
  4. Retiramos del calor, volcamos las claras en el bol de la KitchenAid o una batidora con varillas y batimos a velocidad medio alta hasta obtener un merengue firme y brillante.
  5. Una vez que tengamos el merengue firme, comenzamos a añadir la mantequilla cortada a cuadrados poco a poco y a la vez que la batidora sigue trabajando.
  6. Una vez que tengamos toda la mantequilla añadida, subimos un poco la velocidad y terminamos de montar.
  7. Paramos, bajamos la crema con ayuda de una espátula.
  8. Volvemos a poner en marcha la amasadora, velocidad 1, y añadimos el chocolate en un hilo fino y continuo junto con la esencia de café. Probad y rectificad hasta lograr el sabor deseado.
  9. Batimos de nuevo a velocidad alta hasta que los ingredientes se integren por completo.
Rellenamos.
  1. Para dar un acabado redondo a los bizcochos, puesto que escudillando no tendremos esa suerte, colocamos un plato sobre el bizcocho y recortamos los bordes.
  2. Reservamos uno de los discos para la decoración final. Envolvemos en film para evitar que se reseque.
  3. Colocamos un disco para presentar la tarta sobre un soporte giratorio para tartas. Bajo el disco colocad un trozo de antideslizante para que este no se mueva.
  4. Ponemos una pequeña cantidad de SMBC y colocamos el primer disco.
  5. Empapamos con el almíbar, sed generosos.
  6. Disponemos 2 cucharadas de SMBC y extendemos con ayuda de una espátula. Procuraremos dejarlo lo más liso posible.
  7. Colocamos otro disco de bizcocho y presionamos ligeramente. Repetimos el mismo proceso que la vez anterior. Empapamos con almíbar y extendemos una capa de SMBC.
  8. Hacemos este mismo paso con todas las capas. ¡Recordad dejar un disco de bizcocho!
  9. Repartimos el SMBC con una pala por toda la superficie de este y retiramos el exceso ayudándonos de un alisador de bordes. Esta capa nos ayudará a “recoger” posibles migas del bizcocho que podrían salir a la superficie cuando la decoremos.
  10. Refrigeramos durante 30 minutos para que el SMBC endurezca.
  11. Sacamos del frío, disponemos otra capa de SBMC por toda la superficie, alisamos retirando el exceso y refrigeramos durante 60 minutos.
  12. En este punto, podemos dejarla refrigerada hasta el día siguiente. En mi caso es lo que hice.
  13. Cubrimos el resto de SMBC con film y dejamos a temperatura ambiente.
Preparamos el caramelo.
  1. Colocamos el bizcocho que teníamos reservado sobre una silpat o lámina de teflón. Reservamos.
  2. En una olla mediana o un cazo amplio, añadimos el azúcar junto con la glucosa o azúcar invertido y el zumo de limón.
  3. Colocamos a calor medio-bajo y dejamos que comience a fundir. Una vez que empieza a caramelizar, removeremos a menudo para evitar que algunas zonas puedan quemarse. Reducimos un poco el calor si fuera necesario.
  4. Una vez que tengamos un caramelo dorado, añadimos la mantequilla y removemos muy bien hasta disolver por completo.
  5. Retiramos del calor y volcamos sobre el bizcocho. Extendemos con ayuda de una espátula para ayuda a cubrir toda la superficie y evitar que la capa superior sea muy gruesa.
  6. Con ayuda de un cuchillo afilado y largo, bien untado en mantequilla, realizamos los cortes. En total tendremos que obtener 12 triángulos. Probablemente tengáis que untar de mantequilla el cuchillo en más de una ocasión. Dejaros cerca un cuenco con un poco de cantidad para poder trabajar rápido, de lo contrario el caramelo comenzará a endurecer y será muy complicado cortarlo.
  7. Dejamos enfriar por completo.
Terminamos de decorar la tarta.
  1. Sacamos la tarta del frío. Con ayuda de una espátula, cortamos el excedente superior de SMBC.
  2. Extendemos una pequeña cantidad de SMBC sobre la parte superior y alisamos. De este modo daremos un acabado liso en la parte superior.
  3. Introducimos el SMBC en una manga pastelera con boquilla Wilton 1M (u otra que prefiráis).
  4. Con ayuda de un cuchillo, dibujamos los cortes en la parte superior de la tarta. En total haremos 12 triángulos. De este modo nos resultará mucho más fácil decorarla.
  5. Escudillamos un montoncito en cada triángulo, lo ideal es escudillarlo en el lado derecho del triángulo.
  6. Con ayuda de un cuchillo terminamos de separar los triángulos de caramelo y retiramos el excedente, cortándolo, que puedan tener.
  7. Colocamos en la parte superior de la tarta, teniendo como patrón las marcas que hemos realizado previamente. El aspecto final será muy similar a un molinillo.
  8. Escudillamos una pequeña cantidad de SMBC en el centro, decoramos con hilos de caramelo y pan de oro.
  9. En un mortero, introducimos el caramelo que nos ha sobrado y lo molemos.
  10. Decoramos los laterales con este polvo de caramelo.
  11. Lo ideal es consumir la tarta a temperatura ambiente, la crema tendrá mejor textura. En caso contrario, refrigeramos hasta que la necesitemos. Pero recordad atemperarla unas 5-6 horas antes de consumirla si es invierno.
    dobos-tortet

 

Mirando este Tema (Miembros: 0, Invitados: 2)