RECETAS DE COCINA

B

Borsalino

Guest
Cómo hacer mini pizzas de tomates secos, rúcula, jamón ibérico y pasas
RECETAS
Se trata de una elaboración perfecta para numerosas ocasiones

1596520428464.png



Las mini pizzas ayudan a preparar una comida informal, una merienda, una cena con amigos… y quedan muy vistosas y apetecibles. Son muy fáciles de preparar y estarán listas en un abrir y cerrar de ojos.

Receta de mini pizzas de tomates secos, rúcula, jamón ibérico y pasas

Ingredientes:

1 base de masa de pizza congelada
12 tomates secos en aceite de oliva
50 g de pasas de Corinto
Cebollino
100 g de rúcula
Vinagre de Módena
4 cucharadas de tomate triturado
100 g de jamón ibérico (en virutas)
Aceite de oliva virgen extra
Sal
Pimienta negra

Elaboración:

1. Corta la masa en cuatro porciones individuales.
2. Reparte una cucharada de tomate triturado encima de cada porción.
3. Coloca rodajas de tomate seco encima de cada porción de pizza (tres unidades por porción).
4. Hornea a 200 ºC hasta que los bordes de la masa estén ligeramente dorados.
5. Pon la rúcula y las pasas en un bol. Mezcla con cinco o seis cucharadas de aceite de oliva y un par de cucharadas de vinagre de Módena; salpimienta. Coloca un poco de esta mezcla sobre cada porción.
6. Pica cebollino muy fino y reparte un poco encima de cada mini pizza. Acaba con unas virutas de jamón ibérico y sirve.
 
B

Borsalino

Guest
'Mira qué bueno': fajitas de pollo y verduras para preparar con los niños

RECETAS
Una elaboración que admite numerosos rellenos
'Mira qué bueno': fusilli con crema de mozzarella y tomates cherry para preparar con los niños

1596520671487.png



Las fajitas admiten mil maneras distintas de rellenarlas y, de esta forma, incorporar alimentos nuevos a la dieta de toda familia, ya que a esta elaboración nadie logra resistirse. Son fáciles de preparar… y de comer, así que incluso puedes improvisar con ellas un pícnic en la terraza.

Fajitas de pollo y verduras

Ingredientes

> 4 fajitas
> 2 pechugas
> 1 zanahoria
> 1 pimiento verde
> 200 g de mozzarella
> Aceite de oliva virgen extra
> Salsa de soja
> Sal
> Pimienta negra

Elaboración:


1. Corta el pollo en tiras finas; salpimienta.
2. En una sartén grande, añade un poco de aceite y, cuando esté caliente, saltea el pollo hasta dorarlo. Resérvalo.
3. Corta el pimiento por la mitad, retira las semillas del interior y trocéalo. Pela y corta la zanahoria en tiras finas.
4. En la misma sartén del pollo, añade un poco más de aceite y saltea las verduras, a fuego medio, unos 5 minutos; deben quedar al dente. Cuando estén listas, resérvalas.
5. Monta las fajitas. En el centro, pon el pollo y las verduras. Encima, pon un poco de mozzarella. Enrolla y pasa por la sartén, con un hilo de aceite, hasta dorarlas.
6. Retira y corta las fajitas por la mitad. Lleva a la mesa con un poco de salsa de soja en un bol, para mojar las fajitas.
 
B

Borsalino

Guest
Receta de galletas de avellanas con mantequilla

1596532804679.png


Estas galletas de avellanas con mantequilla son una delicia muy fácil de preparar que se cocina en un abrir y cerrar de ojos. En esos días en los que disponemos de tiempo para cuidarnos y darnos un pequeño homenaje como merienda o para mojar en un café o un vaso de leche, estas galletas son ideales. Las avellanas son una excelente materia prima que se cubrirán de gloría con una base de galletas de mantequilla excepcional. Si quieres disfrutar de un bocado maravilloso, toma nota de cómo preparar unas galletas de avellanas con mantequilla de vicio.

Ingredientes:
  • 250 gr de avellanas tostadas y molidas
  • 250 gr de harina de trigo
  • 100 gr de azúcar
  • 2 huevos
  • 250 gr de mantequilla
  • 10 gr de levadura
  • Una pizca de sal
Cómo preparar unas galletas de avellanas con mantequilla

  1. Esta receta es extremadamente fácil de preparar y nos ofrece uno de esos bocados que difícilmente se olvida.
  2. Las avellanas las podemos preparar con un poco de antelación. Vamos a tostarlas en una sartén hasta que tengan un poco de color.
    Receta de galletas de avellanas con mantequilla
  3. Cuando estén tostadas dejamos que se enfríen para triturarlas. No deben quedar como si fuera harina, nos interesa encontrar trocitos en las galletas.
  4. Seguimos con los huevos. Los vamos a batir con el azúcar hasta que se forme una crema ligera que doblará su tamaño.
  5. Le incorporamos la mantequilla a temperatura ambiente sin dejar de remover. Esta base será la de las galletas convencionales más deliciosas.
  6. A partir de esta base, nos quedará como una masa cremosa, le vamos a ir añadiendo la harina tamizada.
  7. Si somos intolerantes al gluten podemos ponerle una harina de arroz o de cualquier otro tipo, quedarán igualmente bien.
  8. En el momento en que la harina está integrada en este conjunto, le ponemos la levadura. Hasta aquí será una masa de galletas convencional.
  9. Para darle en sabor de avellana, las vamos incorporamos a la masa. Tapamos con papel film y dejamos que repose unos minutos la masa.
  10. A continuación, enharinamos la superficie de trabajo y extendemos la masa. Le damos forma a las galletas con un cortador de pasta o un vaso.
    RReceta de galletas de avellanas con mantequilla
  11. Preparamos una fuente forrada con papel de horno para que no se peguen las galletas. Decoramos con avellanas las galletas o con un poco de chocolate.
  12. Horneamos a 180º durante unos 15 minutos. Pasado este tiempo retiramos del horno y comprobamos el resultado. Tendremos listas unas galletas de vicio
 
B

Borsalino

Guest
Receta de aros de cebolla con harina de maíz

1596606763950.png



Estos aros de cebolla con harina de maíz son una delicia en estado puro. Una tapa de esas que enamoran al primer bocado y se convierten en la estrella indiscutible de cualquier cena o comida con amigos. Este básico de la cocina, las cebollas pueden convertirse en algo maravilloso. Económico, delicioso y listo en unos minutos, no se puede pedir nada más. En lugar de harina de trigo, le daremos un punto extra con la harina de maíz. Si quieres ser un maestro a la hora de preparar unos increíbles aros de cebolla, toma bota de esta receta.

Ingredientes:
  • 2 cebollas medianas
  • 250 gr de harina de harina de maíz
  • 300 ml de cerveza
  • 1 cucharadita de pimentón dulce
  • 1 cucharada de levadura
  • Pan rallado
  • Sal
  • Pimienta
  • Aceite de oliva
Cómo preparar unos aros de cebolla con harina de maíz

  1. Esta receta se cocina en un abrir y cerrar de ojos con unos ingredientes básicos que seguramente tendremos en nuestra casa.
    Receta de aros de cebolla con harina de maíz
  2. Nos ponemos manos a la obra con la cebolla. La pelamos, les quitamos la capa exterior más dura. Cortamos porciones de unos centimetros de grosor.
  3. Vamos separando los aros con las manos y los colocamos en un cuenco con agua. Dejaremos que repose unos minutos.
  4. Es importante la imagen de este plato, los aros más bonitos serán los que rebozaremos, los que no estén bien los guardamos para otra receta.
  5. Seguimos poniendo la harina con la levadura tamizada para empezar a crear la base del rebozado de esta receta.
  6. Le añadimos la cerveza, de no querer o tener esta bebida alcohólica podemos ponerle un poco de gaseosa el efecto será muy similar.
  7. Le daremos un poco de color y sabor con el pimentón. Podemos añadirle un poco de pan rallado para darle más textura al rebozado.
  8. Escurrimos la cebolla y la preparamos para rebozarse. Podemos poner el aceite a calentar, un buen rebozado debe hacerse en un aceite a temperatura adecuada.
  9. Salpimentamos los aros de cebolla y rebozamos con el preparado que tenemos listo. A medida que tenemos los aros cubiertos lo vamos friendo.
  10. Preparamos un papel absorbente para ir poniendo los aros de cebolla. De esta manera se eliminará el exceso de aceite.
    Receta de aros de cebolla con harina de maíz
  11. Serviremos con un poco de salsa de tomate o mayonesa. Tendremos lista una de las tapas o aperitivos más deliciosas, sencillos y económicos que existen. Solo nos quedará probarlos y disfrutarlos con una cerveza o refresco muy fresquitos
 
B

Borsalino

Guest
Receta de helado de mango, menta y lima

1596611374378.png


El helado de mango, menta y lima te ayudará a enfriar un poco el cuerpo en época veraniega. Aunque parezca que los helados cremosos tradicionales son los más antiguos, en realidad los de frutas serían los primeros en ser inventados. Se cree que los antiguos romanos elaboraban un producto similar al sorbete, en el que unían hielo, frutas y azúcar. Algo similar ocurría en el Imperio Chino en donde se mezclaban el jugo de frutas con la miel. En el siglo XVII, el siciliano Francesco Procopio modernizó los procedimientos e implementos para realizar helados. En España se conocería el helado importado de Inglaterra y Estados Unidos durante el siglo 19. Sin duda alguna, este postre tiene una historia larga.

Es posible hacer helados cremosos con sabores de fruta, como ocurre con este helado de mango, menta y lima. Muchos de los productos congelados que venden en las tiendas se realizan a partir de sabores sintéticos y colorantes. Es posible obtener algunos beneficios propios de las frutas cuando las utilizamos en este tipo de receta. Por ejemplo, el mango es una fruta rica en vitaminas y minerales, con propiedades antioxidantes y anticancerígenas. Lo importante es conocer el procedimiento correcto para que este postre tenga la consistencia adecuada. A continuación conocerás el procedimiento básico para realizar casi cualquier helado.
Ingredientes:
  • 120 gramos de azúcar
  • 1 mango maduro
  • 500 gramos de yogur entero
  • 2 limas
  • 1 puñado de hojas de menta
Cómo preparar un helado de mango, menta y lima:

  1. Lavar y pelar el mango.
  2. Remover la pulpa del mango retirando su hueso.
  3. Mezclar en un bol el mango, la azúcar, las hojas de menta y el yogur.
  4. Exprimir el zumo de lima y añadir a la mezcla con el resto de los ingredientes.
  5. Batir todos los ingredientes con la ayuda de una batidora eléctrica hasta obtener una mezcla homogénea y cremosa.
  6. Verter la mezcla cremosa del mango en un envase plástico y colocar en el congelador durante una hora.
  7. Sacar el helado del congelador, remover y devolver al congelador. Esperar una hora.
  8. Retirar el helado del congelador y removerlo evitando la cristalización. Devolver al congelador una hora y repetir el proceso una vez más.
  9. Congelar durante cinco horas más el helado y luego servir.
1596611438641.png

Cuanto más se dedique el tiempo en romper los cristales, más cremoso quedará el helado. Se le puede añadir un poco de colorante rojo para que la mezcla sea más vistosa. Lo importante es tener paciencia y no comértelo antes de iniciar el largo proceso de elaboración… ¡Te encantará!
 
B

Borsalino

Guest
Receta de tortitas rellenas de Nutella

1596621115201.png


Estas tortitas rellenas de Nutella son una de esas recetas que enamora por su sencillez y buen gusto. Un básico que se convertirá en el desayuno o merienda que podemos crear en menos de 10 minutos. Las tortitas son un placer en todos los sentidos que solo preparamos en ocasiones especiales, es un buen momento para dedicarnos un poco más de tiempo y darnos una alegría para el cuerpo. La Nutella es ese básico que debemos tener listo para emergencias, ha llegado la hora de convertirlo en protagonista de unas tortitas espectaculares. Atrévete a cocinar esta delicia fácil de preparar en un abrir y cerrar de ojos.

Ingredientes:
  • 200 gr harina
  • 250 ml leche entera
  • 2 huevos
  • 1 cucharada de azúcar
  • 2 cucharadas de levadura química
  • 3 cucharadas aceite de girasol
  • Nutella
Cómo preparar tortitas rellenas de Nutella

  1. La realidad es que esta receta tiene truco para que quede perfecta. Tenemos que preparar el relleno con antelación. Podemos emplear esta Nutella para una gran variedad de platos y siempre quedarán bien.
    Receta de tortitas rellenas de Nutella
  2. Colocamos papel para horno en una fuente que pondremos en el congelador. Encima disponemos la Nutella en forma de círculo, más o menos que sea el tamaño de estas tortitas deliciosas.
  3. Guardamos la Nutella de esta forma en el congelador. Podemos prepararla por la mañana para hacernos una merienda de lujo o dejarla lista por la noche.
  4. Con este secreto preparado hacer la masa es un placer. Ponemos en el vaso de la batidora los huevos incorporamos una cucharada de azúcar y batimos.
  5. Incorporamos la leche y el aceite. En esta receta usamos de girasol, pero nos sirve cualquier tipo que tengamos en casa.
  6. Para darle más volumen, ponemos un par de cucharadas de levadura tamizada. La harina también la incorporamos tamizada.
  7. Batimos todo y conseguiremos una base de tortitas que nos servirá para cualquier desayuno o merienda caseras.
  8. Preparamos una sartén antiadherente o le incorporamos un poco de mantequilla. Ponemos un cazo de esta masa.
  9. Esperamos a que empiece a cocinarse. Cuando salgan unas burbujas, ponemos el círculo de Nutella y encima más masa.
    Receta de tortitas rellenas de Nutella
  10. Le daremos la vuelta para que se cocine la otra parte y nos queden unas tortitas de vicio con un interior que se irá deshaciendo con el calor.
  11. A medida que tenemos las tortitas las preparamos para servir. Podemos bañarlas en un poco de chocolate caliente o darle un punto a nata. Con frutas naturales como las fresas quedarán de vicio.
 
B

Borsalino

Guest
Cómo hacerte tu propia salsa chimichurri en casa
Ideal en verano para dar gusto tanto a carnes asadas como ensaladas, ave fría e incluso los bocadillos

1596690300879.png


La salsa chimichurri es un clásico de los asados y barbacoas, no solo en Argentina, Uruguay, Chile o Paraguay, de donde es originaria, sino también en todo el mundo, donde se ha extendido como un acompañamiento ideal para todo tipo de platos, incluidos los de alta cocina.

Esto se debe a que su receta es por un lado extremadamente sencilla y por otro muy dúctil, de modo que sustituyendo alguno de los ingredientes por otro, conseguimos una variante distinta sin dejar de ser un chimichurri. Es ideal para los bocadillos de choripan y sin duda supone la salsa perfecta para toda barbacoa que se precie.

Pero también podemos aplicarla de aderezo en ensaladas o cortes fríos como el rosbif o los cortes de pollo o pavo cocido. Además se conserva sin problema durante largo tiempo en la nevera y resiste bien altas temperaturas veraniegas sin propiciar contaminaciones microbianas. Siempre que se observen las mínimas normas de higiene, claro está.

Es por todo ello que el chimichurri se postula como una de las salsas perfectas del verano. Como es muy fácil de hacer y se puede realizar en cantidades grandes, ya que su elaboración toma una semana de maceración, te ofrecemos aquí una sencilla receta casera para que te hagas propio chimichurri y te dure para todo el verano.

1596690461868.png

Ingredientes del chimichurri


En esencia esta salsa es una vinagreta –o casi un escabeche– macerada con diferentes hierbas, todas ellas muy comunes en nuestro entorno y en los supermercados de nuestras poblaciones. De esta suerte, la receta básica incluye orégano, ajo, perejil y cayena (puedes usar ñora), pero se le puede añadir cebolla roja, tomillo, pimentón, tomate e incluso tomate seco, según se quiera más gusto en una dirección u otra.

En cuanto a la base líquida, debemos contar con vinagre de vino blanco, porque es el más neutro en cuanto a sabor, y aceite de oliva. Si utilizamos las hierbas secas, deberemos contar también con un poco de agua caliente para rehidratarlas.

Chimichurri y clarete


La receta básica para 300 mililitros (ml) es muy sencilla, y consiste en utilizar una cucharada sopera de oregano seco, seis ramas de perejil, cuatro dientes de ajo y dos a tres cayenas. También podemos añadir una cucharada de tomillo y otra de postre de comino y/o pimentón dulce, así como una chalota.

Lo picaremos todo bien picado y lo mezclaremos en un recipiente con un poco de agua caliente para que nos dé una textura pastosa. Añadiremos entonces 150 ml de aceite y otros 150 de vinagre. Lo mezclaremos bien todo, mejor con una batidora –no una trituradora–, y lo meteremos en una botella o recipiente cerrado, que irá a la nevera para macerar de uno a dos días.

A partir de entonces podremos usar nuestro chimichurri durante semanas siempre que lo guardemos en la nevera.
 
B

Borsalino

Guest
Cómo hacer palomitas caseras y saludables en el microondas
Actualizado Miércoles, 5 agosto 2020 - 12:27
Ver 2 comentarios
El recipiente PopCorn de Lékué cocina tu snack favorito sin colorantes ni conservantes y de la forma más saludanle. Además, incluye un libro de recetas para que desates tu imaginación incluso antes de que empiece la película

1596703110070.png

El plan de Netflix and Chill, no es lo mismo sin ellas. Ya sea al aire libre una cálida noche de agosto o un día de tormenta, no se puede disfrutar de una sesión de cine o un maratón de series de la misma manera sin un elemento básico, un enorme bol de palomitas.

Estos pequeños granos de maíz que se hicieron famosos en el mundo de la gran pantalla de Estados Unidos en 1929, se han convertido en toda una tradición a la hora de ver una película, no solo en las salas de cine sino también en nuestros hogares.

Y es que, un buen filme y unas palomitas caseras son la combinación perfecta para cualquier día de cine veraniego. Pero hay que tener cuidado, porque el plan de peli y manta es frágil. Puedes mantener la típica discusión de si es mejor en versión original o subtitulada y que no pase nada. Pero si antes de empezar la película viene desde la cocina ese olor característico a palomita quemada, tu plan perfecto se va al garete.

No hay nada que dé más rabia que sacar tu última bolsa de palomitas del microondas, abrirla con toda tu ilusión y ver que la mitad tienen un poco apetecible color marrón, el resto están calcinadas y como mucho se salvan tres.

Y es que las palomitas de supermercado para microondas, además de ser un alimento súper procesado son una ruleta rusa. Muchas veces no sabemos ni la potencia ni el tiempo exacto que hay que ponerlas.

Para que nada arruine tu plan de cine veraniego, existe una alternativa que no tiene nada que envidiar a la invención de Charles Cretors, creador de la primera máquina de palomitas instantáneas, el recipiente Lékué Pop Corn.

LÉKUÉ POP CORN

1596703151747.png

Este palomitero prepara el snack del cine por excelencia de la forma más saludable, sin conservantes ni colorantes. Las palomitas tienen un aporte elevado de fibra y son un gran antioxidante. Además, su consumo ayuda a regular la digestión, los niveles de colesterol y el azúcar.

Este molde de silicona permite preparar las clásicas palomitas en el microondas sin más ingredientes que los propios granos de maíz. De una forma rápida, sencilla y natural. Solo necesitas desplegar el Lekue Pop Corn, que además ocupa muy poco espacio, poner en el bol la cantidad de maíz que deseas cocinar y esperar 3 minutos y 45 segundos.

1596703193707.png


Si no te fías mucho de que, ese periodo de tiempo sea adecuado para tu microondas, también puedes guiarte por el oído. Cuando solo escuches explotar palomitas cada 2-3 segundos es que ya están listas.

En pocos minutos tendrás unas palomitas saludables recién hechas para añadir los ingredientes que desees. Lekue Pop Corn es para el amante de los clásicos, las palomitas con sal o para aquellos que les gusta más lo experimental. Por ello, el molde incluye un libro de recetas para preparar tus palomitas de las formas más originales. Para que adaptes su snack favorito al género cinematográfico que estés viendo.

AL ESTILO SPAGHETTI WESTERN

1596703258521.png


Sorprende a las visitas con las palomitas al estilo siciliano. Ya sea para ver una clásica película del lejano oeste o para dejarse envolver con los planes y chanchullos de la Cosa Nostra deleita a tu paladar con este snack con un toque italiano de tomate y parmesano.

INGREDIENTES
70 g de maíz. 1 cucharadita de sal. 15 g de tomate seco. 20 g de queso parmesano rallado. 20 g de mantequilla Y 1 cucharadita de orégano.

PREPARACIÓN
Hidrata el tomate seco cubríendolo con agua en un vaso y dejarlo unos 5 minutos. Despliega el bol del PopCorn. Añadir en el PopCorn el maíz y la sal. Tapa el bol de forma que la tapa no quede totalmente encajada en el bol. Cocer entre 3 y 4 minutos en el microondas a máxima potencia (800W).

En otro recipiente, deshacer la mantequilla cortada a dados durante 30'' en el microondas a máxima potencia. Verter la mantequilla sobre las palomitas. Picar el tomate hidratado y añadirlo al PopCorn junto con el queso parmesano rallado. Remover, tapar y cocer unos 30 segundos más en el microondas a máxima potencia (800W). Añadir el orégano. Remover con la ayuda de una cuchara.

AL ESTILO BOLLYWOOD

1596703306535.png

Exótico, dulce y lleno de color. Este delicioso aperitivo con un toque de curry te hará sentir como si estuvieses en las calles de Bombay. La explosión de sabores en tu boca te hará bailar y cantar al ritmo del estilo cinematográfico más famoso de toda la India.

INGREDIENTES
70g. de Maíz. 20g. de mantequilla. 1 pizca de sal. Curry Y Coco rallado (opcional).

PREPARACIÓN
Añadir el maíz en el PopCorn. Tapa el bol de forma que la tapa no quede totalmente encajada en el bol. Cocer entre 2 y 4 minutos en el microondas a máxima potencia (800W).

En otro recipiente, deshacer la mantequilla cortada a dados durante 30'' en el micro a máxima potencia. Añadir a la mantequilla fundida el curry y la sal. Mezclar. Verter la mezcla por encima de las palomitas y remover con la ayuda de una cuchara. Si quieres, puedes añadir el coco rallado al final.

AL ESTILO LOVE ACTUALLY

1596703351543.png


Para las amantes de las películas románticas. Olvídate de elegir entre helado de chocolate o pistacho como Bridget Jones. Ya no importara si Jack cabía o no con Rose en la tabla o si al final era oficial o caballero. Estas palomitas de chocolate te enamoraran más que cualquier romance de Hollywood.

INGREDIENTES
Maíz para palomitas. 3 cucharaditas de aceite de oliva (15 ml). 1 cucharada de azúcar (10 g). 50 g de chocolate para fundir y una ralladura de naranja.

PREPARACIÓN
Mide 100 g de granos de maíz en el medidor de PopCorn y añade el aceite de oliva y el azúcar. Remueve, tapa con el bol y cuece en el microondas durante 4 minutos a 800W. Derrite el chocolate en la tapa de silicona, cociéndolo durante 1 minuto en el microondas a 800W. Remueve hasta que se deshaga por completo y añade la ralladura de naranja. Vierte sobre las palomitas, tapa y agitar para impregnar bien todas las palomitas.

Y después de abrir un poco el apetito, es hora de preparar el sofá, coger una manta, elegir una buena película y prepararte un bol gigante de palomitas con el recipiente Lekue Pop Corn

 
B

Borsalino

Guest
Receta de ravioli de requesón con salsa de langostinos

1596776130058.png


Esta receta de ravioli de requesón con salsa de langostinos traerá lo mejor de la pasta italiana a nuestra mesa. Vamos a cocinar un plato de pasta desde cero, con un pequeño secreto para conseguir un resultado espectacular. Este ravioli tiene un proceso de elaboración rapidísimo, usaremos unas placas de lasaña para ganar tiempo y crear el relleno que más nos guste. En este caso le pondremos un requesón, pero podemos incorporar cualquier variedad de queso, carne, pescado o ingrediente que nos guste. La salsa de langostinos conseguirá realzar un sabor básico marcado por la delicadeza y la elegancia.

Ingredientes:
  • 8 placas de lasaña
  • 300 gr de requesón
  • ½ cebolla
  • 50 gr de piñones
  • Aceite de oliva
  • Pizca de sal
  • Tomillo
  • Agua
  • 150 gr de langostinos
  • Nata para cocinar
  • Parmesano rallado
  • 4 cucharadas de salsa de tomate casera
Cómo preparar un ravioli de requesón con salsa de langostinos

  1. El primer paso para conseguir un ravioli casero es cocinar las placas de lasaña. En el mercado hay dos tipos de placas, las que se hierven o se ponen en agua caliente. Miramos bien las instrucciones antes que nasa.
    Receta de ravioli de requesón con salsa de langostinos
  2. Si optamos por las de hervir, simplemente preparamos el agua con una pizca de sal y las hervimos como si fuera cualquier otro tipo de pasta.
  3. Mientras tenemos las placas cocinándose, preparamos el relleno, ponemos el requesón en un bol. Le podemos dar un poco de alegría con un poco de tomillo.
  4. Tostamos los piñones en una sartén antiadherente y se los añadimos al requesón, le darán una textura y alegría un poco distintos.
  5. Una vez estén cocinadas, extendemos las placas de lasaña y las rellenamos. Cerramos el ravioli con un poco de agua en los extremos y la ayuda de un tenedor. Debe quedar bien sellado.
  6. Continuamos con la salsa, vamos a pelar una cebolla y cortarla muy finita. Podemos añadirle un ajo si nos gusta este ingrediente, pelado y cortadito.
  7. En una sartén con un chorrito de aceite pochamos estos dos ingredientes conseguiremos una buena base para los langostinos.
    Receta de ravioli de requesón con salsa de langostinos
  8. Pelamos los langostinos y los troceamos, los ponemos a la sartén y los salteamos un poco hasta que estén casi listos.
  9. Añadimos la salsa de tomate y un poco de nata, removemos bien hasta tener lista una salsa espectacular.
  10. Servimos el ravioli con la salsa y un poco de parmesano rallado, tendremos listo un plato de restaurante casero y muy fácil de preparar.
 
B

Borsalino

Guest
Receta de bizcocho esponjoso y húmedo de chocolate

1596781761199.png

El bizcocho esponjoso y húmedo de chocolate es una receta deliciosa y básica que todos podemos preparar. Es ideal para una tarde con los amigos. Como postre nunca nos fallará, podemos consumirlo solo, relleno o decorado y el resultado siempre será increíble. También lo podemos acompañar con alguna bebida. De cualquier manera es una receta ideal para cualquier ocasión y no requiere de muchos pasos.

El chocolate es un excelente aliado en muchos postres. Además de delicioso, posee muchas propiedades beneficiosas para el organismo. Ayuda al desarrollo de los dientes y los huesos, favorece el funcionamiento cerebral y mejora la memoria. Posee epicatequina, que tiene un efecto cardioprotector, aumenta la elasticidad de las arterias y mejora la circulación de la sangre.
Ingredientes:
  • 3 tazas de harina
  • 3 tazas de azúcar
  • 2 tazas de leche
  • ½ taza de cacao en polvo
  • ½ taza de aceite
  • 2 cucharaditas de vainilla
  • 2 cucharaditas de vinagre blanco
  • 2 cucharaditas de bicarbonato
  • 1 cucharadita de polvo de hornear
  • 1 pizca de canela
  • 1 pizca de sal
  • 4 huevos
Cómo preparar bizcocho esponjoso y húmedo de chocolate:

  1. Tamizamos la harina, el cacao, el polvo de hornear y el bicarbonato en un recipiente grande.
  2. A continuación, agregamos el azúcar, la canela y la sal. Mezclamos hasta que se mezclen todos los ingredientes.
  3. Incorporamos la leche y el aceite sin dejar de remover.
  4. Después vertemos el vinagre, mezclando poco a poco.
  5. Separamos las yemas de las claras. Agregamos las yemas a la mezcla anterior junto con la vainilla, seguimos revolviendo.
  6. En otro recipiente batimos las claras con un poco de azúcar a punto de nieve. Cuando se vuelva blanquecina y aumente su volumen, con ayuda de una espátula la incluimos en la mezcla con movimientos suaves.
  7. Precalentamos el horno a 180 grados mientras engrasamos y enharinamos el molde que vamos a usar. Depositamos en él la mezcla del bizcocho y dejamos cocinar durante 50 minutos.
  8. Para asegurarnos que está listo introducimos un cuchillo o palito de madera. Si al retirarlo está limpio, el bizcocho ya esta cocinado.
  9. Sacamos del horno y dejamos enfriar. Luego desmoldamos y ya está listo. Si queremos podemos decorarlo o rellenarlo a nuestro gusto.
    Bizcocho esponjoso y húmedo de chocolate
Este bizcocho esponjoso y húmedo de chocolate es un postre riquísimo que debemos probar. La preparación no es compleja y los ingredientes son muy básicos, casi todos los tenemos en casa. Si quieres disfrutar de una exquisita merienda con familiares y amigos, este bizcocho es una excelente opción. A los pequeños de la casa les encantará.
 
B

Borsalino

Guest
Membrillo en almibar de naranja

1596785758224.png


El membrillo en almíbar de naranja es un postre exquisito, cargado de deliciosos aromas. Se elabora con tan solo tres ingredientes, pero los resultados son maravillosos en cuanto a sabor y textura. El nombre del membrillo proviene de su árbol, el membrillero. Sus ramas, al nacer, son tiernas, flexibles y resistentes como el mimbre; por ello se denominó membrillo al fruto, un diminutivo de este material. El membrillero ha sido cultivado desde la antigüedad, existen evidencias de su existencia desde en el año 4000 a.C. El dulce de membrillo se fabrica de manera industrial desde mediados del siglo XIX: una larga historia en la gastronomía.

El membrillo es un fruto que aporta beneficios para la salud. Contiene altos niveles de pectina, un elemento que ayuda a disminuir el colesterol en sangre. Por otro lado, nos aporta taninos, unas sustancias efecto astringente, muy favorable para la digestión. Además, tiene propiedades expectorantes y desintoxicantes, pues ayuda a eliminar el ácido úrico. Por su parte, la naranja es una fruta rica en vitamina C, el antioxidante natural más popular.
Ingredientes:
  • 2 membrillos maduros
  • 2 naranjas
  • ½ taza de azúcar
  • 1 ½ taza de agua
  • Galleta triturada (opcional)
Cómo preparar membrillo en almíbar de naranja:

  1. Lavar bien los membrillos.
  2. Con un cuchillo afilado, cortar los membrillos por la mitad y luego en gajos de un centímetro de grosor, aproximadamente.
  3. Retirar las semillas, desecharlas y pelar cada trozo de membrillo.
  4. Poner los gajos de membrillo en una cacerola, formando una base en el fondo. Reservar.
  5. Lavar las naranjas y retirar la piel con ayuda de un cuchillo afilado. Cuidar que no quede parte blanca en la piel, pues, amarga el postre.
  6. Seguidamente, exprimir el zumo de las naranjas y verter sobre el membrillo.
  7. Añadir la piel de la naranja a la cacerola, agregar el azúcar y una taza y media de agua. Ir cocinando y removiendo a fuego bajo durante 35-40 minutos.
  8. Transcurrido ese tiempo, retirar del fuego y dejar enfriar.
  9. Retirar la piel de la naranja antes de servir.
  10. Esparcir galleta triturada sobre el membrillo para decorar (opcional).
    Membrillo en almíbar de naranja
Prepara membrillo en almíbar de naranja como un sustituto de las mermeladas comerciales. La combinación de membrillo y naranja es una mezcla de sabores contrastantes que armonizan perfectamente en el paladar. El almíbar puede servirte para endulzar otros postres, como tartas, galletas, panqueques, etc. Consigue membrillos frescos, maduros y en buen estado para optimizar el resultado. Anímate.
 
B

Borsalino

Guest
Así se prepara el arroz del senyoret de La Mar Salada

RECETAS

Marc Singla nos ofrece la receta de uno de los mejores arroces de este restaurante barcelonés

Así se prepara el arroz de Barraca de Villa Retiro

1596870411813.png


Marc Singla ha convertido los distintos arroces de La Mar Salada, ya sean en paella o en cazuela, en todo un referente no sólo del barrio marinero por excelencia, la Barceloneta, sino de la ciudad. El chef, que en los tiempos en que formó parte de la órbita de Ferran Adrià fue el creador de la célebre tortilla de patatas deconstruida, está desde hace años al frente de los fogones del establecimiento de Marta Cid y Albert Enrich.

Con la cocina marinera de sello propio como hilo conductor, los arroces no son ni mucho menos lo único de la carta, pero sí todo un aliciente para atraer a los amantes empedernidos de esta especialidad que quieren probar las distintas preparaciones que ofrecen Singla y su equipo. Y uno de los más exitosos es el del senyoret: elegir los pescados fresquísimos, una materia prima mezcla de pescados de roca y de pescado blanco, además del marisco, preparar sin prisas el fumet o trabajar el sofrito con mimo son algunos de los requisitos de una receta que hoy detallamos. No estamos ante una paella tradicional sino ante una cazuela de hierro en la que las galeras tendrán un gran protagonismo y donde el horno desempeña un papel importante para tostar el pescado antes de hacer el fumet, con las verduras rehogadas. Un arroz en el que interviene el fuego lento tanto para el fumet como para la preparación del sofrito y en el que el comensal puede disfrutar de todos los ingredientes sin tener que esforzarse por pelar o por retirar cuidadosamente las espinas porque todo está listo para llevárselo a la boca y saborear.

Arroz del senyoret

Para la base de marcisco:

Ingredientes:
> 300 g de pescado de roca (rata, araña, escórpora, veta...)
> 300 g de morralla (besuguitos, gallineta, cabezas de rape...)
> 200 g de crustáceos (cangrejo, galera, cabezas de cigala)
> 2 cabezas de ajo
> 100 g de aceite de oliva
> 50 g de coñac
> 50 g de vino de Jerez
> 5 g de pimiento rojo dulce
> 5 g de pimentón de La Vera

Para la bresa:


Ingredientes:
> 3 de zanahorias
> 2 de puerros
> 3 de cebollas de Figueres
> 1/2 de apio
> 2 de nabos
> 2 de ñoras
> 3 de hojas de laurel

Para el sofrito:


Ingredientes:
> 200 g de aceite de oliva
> 600 g de cebolla de Figueres
> 400 g de tomate maduro

Elaboración del fumet:


Eviscerar y limpiar el pescado y ponerlo en bandejas de horno. Salar generosamente, añadir un buen chorro de aceite de oliva y meter en el horno durante 15 minutos a 250ºC hasta que quede bien tostado. Reservar. En una sartén, saltea los crustáceos con las cabezas de ajo y el pimiento rojo, flambearlo con el coñac y el jerez y reservarlo. En una olla honda, poner un chorro de aceite y las verduras de la bresa limpias y cortadas en juliana, y sofreírlas a fuego fuerte durante cinco minutos. A continuación añadir el pescado y los crustáceos ya salteados, cubrirlas con cinco litros agua y dejarlas hervir 45 minutos a fuego suave. Transcurrido ese tiempo, colarlas y reservarlas.

Elaboración del sofrito:


Picar a cuchillo la cebolla bien fina y ponerla a cocer a fuego lento con un buen chorro de aceite de oliva hasta que quede como una mermelada. Añadir el tomate rallado y cocerlo hasta que se haya evaporado toda el agua

Para el arroz:


Ingredientes:
> 500 g de arroz bomba
> 1.500 ml de fumet de pescado
> 200 g de sofrito
> 50 g de ajo picado
> 150 g de calamar fresco
> Perejil picado
> 3 salmonetes de roca
> 3 unidades de araña de mar
> 6 navajas

Elaboración:


En una cazuela de hierro colado con un chorro de aceite caliente poner el calamar cortado a dados, a continuación el ajo picado y después el sofrito. Cuando esté todo mezclado añadir el arroz y nacarlo durante dos minutos a fuego medio. Cubrir con el fumet que ya tenemos al punto de ebullición y dejar cocer a fuego fuerte durante ocho minutos y cuatro minutos más a fuego medio.
Poner los pescados, previamente fileteados y salpimentados, y las navajas sobre el arroz y acabar de cocerlo al horno a 240ºC durante cuatro minutos más.
A este arroz se le puede poner las verduras de temporada que más nos gusten, como alcachofas, judías verdes o setas de temporada. Al sacarlo del horno es importante no tardar en servirlo. Es muy importante respetar el tiempo de cocción del arroz.
 
B

Borsalino

Guest
Receta de Ñoquis fritos: receta con espinacas, queso, nata y tomate seco

1596946800762.png


Si nunca has probado ñoquis fritos, aprovecha la oportunidad para hacerlos con una receta deliciosa, acompañada de verduras, que asombrará a tus comensales. Si bien los ñoquis fritos son perfectos para una tapa o entrante, en este caso se trata de un completo plato principal. A los más pequeños de la casa les van a encantar.

El sabor de los ñoquis fritos te encantará y también su textura. Quedan crujientes y muy tiernos por dentro, y combinan excelentemente con la espinaca, el tomate y el queso. Pero para ello no tendrás que pasar mucho tiempo en la cocina, pues puedes preparar el plato con los ñoquis al vacío que venden en el supermercado.
Ingredientes:
  • 500 gramos de ñoquis de patata
  • 400 gramos de espinacas
  • 200 gramos de queso provolone
  • 100 mililitros de nata
  • 4 tomates secos en aceite de oliva
  • 1 diente de ajo
  • 500 mililitros de aceite de oliva
  • 1 cucharadita de pimienta
  • Sal al gusto
Preparación:

  1. Pica bien finamente el ajo y dóralo en una sartén a fuego bajo, con un chorrito de aceite de oliva.
  2. Agrega las espinacas lavadas, troceadas y escurridas. Cocina hasta que estén tiernas.
  3. Añade la nata y deja cocinar otros 3 minutos.
  4. Ralla encima de la cocción el queso provolone.
  5. Agrega la sal y la pimienta a tu gusto.
  6. Revuelve bien.
    Ñoquis fritos
  7. Cocina en una sartén aparte los ñoquis en aceite bien caliente. Colócalos por tandas, de forma que no queden demasiado juntos.
  8. Quita los ñoquis cuando ya estén dorados y colócalos sobre papel de cocina para que se escurra el aceite.
  9. Sírvelos acompañado de la preparación de espinacas.
Consejos para servir y para variar la receta de ñoquis fritos:

Para servir este plato de ñoquis con espinacas tienes varias opciones. Puedes verter la preparación de espinacas en un bol grande, agregar los ñoquis fritos y revolver bien. También puedes servirlos en capas, colocando debajo las espinacas con el tomate y el queso, y servir encima los ñoquis.

Si después de preparar esta receta descubres que a tu familia le ha gustado, prepáralos y sírvelos otro día cambiando la receta. Una buena idea es freírlos y acompañarnos con salsa de tomate, boloñesa o bechamel, como los ñoquis tradicionales; también puedes servirlos con pinchos, para picar antes de la cena.

Déjanos tus opiniones sobre esta receta de ñoquis fritos. Agrega debajo un comentario con tus consejos e ideas. Comparte esta receta con tus amigos. Estarán encantados de probar qué tan sabrosos son estos ñoquis fritos que se han vuelto tan populares.
 
B

Borsalino

Guest
Receta de bizcocho de chocolate con centeno sin lácteos ni huevos

1596962619545.png

El bizcocho de chocolate con centeno sin lácteos ni huevos es una buena alternativa para compartir con quienes padecen intolerancias o alergias a ciertos alimentos. O también cuando no se cuentan con todos los ingredientes y se tiene antojo de algo dulce. Este bizcocho resulta esponjoso y húmedo, con un intenso aroma y sabor a chocolate, no tiene nada que envidiarles a las recetas de siempre. Puede disfrutarse en el desayuno o la merienda junto a una taza de té o café, también viene bien como un delicioso postre tras una comida en casa. Al probarlo, nadie va a creer que no lleva leche, huevos y tampoco aceite.

Con este bizcocho de chocolate y centeno sin lácteos ni huevos se tiene asegurado el aporte de fibra y carbohidratos complejos, que luego el organismo sintetiza en energía. Si se utiliza un cacao de buena calidad, sin azúcar agregada, se pueden aprovechar los antioxidantes de este alimento. Estos componentes ayudan a regular la circulación, equilibran la presión arterial y disminuyen los niveles de colesterol malo.
Ingredientes:
  • 200 gr de harina de repostería
  • 100 gr de harina de centeno
  • 50 gr de cacao en polvo
  • 1 cucharada de levadura química
  • 150 gr de azúcar
  • 50 ml de café
  • 250 ml de agua
  • 1 pizca de sal
  • Esencia de vainilla
  • 1 cucharadita de canela molida
  • Chips de chocolate c/n
Cómo preparar bizcocho de chocolate y centeno sin lácteos, ni huevos:

  1. Precalentar el horno a temperatura media (170°).
  2. Por un lado, tamizar las harinas con la sal, el cacao y la levadura química. Agregar el azúcar.
  3. Verter el café frío y unas gotas de esencia de vainilla.
  4. Incorporar el agua a la harina, batiendo con varillas hasta conseguir una crema espesa y sin grumos.
  5. Batir intensamente durante tres minutos para que el aire penetre en la masa.
  6. Por último, añadir los chips de chocolate.
    Bizcocho de chocolate con centeno sin lácteos ni huevos
  7. Engrasar y enharinar un molde rectangular.
  8. Rellenar con la preparación y hornear durante 40 a 50 minutos.
  9. Pinchar en el centro con un cuchillo para saber si ya está cocido. Debe salir limpio y seco.
  10. Retirar del horno y dejar reposar durante 10 minutos. Luego desmoldar y envolver en un paño limpio hasta que se enfríe por completo. Esto ayudará a que la miga quede húmeda y esponjosa.
  11. Espolvorear el bizcocho de chocolate y centeno sin lácteos, ni huevos espolvoreado con azúcar glas.
Es posible preparar un delicioso bizcocho de chocolate y centeno sin lácteos ni huevos, con una miga esponjosa y húmeda como los bizcochos tradicionales. Además, es muy fácil de hacer.