La España de Franco (2 Visitantes)

Registrado
19 Abr 2018
Mensajes
3.693
Calificaciones
9.462
Mujeres vejadas, encarceladas y violadas: retratos del feminicidio


Por que no cuentas tambien las mujeres asesinadas por los republicanos?



Esas no cuentan?

No, seguramente para gente como tu, no cuentan.
 

Registrado
19 Abr 2018
Mensajes
3.693
Calificaciones
9.462
Sus juicios fueron una auténtica farsa.


Una cosa fueron sus ideas que pueden ser discutibles, pero ninguna idea merece la muerte, a no ser que pasen a la acción, es decir, a asesinar.

No están probados esos asesinatos. Sus juicios como solía ocurrir en aquella época eran meras componendas.


Y lo que mas me chirría es que el responsable de verdaderas matanzas muriera en la cama y encima enterrado en una basílica, y encima sin ser condenada su dictadura en sede parlamentaria porque se ha negado la derecha y en especial el PP. Y si me contradices en ésto, busca el diario de sesiones en donde se refleja esa condena en Sede Parlamentaria junto con su fecha.

Por otro lado mezclas los abortos con ésto, pero ya de pasada te recuerdo lo poco que han importado los niños quitados a las presas, los niños que una vez nacidos han caído en la pobreza e incluso han sido abusados por miembros de la curia.
Que no se probaron los asesinatos???

Eso lo dicen cuatro rojos de ierda y los proetarras. Por supuesto que se probaron. Basta ya de justificar a los asesinos.
 
Registrado
23 Nov 2014
Mensajes
441
Calificaciones
828
Sus juicios fueron una auténtica farsa.


Una cosa fueron sus ideas que pueden ser discutibles, pero ninguna idea merece la muerte, a no ser que pasen a la acción, es decir, a asesinar.

No están probados esos asesinatos. Sus juicios como solía ocurrir en aquella época eran meras componendas.


Y lo que mas me chirría es que el responsable de verdaderas matanzas muriera en la cama y encima enterrado en una basílica, y encima sin ser condenada su dictadura en sede parlamentaria porque se ha negado la derecha y en especial el PP. Y si me contradices en ésto, busca el diario de sesiones en donde se refleja esa condena en Sede Parlamentaria junto con su fecha.

Por otro lado mezclas los abortos con ésto, pero ya de pasada te recuerdo lo poco que han importado los niños quitados a las presas, los niños que una vez nacidos han caído en la pobreza e incluso han sido abusados por miembros de la curia.
Me pones unos enlances muy éticos y que no mienten , la wiquipendia te recuerdo que mete mano cualquiera y no es muy fiable, murió en su cama porque no habia huevos para cargarselo Dios te ampare
 

Registrado
17 Abr 2016
Mensajes
2.183
Calificaciones
6.681
Mal vamos cuando nos recreamos en el pasado , victimas y verdugos por ambos lados ,recuerdo a una/o forero que me decia que votase a quien HABIA MATADO ami abuelo , demos un paso adelante en este barco o salimos o nos hundimos TODOS . Ser de derecha izquierda o lo que haya no puede ser de estar al lado del gili--- de turno , me da igual D o IZ quiero pagar mis facturas con mi trabajo sin limosnas del de turno .
 
Registrado
3 Mar 2006
Mensajes
45.972
Calificaciones
70.060
Ubicación
227
'Billy el Niño': el torturador franquista que ha muerto con sus medallas y sin ser juzgado
Memoria histórica

El inspector de policía Antonio González Pacheco, la cara más conocida del aparato represor del franquismo, ha fallecido este jueves con coronavirus
Muere por coronavirus el expolicía acusado de torturas 'Billy el Niño'

Juan Miguel Baquero
07/05/2020 - 13:49h
La Fiscalía se opone a la extradición de Billy el Niño a Argentina

La Fiscalía se opone a la extradición de Billy el Niño a Argentina EFE

"¿Sabes quién soy? 'Billy el Niño". El inspector Antonio González Pacheco disfrutaba con su trabajo, según las víctimas: detener y torturar. El policía franquista tenía el mando en los calabozos de la Puerta del Sol de Madrid, y no dudaba en aplicar variadas técnicas de castigo durante sus interrogatorios. Quería atemorizar a sus detenidos. Ser el referente de la represión del franquismo. Todo ese terror queda reflejado en nueve querellas de víctimas de sus torturas. Algunas ya han sido archivadas porque los delitos han prescrito.

Antonio González Pacheco, alias 'Billy el Niño', nació el 10 de octubre de 1946 en Aldea del Cano (Cáceres). Le gustaba su apodo. Ha sido la cara más visible de la Brigada Político Social (BPS) y el aparato represor de los últimos años de la dictadura de Francisco Franco.




Este jueves se ha conocido su fallecimiento a causa del coronavirus y dolencias de riñón, en una clínica madrileña. 'Billy el Niño' ha muerto sin ser juzgado y manteniendo las medallas que recibió por su carrera durante el franquismo, plagada de torturas.

Durante su vida tuvo un objetivo: vestir sobre su figura una leyenda negra, de tipo duro, sin escrúpulos. Buscó estar en boca de los miembros de las organizaciones antifranquistas, que le conocieran y supieran de qué es capaz. Que le tuvieran miedo. Por eso acercaba el rostro a los reos y decía: "¿Sabes quién soy? Billy el Niño".

El policía construyó para sí, durante su carrera, el perfil de un agente duro e imprevisible que convertía los calabozos de la Dirección General de Seguridad (DGS) en una trampa infernal para los activistas contra la dictadura. Por sus "méritos" acumulados en años de servicio recibió varias medallas pensionadas que siguieron en su poder hasta el día de su muerte.

Perfil de un torturador

Antonio González Pacheco vivía en Madrid, en el mismo barrio que algunas de sus víctimas. Obsesionado con su seguridad, calculaba con extremo cuidado cada salida a la calle. Un taxi en la puerta, miradas tras las cortinas desde las ventanas de un primer piso. Y una fugaz carrera desde el portal a la puerta abierta del vehículo.

Aficionado al atletismo, Billy el Niño llegó a correr maratones como los de Madrid o Nueva York. En una de estas competiciones fue identificado y la fotografía del torturador franquista con gorra, ropa deportiva, gesto sufrido y un dorsal con el número 4191 dieron la vuelta al país.
Dos ciudadanos se suman a las querellas contara Billy el Niño por torturas

Billy el Niño en la Audiencia Nacional. EFE

Como policía franquista llegó a ser número dos de la BPS bajo el mando del comisario Roberto Conesa (implicado en la represión tras la guerra civil y encargado de la lucha antiterrorista contra ETA y los GRAPO). Acumuló fama con rapidez por las palizas con las que sometía a los arrestados.

Desde 1977 fue inspector del Cuerpo Superior de Policía. Quedó integrado en la Brigada Central de Información, la policía secreta que sustituyó a la Brigada Político Social. En el 81 acusó un traslado a la Comisaría General de Policía Judicial y abandonó el servicio un año después para pasar a trabajar como jefe de seguridad en empresas privadas.

Dinero por detenciones y torturas

González Pacheco fue relacionado con el asesinato de Enrique Ruano, estudiante de Derecho y militante del Frente de Liberación Popular. Ruano murió bajo custodia de la policía secreta franquista. El 20 de enero de 1969 cayó desde un séptimo piso. La dictadura vendió el suceso como un suicidio, en una estrategia de la que participa el ministro Manuel Fraga. El movimiento antifranquista lo considera un crimen político y se incendia la indignación en las universidades españolas.

Incluso un juez condenó a Billy el Niño en 1974 por "malos tratos" al periodista Paco Lobatón. La pena fue de un día sin empleo y sueldo.
Billy el Niño llegaba a cobrar premios especiales en metálico por sus actuaciones. Como la "desarticulación de aparato de propaganda FRAP", 20.000 pesetas en el 75. Y "detención de militante del Partido Comunista", 6.000 pesetas en el 76.

Y medallas pensionadas

Billy el Niño obtuvo cinco medallas que aumentaron su pensión un 50%. El policía franquista acusado de torturas acumulaba condecoraciones en la dictadura y también en democracia, según desvelaba el informe solicitado sobre el caso por el ministro del Interior, Fernando Grande-Marlaska.

La primera medalla de distintivo rojo la recibió del Gobierno de Franco en 1972. Estaba pensionada con un aumento del 10% en el sueldo. El siguiente premio es la Medalla de Plata al Mérito Policial concedida por el ministro Rodolfo Martín Villa en 1977, aumentaba su pensión en un 15%.
El policía jubilado Billy el Niño, en una fiesta en una comisaría de Madrid.

El policía jubilado Billy el Niño, en una fiesta en una comisaría de Madrid. ELDIARIO.ES / MADRID

En 1980 obtuvo otra más, de las mismas características. Y en 1982 recibió la Medalla de Oro, que suponía un plus del 20% en su atribución. González Pacheco reclamó por vía judicial los beneficios económicos asociados a esta condecoración porque no los cobraba. La justicia reconoció este derecho en 2010. Por último, el policía franquista fue condecorado en 1977 con la Cruz al Mérito Militar con Distintivo Blanco. Esta última medalla militar no fue conocida públicamente hasta noviembre de 2019.

El Gobierno de España encargó este informe a través de Interior para estudiar la retirada de estas condecoraciones pensionadas. Es la "intención" del Ejecutivo de Pedro Sánchez finiquitar estos premios y privilegios. Grande-Marlaska, entiende que este tipo de condecoraciones son una manifestación de una conducta ejemplar y excepcional hacia la sociedad que, "a día de hoy", cree que "no existe" en el caso de Billy el Niño.

En febrero de 2020, el Congreso dio el visto bueno a la petición del diputado EH Bildu Jon Iñárritu para desclasificar las medallas, condecoraciones y premios concedidos a Antonio González Pacheco. La desclasificación implicaba la publicación de la hoja de servicios de 'Billy el Niño', a la que había accedido eldiario.es en diciembre de 2018. Un expediente que había sido secreto hasta entonces y que revelaba que el Estado gratificaba con reconocimientos públicos y premios en metálico la detención y represión de estudiantes y comunistas.

El documento constaba de tres folios en los que se recogían las actuaciones de este agente franquista entre 1969 y 1977. En el documento figuraban 18 felicitaciones públicas por represión comunista y estudiantil, así como "premios" en metálico por la represión de los movimientos antifranquista.

Las torturas

El policía franquista estaba acusado de torturas continuadas en los calabozos de la Dirección General de Seguridad en Madrid. Actuaba con extrema violencia, según sus víctimas. Empleó técnicas de castigo como colgar al detenido en una barra para provocar una posición de extrema vulnerabilidad y ensayaba movimientos copiados de las artes marciales.

Una de las torturas era el 'pasillo': el detenido pasaba entre dos filas de agentes policiales que golpeaban con porras, vergajos, puños americanos, patadas y puñetazos. O el 'repasito': propinar fuertes golpes, sin dejar marcas en el cuerpo, con guías telefónicas y porras de goma, una táctica empleada entre interrogatorios.

La 'bañera' consistía en la introducción de la cabeza en aguas "extremadamente sucias y nauseabundas" hasta el práctico ahogamiento del detenido. Cuando la víctima llega a perder el conocimiento siente la sensación de que va a morir.
Billy el Niño saluda tras declarar en la Audiencia Nacional, el 10 de abril de 2014. / Álvaro Minguito/DISO Press

Billy el Niño saluda tras declarar en la Audiencia Nacional, el 10 de abril de 2014. / Álvaro Minguito/DISO Press

Billy el Niño bautizó como el 'saco de golpes' a los puñetazos y patadas repetidas en el cuerpo de sus víctimas que descargaba con movimientos y gritos copiados del kárate. Le "encantaba" propinar estas palizas pronunciando los nombres de las técnicas empleadas para mostrar su pericia en la materia, según el relato de las víctimas, algunos de los cuales han quedado recogidos en querellas.

En ellas se habla también de la técnica de colgamiento de una barra: esposado por la muñeca delante de los tobillos, el detenido quedaba suspendido por la articulación de las rodillas. La postura dejaba expuestos los glúteos, genitales y plantas de los pies para ser golpeados. Era una de las prácticas más usadas por los agentes de la BPS por la extrema posición de vulnerabilidad y la nula posibilidad de defensa. Además del intensísimo dolor, esta tortura provocaba abundantes hemorragias y presencia de sangre y coágulos en la orina durante meses.

La violencia psicológica y la humillación al detenido eran una constante. Con amenazas, coacciones indicando posibles daños a familiares y compañeros, o despojando de la ropa para mantener desnuda a la víctima. Y el aislamiento, los incesantes interrogatorios y el debilitamiento, negando agua o comida durante días.

Vinculado a Villarejo durante la democracia

Ya en los años de democracia, 'Billy el Niño' estuvo vinculado al caso Villarejo. Tal como informó Pedro Águeda, la empresa de seguridad de González Pachezo facturó cerca de 700.000 euros entre 2010 y 2016, durante periodo en el que el inspector jefe Constancio Riaño estuvo destinado en la Comisaría General de Información. Riaño esta imputado en el caso Villarejo, acusado de entregar información confidencial a Villarejo, con la que el comisario confeccionaba dosieres que luego vendía.

Servicio de Prevención de Atentados y Secuestros (SPAS S.L), la empresa de González Pacheco, funcionaba como una consultora de seguridad, y estuvo en funcionamiento durante dos décadas. Su fin de actividad coincide, precisamente, con el año en que Riaño se jubiló.
González Pacheco también se benefició de su 'amistad' con Riaño al obtener información privilegiada de este. El propio Riaño declaró ante el juez el septiembre pasado que había entregado datos de matrículas y teléfonos a su "amigo" Billy el Niño. Su justificación: que el policía franquista se sentía "amenazado", que no podía recurrir a a la Policía por el "desprestigio" al que le habían condenado los medios de comunicación y que la información entregada no era exactamente confidencial.

 

Registrado
16 Nov 2011
Mensajes
4.093
Calificaciones
21.954
'Billy el Niño': el torturador franquista que ha muerto con sus medallas y sin ser juzgado
Memoria histórica

El inspector de policía Antonio González Pacheco, la cara más conocida del aparato represor del franquismo, ha fallecido este jueves con coronavirus
Muere por coronavirus el expolicía acusado de torturas 'Billy el Niño'

Juan Miguel Baquero
07/05/2020 - 13:49h
La Fiscalía se opone a la extradición de Billy el Niño a Argentina

La Fiscalía se opone a la extradición de Billy el Niño a Argentina EFE

"¿Sabes quién soy? 'Billy el Niño". El inspector Antonio González Pacheco disfrutaba con su trabajo, según las víctimas: detener y torturar. El policía franquista tenía el mando en los calabozos de la Puerta del Sol de Madrid, y no dudaba en aplicar variadas técnicas de castigo durante sus interrogatorios. Quería atemorizar a sus detenidos. Ser el referente de la represión del franquismo. Todo ese terror queda reflejado en nueve querellas de víctimas de sus torturas. Algunas ya han sido archivadas porque los delitos han prescrito.

Antonio González Pacheco, alias 'Billy el Niño', nació el 10 de octubre de 1946 en Aldea del Cano (Cáceres). Le gustaba su apodo. Ha sido la cara más visible de la Brigada Político Social (BPS) y el aparato represor de los últimos años de la dictadura de Francisco Franco.




Este jueves se ha conocido su fallecimiento a causa del coronavirus y dolencias de riñón, en una clínica madrileña. 'Billy el Niño' ha muerto sin ser juzgado y manteniendo las medallas que recibió por su carrera durante el franquismo, plagada de torturas.

Durante su vida tuvo un objetivo: vestir sobre su figura una leyenda negra, de tipo duro, sin escrúpulos. Buscó estar en boca de los miembros de las organizaciones antifranquistas, que le conocieran y supieran de qué es capaz. Que le tuvieran miedo. Por eso acercaba el rostro a los reos y decía: "¿Sabes quién soy? Billy el Niño".

El policía construyó para sí, durante su carrera, el perfil de un agente duro e imprevisible que convertía los calabozos de la Dirección General de Seguridad (DGS) en una trampa infernal para los activistas contra la dictadura. Por sus "méritos" acumulados en años de servicio recibió varias medallas pensionadas que siguieron en su poder hasta el día de su muerte.

Perfil de un torturador

Antonio González Pacheco vivía en Madrid, en el mismo barrio que algunas de sus víctimas. Obsesionado con su seguridad, calculaba con extremo cuidado cada salida a la calle. Un taxi en la puerta, miradas tras las cortinas desde las ventanas de un primer piso. Y una fugaz carrera desde el portal a la puerta abierta del vehículo.

Aficionado al atletismo, Billy el Niño llegó a correr maratones como los de Madrid o Nueva York. En una de estas competiciones fue identificado y la fotografía del torturador franquista con gorra, ropa deportiva, gesto sufrido y un dorsal con el número 4191 dieron la vuelta al país.
Dos ciudadanos se suman a las querellas contara Billy el Niño por torturas

Billy el Niño en la Audiencia Nacional. EFE

Como policía franquista llegó a ser número dos de la BPS bajo el mando del comisario Roberto Conesa (implicado en la represión tras la guerra civil y encargado de la lucha antiterrorista contra ETA y los GRAPO). Acumuló fama con rapidez por las palizas con las que sometía a los arrestados.

Desde 1977 fue inspector del Cuerpo Superior de Policía. Quedó integrado en la Brigada Central de Información, la policía secreta que sustituyó a la Brigada Político Social. En el 81 acusó un traslado a la Comisaría General de Policía Judicial y abandonó el servicio un año después para pasar a trabajar como jefe de seguridad en empresas privadas.

Dinero por detenciones y torturas

González Pacheco fue relacionado con el asesinato de Enrique Ruano, estudiante de Derecho y militante del Frente de Liberación Popular. Ruano murió bajo custodia de la policía secreta franquista. El 20 de enero de 1969 cayó desde un séptimo piso. La dictadura vendió el suceso como un suicidio, en una estrategia de la que participa el ministro Manuel Fraga. El movimiento antifranquista lo considera un crimen político y se incendia la indignación en las universidades españolas.

Incluso un juez condenó a Billy el Niño en 1974 por "malos tratos" al periodista Paco Lobatón. La pena fue de un día sin empleo y sueldo.
Billy el Niño llegaba a cobrar premios especiales en metálico por sus actuaciones. Como la "desarticulación de aparato de propaganda FRAP", 20.000 pesetas en el 75. Y "detención de militante del Partido Comunista", 6.000 pesetas en el 76.

Y medallas pensionadas

Billy el Niño obtuvo cinco medallas que aumentaron su pensión un 50%. El policía franquista acusado de torturas acumulaba condecoraciones en la dictadura y también en democracia, según desvelaba el informe solicitado sobre el caso por el ministro del Interior, Fernando Grande-Marlaska.

La primera medalla de distintivo rojo la recibió del Gobierno de Franco en 1972. Estaba pensionada con un aumento del 10% en el sueldo. El siguiente premio es la Medalla de Plata al Mérito Policial concedida por el ministro Rodolfo Martín Villa en 1977, aumentaba su pensión en un 15%.
El policía jubilado Billy el Niño, en una fiesta en una comisaría de Madrid.

El policía jubilado Billy el Niño, en una fiesta en una comisaría de Madrid. ELDIARIO.ES / MADRID

En 1980 obtuvo otra más, de las mismas características. Y en 1982 recibió la Medalla de Oro, que suponía un plus del 20% en su atribución. González Pacheco reclamó por vía judicial los beneficios económicos asociados a esta condecoración porque no los cobraba. La justicia reconoció este derecho en 2010. Por último, el policía franquista fue condecorado en 1977 con la Cruz al Mérito Militar con Distintivo Blanco. Esta última medalla militar no fue conocida públicamente hasta noviembre de 2019.

El Gobierno de España encargó este informe a través de Interior para estudiar la retirada de estas condecoraciones pensionadas. Es la "intención" del Ejecutivo de Pedro Sánchez finiquitar estos premios y privilegios. Grande-Marlaska, entiende que este tipo de condecoraciones son una manifestación de una conducta ejemplar y excepcional hacia la sociedad que, "a día de hoy", cree que "no existe" en el caso de Billy el Niño.

En febrero de 2020, el Congreso dio el visto bueno a la petición del diputado EH Bildu Jon Iñárritu para desclasificar las medallas, condecoraciones y premios concedidos a Antonio González Pacheco. La desclasificación implicaba la publicación de la hoja de servicios de 'Billy el Niño', a la que había accedido eldiario.es en diciembre de 2018. Un expediente que había sido secreto hasta entonces y que revelaba que el Estado gratificaba con reconocimientos públicos y premios en metálico la detención y represión de estudiantes y comunistas.

El documento constaba de tres folios en los que se recogían las actuaciones de este agente franquista entre 1969 y 1977. En el documento figuraban 18 felicitaciones públicas por represión comunista y estudiantil, así como "premios" en metálico por la represión de los movimientos antifranquista.

Las torturas

El policía franquista estaba acusado de torturas continuadas en los calabozos de la Dirección General de Seguridad en Madrid. Actuaba con extrema violencia, según sus víctimas. Empleó técnicas de castigo como colgar al detenido en una barra para provocar una posición de extrema vulnerabilidad y ensayaba movimientos copiados de las artes marciales.

Una de las torturas era el 'pasillo': el detenido pasaba entre dos filas de agentes policiales que golpeaban con porras, vergajos, puños americanos, patadas y puñetazos. O el 'repasito': propinar fuertes golpes, sin dejar marcas en el cuerpo, con guías telefónicas y porras de goma, una táctica empleada entre interrogatorios.

La 'bañera' consistía en la introducción de la cabeza en aguas "extremadamente sucias y nauseabundas" hasta el práctico ahogamiento del detenido. Cuando la víctima llega a perder el conocimiento siente la sensación de que va a morir.
Billy el Niño saluda tras declarar en la Audiencia Nacional, el 10 de abril de 2014. / Álvaro Minguito/DISO Press

Billy el Niño saluda tras declarar en la Audiencia Nacional, el 10 de abril de 2014. / Álvaro Minguito/DISO Press

Billy el Niño bautizó como el 'saco de golpes' a los puñetazos y patadas repetidas en el cuerpo de sus víctimas que descargaba con movimientos y gritos copiados del kárate. Le "encantaba" propinar estas palizas pronunciando los nombres de las técnicas empleadas para mostrar su pericia en la materia, según el relato de las víctimas, algunos de los cuales han quedado recogidos en querellas.

En ellas se habla también de la técnica de colgamiento de una barra: esposado por la muñeca delante de los tobillos, el detenido quedaba suspendido por la articulación de las rodillas. La postura dejaba expuestos los glúteos, genitales y plantas de los pies para ser golpeados. Era una de las prácticas más usadas por los agentes de la BPS por la extrema posición de vulnerabilidad y la nula posibilidad de defensa. Además del intensísimo dolor, esta tortura provocaba abundantes hemorragias y presencia de sangre y coágulos en la orina durante meses.

La violencia psicológica y la humillación al detenido eran una constante. Con amenazas, coacciones indicando posibles daños a familiares y compañeros, o despojando de la ropa para mantener desnuda a la víctima. Y el aislamiento, los incesantes interrogatorios y el debilitamiento, negando agua o comida durante días.

Vinculado a Villarejo durante la democracia

Ya en los años de democracia, 'Billy el Niño' estuvo vinculado al caso Villarejo. Tal como informó Pedro Águeda, la empresa de seguridad de González Pachezo facturó cerca de 700.000 euros entre 2010 y 2016, durante periodo en el que el inspector jefe Constancio Riaño estuvo destinado en la Comisaría General de Información. Riaño esta imputado en el caso Villarejo, acusado de entregar información confidencial a Villarejo, con la que el comisario confeccionaba dosieres que luego vendía.

Servicio de Prevención de Atentados y Secuestros (SPAS S.L), la empresa de González Pacheco, funcionaba como una consultora de seguridad, y estuvo en funcionamiento durante dos décadas. Su fin de actividad coincide, precisamente, con el año en que Riaño se jubiló.
González Pacheco también se benefició de su 'amistad' con Riaño al obtener información privilegiada de este. El propio Riaño declaró ante el juez el septiembre pasado que había entregado datos de matrículas y teléfonos a su "amigo" Billy el Niño. Su justificación: que el policía franquista se sentía "amenazado", que no podía recurrir a a la Policía por el "desprestigio" al que le habían condenado los medios de comunicación y que la información entregada no era exactamente confidencial.

Hay gente que no pinta nada entre los vivos. Que descanse... si puede.
 
Registrado
3 Mar 2006
Mensajes
45.972
Calificaciones
70.060
Ubicación
227
Así protegió la democracia al torturador 'Billy el Niño' para que no respondiera de sus crímenes

La Justicia rechazó 18 querellas de sus víctimas en juzgados españoles y la Audiencia Nacional también denegó su extradición a Argentina, que lo reclamaba por un posible delito de torturas en el contexto de crímenes contra la humanidad. El abogado de las víctimas espera que avancen las causas donde se señalan otros policías acusados de torturas.


Antonio González Pacheco, alias 'Billy el Niño'
Antonio González Pacheco, alias 'Billy el Niño'
MADRID
07/05/2020 15:14 ACTUALIZADO: 07/05/2020 15:55
ALEJANDRO TORRÚS
Era el 10 de abril del año 2014. El torturador de la policía franquista Antonio González Pacheco acudía a declarar ante la Audiencia Nacional. Era un día histórico. La Justicia de Argentina reclamaba su extradición acusado de un delito de torturas en un contexto de crímenes contra la humanidad y Billy el Niño tenía que responder ante la Justicia por sus torturas. Pero la situación era diferente a cómo se había imaginado. Los magistrados de la Sala, presidida por Concepción Espejel, habían prohibido tomar imágenes del rostro del torturador. De hecho, el expolicía había entrado antes a la Sala para evitar esta posibilidad. Allí, de espaldas a periodistas y víctimas, el torturador respondió a la pregunta de si había tenido algún problema con la Justicia por sus actos como Policía: "No lo recuerdo con certeza, quizá algo hace muchos muchos años de malos tratos, pero creo que no fuimos condenados".
La Audiencia Nacional, 20 días después, decidía rechazar la petición de extradición. La Sala de lo Penal falló que los delitos que se atribuían a González Pacheco, cometidos durante los últimos años de dictadura, estarían prescritos y, además, no podían ser investigados como crímenes contra la humanidad —que no prescriben— porque no constituían "un ataque sistemático y organizado a un grupo de población" por más que fueran realizados por "un grupo determinado, aislado y concreto de funcionarios policiales".
"Nosotros consideramos que la democracia es cómplice de la dictadura sanguinaria"
La Audiencia Nacional era clara. Billy el Niño no podía ser juzgado y, además, quedaba la sensación en el ambiente de que el expolicía había recibido cierto trato de favor. No se le había podido grabar y, prácticamente, tampoco se le había podido ver por los pasillos ni en la sala. Sólo una imagen de su nuca y otra a su salida del edificio de la Audiencia con un casco de moto. "Creo que aquel día nos dejó una imagen representativa de cómo el propio aparato del Estado ha protegido y amparado a un personaje como González Pacheco", explica a Público Jacinto Lara, abogado de la Coordinadora Estatal de Apoyo a la Querella Argentina y de muchas de las víctimas del torturador que han presentado querellas en los juzgados españoles.

Imagen de archivo de 'Billy el niño'. EP
Imagen de archivo de 'Billy el niño'. EP

"El Estado español no sólo ha protegido al torturador. Lo promocionó, lo condecoró y después lo protegió y amparó. Todo ello, además, en un contexto de una política de impunidad que amparaba a la totalidad de criminales franquistas. Y esas políticas de impunidad, por parte de un estado democrático, no han sido revertidas en ningún momento. Por eso, nosotros consideramos que la democracia es cómplice de una dictadura sanguinaria", prosigue Jacinto Lara.

18 querellas rechazadas

El 'no' de la Audiencia Nacional no fue el único que recibieron las víctimas del franquismo en su deseo de que el expolicía tuviera que rendir cuentas ante la Justicia. El abogado Jacinto Lara explica que en los últimos años han presentado hasta 18 querellas en los juzgados españoles con testimonios muy documentados y completos de las torturas que recibían los militantes antifranquistas en la Dirección General de Seguridad y todas ellas fueron inadmitidas o rechazadas. "El balance no puede sede resultar más negativo. No hay ningún tipo de voluntad para dar una respuesta adecuada a los crímenes que este señor cometió", prosigue el abogado.

"No hay ningún tipo de voluntad para dar una respuesta adecuada a los crímenes que este señor cometió"

En la actualidad, no obstante, hay varias querellas dirigidas contra González Pacheco y otros policías acusados de torturas que están todavía a la espera de una respuesta por parte de la Justicia. Ahora, la esperanza para las víctimas es que estas querellas no sean archivadas, como todas las anteriores, y que se abran investigaciones contra otros policías o guardias civiles acusados de torturas, ya que Billy el Niño no actuaba solo, como Manuel Gómez Sandoval, Tomás Nieto Berrocal o Jesús Muñecas.

PP, Cs y PSOE en contra de modificar la Ley de Amnistía

Jacinto Lara incide en que la negativa a investigar de la Justicia no es más que la culminación o la consecuencia más palpable de la política de impunidad mantenida por todo el Estado español respecto a las torturas de Billy el Niño y al resto de crímenes mantenidos por el franquismo. En este sentido, cabe recordar que la ONU ha instado a España en varios momentos para derogar la Ley de Amnistía, que en la práctica ha funcionado como una ley de punto final para los responsables franquistas, y a "juzgar o extraditar" a los responsables de la dictadura franquista.

Sin embargo, ninguna de estas recomendaciones se ha llevado a cabo bajo ningún gobierno. El Congreso, con los votos de PP, PSOE y Ciudadanos, rechazó en marzo de 2018 dejar sin efecto la Ley de Amnistía, tal y como solicitó el Relator de la ONU. La propuesta llegó al Congreso de la mano de la Coordinadora Estatal de Apoyo a la Querella Argentina (CEAQUA) y solicitaba añadir un párrafo a la conocida Ley de Amnistía para que recogiera, concretamente, que la norma "no impedirá" que "los juzgados y tribunales investiguen, enjuicien e impongan las penas correspondientes a las personas responsables de haber cometido delito de genocidio, lesa humanidad, delitos de guerra y otras graves violaciones de derechos humanos". La propuesta, tal y como se ha señalado, fue rechazada por PP, PSOE y Ciudadanos.
Trabas a Argentina y gobiernos que miran a otro lado
El círculo de la impunidad franquista se completa con la nula iniciativa de los sucesivos gobiernos de la democracia para que los crímenes franquistas pudieran ser investigados en los juzgados españoles. En este sentido, el abogado Jacinto Lara recuerda que nunca se emprendieron iniciativas para acabar con la impunidad franquista ni para que el espíritu del Derecho internacional de los Derechos Humanos tuviera cabida en la interpretación de la legislación española y se acabaran las excusas legales que amparaban la impunidad.

El abogado también señala que nada impide, en la actualidad, la modificación o derogación de la Ley de Amnistía

Y no sólo eso. La propia jueza de Argentina María Servini de Cubría denunció que el Gobierno español, con Mariano Rajoy de presidente, puso varios palos en las ruedas a la investigación argentina sobre crímenes del franquismo. El principal de ellos se realizó a través de la Fiscalía, que el 20 de septiembre de 2016 envío una circular a los juzgados con peticiones desde Argentina instándoles a rechazar estas comisiones y recordando que el juez Garzón fue investigado por intentar juzgar el franquismo. A día de hoy, la circular sigue vigente y no ha sido revocado.

En este sentido, Jacinto Lara señala que, en caso de que el Estado quiera juzgar a los responsables franquistas que siguen con vida, se debe retirar la circular de Fiscalía y orientar a la misma Fiscalía para que pida a los jueces que colaboren con Argentina y que la jueza pueda pisar suelo español y tomar declaración a los imputados. "Solo tiene que dejar sin efecto la anterior y mostrar su predisposición del Estado a colaborar con Argentina. Eso es lo que nos pidió el Relator de la ONU", incide Jacinto Lara. En segundo lugar, el abogado también señala que nada impide, en la actualidad, la modificación o derogación de la Ley de Amnistía.

"Juzgar a los responsables franquistas es posible. El Derecho Internacional lo avala. Hacen falta reformas legales y voluntad política. Decir que España no puede juzgar a los responsables de la dictadura es un insulto a la inteligencia. El problema es que los tres poderes del Estado han fortalecido la política de impunidad del franquismo y que ningún gobierno ha formulado alguna medida para remediarlo", sentencia Jacinto Lara, que considera que acabar con la impunidad de la dictadura es posible "con voluntad política".



  • eusebiozurdo
  • hace 14 horas
  • 7 de mayo de 2020, 18:01
    Psoe se opone a juzgar al asesino " Billy el Niño"
    Psoe se opone a investigar las corruptelas de la monarquia.
    Psoe se opone a limpiar las "cloacas" del Estado.
    ¿ Quo Vadis Psoe ?

  • Cientos de miles de españoles dieron su lucha y su vida, para que hubiera una verdadera libertad, igualdad y fraternidad en España,entre ellos miles y miles de socialistas.

  • No se trata de abrir heridas, se trata de hacer JUSTICIA a estos españoles que fueron asesinados, sacrificando incluso sus familias, por la causa mas justa, noble y humana que es la de conseguir un mundo mas igual y feliz PARA TODOS.


Ya sabemos que estamos en una democracia devaluada y franquista. Desde el PP hasta el PXXE han protegido a Billy el Niño.
 
Registrado
23 Nov 2014
Mensajes
441
Calificaciones
828
Así protegió la democracia al torturador 'Billy el Niño' para que no respondiera de sus crímenes

La Justicia rechazó 18 querellas de sus víctimas en juzgados españoles y la Audiencia Nacional también denegó su extradición a Argentina, que lo reclamaba por un posible delito de torturas en el contexto de crímenes contra la humanidad. El abogado de las víctimas espera que avancen las causas donde se señalan otros policías acusados de torturas.


Antonio González Pacheco, alias 'Billy el Niño''Billy el Niño'
Antonio González Pacheco, alias 'Billy el Niño'
MADRID
07/05/2020 15:14 ACTUALIZADO: 07/05/2020 15:55
ALEJANDRO TORRÚS
Era el 10 de abril del año 2014. El torturador de la policía franquista Antonio González Pacheco acudía a declarar ante la Audiencia Nacional. Era un día histórico. La Justicia de Argentina reclamaba su extradición acusado de un delito de torturas en un contexto de crímenes contra la humanidad y Billy el Niño tenía que responder ante la Justicia por sus torturas. Pero la situación era diferente a cómo se había imaginado. Los magistrados de la Sala, presidida por Concepción Espejel, habían prohibido tomar imágenes del rostro del torturador. De hecho, el expolicía había entrado antes a la Sala para evitar esta posibilidad. Allí, de espaldas a periodistas y víctimas, el torturador respondió a la pregunta de si había tenido algún problema con la Justicia por sus actos como Policía: "No lo recuerdo con certeza, quizá algo hace muchos muchos años de malos tratos, pero creo que no fuimos condenados".
La Audiencia Nacional, 20 días después, decidía rechazar la petición de extradición. La Sala de lo Penal falló que los delitos que se atribuían a González Pacheco, cometidos durante los últimos años de dictadura, estarían prescritos y, además, no podían ser investigados como crímenes contra la humanidad —que no prescriben— porque no constituían "un ataque sistemático y organizado a un grupo de población" por más que fueran realizados por "un grupo determinado, aislado y concreto de funcionarios policiales".
"Nosotros consideramos que la democracia es cómplice de la dictadura sanguinaria"
La Audiencia Nacional era clara. Billy el Niño no podía ser juzgado y, además, quedaba la sensación en el ambiente de que el expolicía había recibido cierto trato de favor. No se le había podido grabar y, prácticamente, tampoco se le había podido ver por los pasillos ni en la sala. Sólo una imagen de su nuca y otra a su salida del edificio de la Audiencia con un casco de moto. "Creo que aquel día nos dejó una imagen representativa de cómo el propio aparato del Estado ha protegido y amparado a un personaje como González Pacheco", explica a Público Jacinto Lara, abogado de la Coordinadora Estatal de Apoyo a la Querella Argentina y de muchas de las víctimas del torturador que han presentado querellas en los juzgados españoles.

Imagen de archivo de 'Billy el niño'. EP'Billy el niño'. EP
Imagen de archivo de 'Billy el niño'. EP

"El Estado español no sólo ha protegido al torturador. Lo promocionó, lo condecoró y después lo protegió y amparó. Todo ello, además, en un contexto de una política de impunidad que amparaba a la totalidad de criminales franquistas. Y esas políticas de impunidad, por parte de un estado democrático, no han sido revertidas en ningún momento. Por eso, nosotros consideramos que la democracia es cómplice de una dictadura sanguinaria", prosigue Jacinto Lara.

18 querellas rechazadas

El 'no' de la Audiencia Nacional no fue el único que recibieron las víctimas del franquismo en su deseo de que el expolicía tuviera que rendir cuentas ante la Justicia. El abogado Jacinto Lara explica que en los últimos años han presentado hasta 18 querellas en los juzgados españoles con testimonios muy documentados y completos de las torturas que recibían los militantes antifranquistas en la Dirección General de Seguridad y todas ellas fueron inadmitidas o rechazadas. "El balance no puede sede resultar más negativo. No hay ningún tipo de voluntad para dar una respuesta adecuada a los crímenes que este señor cometió", prosigue el abogado.

"No hay ningún tipo de voluntad para dar una respuesta adecuada a los crímenes que este señor cometió"

En la actualidad, no obstante, hay varias querellas dirigidas contra González Pacheco y otros policías acusados de torturas que están todavía a la espera de una respuesta por parte de la Justicia. Ahora, la esperanza para las víctimas es que estas querellas no sean archivadas, como todas las anteriores, y que se abran investigaciones contra otros policías o guardias civiles acusados de torturas, ya que Billy el Niño no actuaba solo, como Manuel Gómez Sandoval, Tomás Nieto Berrocal o Jesús Muñecas.

PP, Cs y PSOE en contra de modificar la Ley de Amnistía

Jacinto Lara incide en que la negativa a investigar de la Justicia no es más que la culminación o la consecuencia más palpable de la política de impunidad mantenida por todo el Estado español respecto a las torturas de Billy el Niño y al resto de crímenes mantenidos por el franquismo. En este sentido, cabe recordar que la ONU ha instado a España en varios momentos para derogar la Ley de Amnistía, que en la práctica ha funcionado como una ley de punto final para los responsables franquistas, y a "juzgar o extraditar" a los responsables de la dictadura franquista.

Sin embargo, ninguna de estas recomendaciones se ha llevado a cabo bajo ningún gobierno. El Congreso, con los votos de PP, PSOE y Ciudadanos, rechazó en marzo de 2018 dejar sin efecto la Ley de Amnistía, tal y como solicitó el Relator de la ONU. La propuesta llegó al Congreso de la mano de la Coordinadora Estatal de Apoyo a la Querella Argentina (CEAQUA) y solicitaba añadir un párrafo a la conocida Ley de Amnistía para que recogiera, concretamente, que la norma "no impedirá" que "los juzgados y tribunales investiguen, enjuicien e impongan las penas correspondientes a las personas responsables de haber cometido delito de genocidio, lesa humanidad, delitos de guerra y otras graves violaciones de derechos humanos". La propuesta, tal y como se ha señalado, fue rechazada por PP, PSOE y Ciudadanos.
Trabas a Argentina y gobiernos que miran a otro lado
El círculo de la impunidad franquista se completa con la nula iniciativa de los sucesivos gobiernos de la democracia para que los crímenes franquistas pudieran ser investigados en los juzgados españoles. En este sentido, el abogado Jacinto Lara recuerda que nunca se emprendieron iniciativas para acabar con la impunidad franquista ni para que el espíritu del Derecho internacional de los Derechos Humanos tuviera cabida en la interpretación de la legislación española y se acabaran las excusas legales que amparaban la impunidad.

El abogado también señala que nada impide, en la actualidad, la modificación o derogación de la Ley de Amnistía

Y no sólo eso. La propia jueza de Argentina María Servini de Cubría denunció que el Gobierno español, con Mariano Rajoy de presidente, puso varios palos en las ruedas a la investigación argentina sobre crímenes del franquismo. El principal de ellos se realizó a través de la Fiscalía, que el 20 de septiembre de 2016 envío una circular a los juzgados con peticiones desde Argentina instándoles a rechazar estas comisiones y recordando que el juez Garzón fue investigado por intentar juzgar el franquismo. A día de hoy, la circular sigue vigente y no ha sido revocado.

En este sentido, Jacinto Lara señala que, en caso de que el Estado quiera juzgar a los responsables franquistas que siguen con vida, se debe retirar la circular de Fiscalía y orientar a la misma Fiscalía para que pida a los jueces que colaboren con Argentina y que la jueza pueda pisar suelo español y tomar declaración a los imputados. "Solo tiene que dejar sin efecto la anterior y mostrar su predisposición del Estado a colaborar con Argentina. Eso es lo que nos pidió el Relator de la ONU", incide Jacinto Lara. En segundo lugar, el abogado también señala que nada impide, en la actualidad, la modificación o derogación de la Ley de Amnistía.

"Juzgar a los responsables franquistas es posible. El Derecho Internacional lo avala. Hacen falta reformas legales y voluntad política. Decir que España no puede juzgar a los responsables de la dictadura es un insulto a la inteligencia. El problema es que los tres poderes del Estado han fortalecido la política de impunidad del franquismo y que ningún gobierno ha formulado alguna medida para remediarlo", sentencia Jacinto Lara, que considera que acabar con la impunidad de la dictadura es posible "con voluntad política".



  • eusebiozurdo
  • hace 14 horas
  • 7 de mayo de 2020, 18:01
    Psoe se opone a juzgar al asesino " Billy el Niño"
    Psoe se opone a investigar las corruptelas de la monarquia.
    Psoe se opone a limpiar las "cloacas" del Estado.
    ¿ Quo Vadis Psoe ?

  • Cientos de miles de españoles dieron su lucha y su vida, para que hubiera una verdadera libertad, igualdad y fraternidad en España,entre ellos miles y miles de socialistas.

  • No se trata de abrir heridas, se trata de hacer JUSTICIA a estos españoles que fueron asesinados, sacrificando incluso sus familias, por la causa mas justa, noble y humana que es la de conseguir un mundo mas igual y feliz PARA TODOS.


Ya sabemos que estamos en una democracia devaluada y franquista. Desde el PP hasta el PXXE han protegido a Billy el Niño.

Y el Psoe no? No es por nada pero que yo sepa goberno en España el PSOE desde octubre de 1982 hasta 1996, son años eh? y despues desde el 2004 hasta creo que el 2011
 
Registrado
4 Dic 2017
Mensajes
8.350
Calificaciones
28.412
Fraga fue un gran politico. Donde solo hay gentuza es en ERC que chantajean para gestionar la paguita y a cambio el gobierno pandemias puede alargar el estado alarma para posponer los juicios que se le vienen encima y seguir colando leyes chavistas
 
Registrado
2 Nov 2014
Mensajes
2.460
Calificaciones
8.068
Ubicación
Tongariro
Y el Psoe no? No es por nada pero que yo sepa goberno en España el PSOE desde octubre de 1982 hasta 1996, son años eh? y despues desde el 2004 hasta creo que el 2011
El problema del este infraestructura es que sabía muchas cosas y por eso nunca se le metió mano de manera más dura, me da la impresión.
 
Registrado
19 Abr 2018
Mensajes
3.693
Calificaciones
9.462
Rudolf Hess era un personaje de la Alemania nazi muy controvertido. Apenas participo en la guerra, pues al principio del conflicto, volo en solitario y por cuenta propia a Inglaterra para tener conversaciones de paz, donde fue capturado. Fue juzgado en Nuremberg y condenado a cadena perpetua en Spandau, prision controlada por los sovieticos donde permanecio hasta su muerte en 1987 con 93 años. Los ultimos 21 años permanecio absolutamente solo en la prision. Sus otros compañeros fueron liberados, incluso Albert Speer, todo un sanguinario. Inexplicablemente, los rusos se negaron sistematicamente a su liberacion, pese a que sus delitos eran menores, a que tenia graves problemas mentales, y a que intento parar la guerra. Hess no pudo aguantar mas y se suicido ahorcandose con un cable de la luz.

Fueron muchisimas personalidades internacionales quienes pidieron su liberacion. Entre ellas Geoffrey Lawrence y Willy Brandt. No sirve usar ese argunento contra Fraga u otros politicos de derechas, como se ve, pues se trataba de un acto de humanidad.
 

Mirando este Tema (Miembros: 0, Invitados: 2)