El Gobierno veta una subida de las pensiones propuesta por todos los grupos

Registrado
3 Mar 2006
Mensajes
48.403
Calificaciones
77.381
Ubicación
227
El Ejecutivo argumenta que el coste de la medida superaría los 1.150 millones de euros

El presidente del Gobierno, Mariano Rajoy, interviene en el Senado durante la primera sesión de control al Gobierno de esta legislatura. / Fernando Alvarado (EFE)
EFE MADRID 29/11/2016 - 14:22 CET

El Gobierno ha remitido al Congreso un escrito en el que se opone a la tramitación parlamentaria de una proposición de ley firmada por todos los grupos de la Cámara, salvo el PP y Ciudadanos, que pedía una subida de las pensiones del 1,2% para el año que viene.

La Constitución otorga al Ejecutivo la capacidad de oponerse a la tramitación de las proposiciones de ley que afectan a los ingresos o gastos presupuestarios como, a su juicio, sucede con esta iniciativa parlamentaria de aumento de las pensiones.

PUBLICIDAD

Según el documento remitido a la Cámara baja, el Ejecutivo argumenta que el coste de la medida superaría los 1.150 millones de euros. Un coste que, alerta el Ejecutivo, tendría que ser financiado por el Estado, "sin que se proponga una fuente de financiación" para pagarlo.

La decisión del Gobierno ha sido criticada de inmediato por el portavoz del PSOE en el Congreso, Antonio Hernando, uno de los grupos proponentes, que cree que el Ejecutivo hace un "uso improcedente" de su capacidad de veto.

En rueda de prensa en la Cámara baja, Hernando ha destacado que esa subida de las pensiones no afectaría al presupuesto vigente sino al del próximo ejercicio, por lo que el Gobierno no puede pretender imponer su veto con el argumento de que modifica el presupuesto aprobado.

"El Gobierno utiliza el derecho de veto en perjuicio de los ciudadanos y de los pensionistas", ha denunciado.

También se ha referido a este asunto el portavoz de Podemos, Íñigo Errejón, que ha criticado al Gobierno por atrincherarse en el veto a las iniciativas de los grupos parlamentarios, sin darse cuenta de que ya no cuenta con mayoría absoluta.

La oposición del Gobierno a esta proposición de ley sobre pensiones se suma a los dos vetos del Ejecutivo a la paralización del calendario de implantación de la LOMCE y a otra iniciativa de modificación del Estatuto de los Trabajadores.

El pasado 18 de noviembre el Gobierno requirió por escrito a La Mesa del Congreso que reconsidere su decisión de iniciar la tramitación de esas dos proposiciones de ley a pesar de su veto, al entender que también afectan a los gastos presupuestarios.

Hoy mismo, La Mesa del Congreso ha recibido un amplio informe de los servicios jurídicos de la Cámara que analiza el conflicto de competencias entre ambas instituciones, el poder legislativo por un lado, y el Gobierno por otro.

La Mesa se ha emplazado a una próxima reunión -posiblemente la semana que viene- para adoptar una decisión sobre la materia y aceptar o no la solicitud del Ejecutivo de que se revoque la tramitación de ambas proposiciones de ley.

http://cadenaser.com/ser/2016/11/29/economia/1480425010_748232.html


Pues nada. Tendrá que explicar el PSOE que con su abstención propició que Rajoy fuera presidente aquello de que era urgente formar un gobierno para el tema de las pensiones, la reforma laboral, bla, bla, bla.

¿Y ahora que?
 

Registrado
26 Ago 2016
Mensajes
2.749
Calificaciones
10.654
Ubicación
Sverige
Todo esto es muy triste...
Mis padres son pensionistas.
Leí la noticia hace un rato, pero de repente me encuentro esto por facebook jajaja
Y me ha alegrado el día
 
M

MARINE

Guest
Dentro de lo esperado.Todo lo que sea aumentar el nivel de vida de los ciudadanos,como que nom
Ahora ellos no se privan de nada.
 
Registrado
26 Ago 2016
Mensajes
2.749
Calificaciones
10.654
Ubicación
Sverige
Al menos algo bueno
http://www.eldiario.es/politica/Congreso-reforma-Ley-Mordaza-PP_0_585492461.html
El Congreso aprueba la derogación de la Ley Mordaza con el voto en contra del PP
La oposición parlamentaria podrá decirle en más ocasiones al Gobierno que debe reformar la Ley de Seguridad Ciudadana, pero no más claro. Todos a excepción de Ciudadanos, que se ha abstenido, y Foro Asturias, que la ha rechazado, han votado este martes a favor de una moción del PSOE contra la denominada Ley Mordaza, aun teniendo que hacer de tripas corazón por el "batiburrillo" en el que consideran convirtió la propuesta el socialista Antonio Trevín, quien mezcló muertes en las carreteras, con Centros de Internamiento para Extranjeros, Código Penal Militar, niveles de delincuencia y la oposición al citado texto.

Todos esos retales formaban un "patchwork" -expresión utilizada por el convergente Sergi Miquel- que ha llevado a los grupos a presentar enmiendas, rechazadas por PSOE con el argumento de la "imposibilidad" de armar con ellas un texto. Finalmente, los cinco puntos de la moción del PSOE se han votado por separado. El primero, el de la derogación de la Ley Mordaza, ha recibido el voto a favor del grupo Unidos Podemos-En Comú Podem-En Marea, PNV, ERC, Partit Democrata Català y Nueva Canarias. Todos han acordado así dar el pistoletazo de salida a una irreversible reforma del texto heredado de la legislatura de Jorge Fernández Díaz en el Ministerio del Interior.


Consciente de ello, el portavoz del PP, José Alberto Martín-Toledano, ha ofrecido "mano tendida" para la mejora del texto en la última frase de su intervención, la misma expresión que utilizó el ministro Juan Ignacio Zoido durante la interpelación de la semana pasada que ha dado pie a esta moción. La primera oración de Martín-Toledano había sido para afirmar que "en España los derechos y libertades de los ciudadanos están garantizados". En la segunda se ha congratulado de que, "afortunadamente, no estamos en Cuba ni en Venezuela".

El autor de la moción, Antonio Trevín, ha pedido al Gobierno que "devuelva a los ciduadanos la libertad que les hurtó" con la Ley de Seguridad Ciudadana. "Ustedes creen que una sociedad segura es una sociedad silenciada", ha espetado a la bancada 'popular'.

El portavoz de Unidos Podemos, Eduardo Santos Itoiz, también ha reprochado a Trevín la formulación de la moción en forma de "cesta donde ir metiendo cosas". A pesar de ello se ha mostrado de acuerdo en superar el concepto de "seguridad de orden público" que representa la ley a derogar. "La seguridad son los tres millones de pobres que no llegan a fin de mes, la gente que no sabe si va a poder llevar a sus hijos al colegio o si va a ser desahuciada. Todo eso genera intranquilidad y esa intranquilidad genera una insurgencia", ha dicho Santos Itoiz. La respuesta del PP es "porra en la calle" y por eso, ha añadido, su grupo se compromete a llevar a la Cámara un texto que contemple un nuevo concepto de seguridad.

Por su parte, el portavoz de Ciudadanos, Salvador García, ha apostado porque sea el Tribunal Constitucional el que derogue leyes, pero ha anunciado una abstención a la moción del PSOE que aseguraba su aprobación.

Por ERC, Gabriél Rufián ha dedicado su intervención a recuperar ejemplos de aplicación de la Ley de Seguridad Ciudadana, como las multas a periodistas y otros ciudadanos por grabar actuaciones polémicas de las Fuerzas de Seguridad; y otros en los que no se ha recurrido al texto a pesar de que podrían suponer amenazas más graves para la seguridad. "Apoyaremos por dignidad, decencia, memoria y sentido democrático la derogación de esta canallada, de esta purga, de esta ley, y el cierre inmediato de los CIE de la vergüenza. La lucha sigue", ha concluido su intervención.

La aprobación de la moción no tiene efectos sobre la Ley, pero abre un camino, todavía no acordado por la oposición, para su reforma. Además de la restricción de derechos expuestos por los diferentes grupos, la moción del PSOE pone el acento en las 'devoluciones en caliente' que el texto consagra o en la limitación del derecho de huelga y representación sindical.

A partir de ahí, el diputado socialista ha ido enumerando distintas cuestiones que consideran abundan en la falta de seguridad que origina la moción: los CIE, como "constante fuente de conflictos"; las cárceles, sin medios humanos ni materiales suficientes; las carreteras, con un incremento de 33 muertos más que en el mismo periodo de 2015; las Fuerzas de Seguridad, cuyo número de miembros "ha mermado en los últimos años"; y unos guardias civiles sometidos desde hace horas a un Código Penal Militar que recorta sus derechos y libertades. Todo ello es, a juicio de Isidro Martínez, de Foro Asturias, un "totum revolutum" que, en su caso, sí es motivo para no apoyar la moción del PSOE.