Pablo Casado, Presidente del PP (1 Viewer)

Registrado
3 Mar 2006
Mensajes
46.078
Calificaciones
74.383
Ubicación
227
En busca de la España soñada

Se trata de ver si llega a presidir el gobierno Pablo Casado, ese muchacho sensato y templado, fiable, experto en múltiples materias y comprometido a fuego con la verdad

Rosa María Artal
09/06/2020 - 22:13h
Pablo Casado y su equipo en el PP. Flickr.PP

Pablo Casado y su equipo en el PP. Flickr.PP

Lograr la España soñada exige una estrategia, colaboradores y tenacidad. Y hay gente entregada a esta gloriosa misión cada vez con más ahínco. Rafael Hernando, por ejemplo. No hay que tenerle en cuenta al antiguo "portacoz" del PP, caído hoy en desgracia con sueldo del Senado, que llame "coletas" al vicepresidente del Gobierno. En su partido, son mucho de apodos, el albondiguilla, el bigotes, la cremas, el masters, la víbora, el huesos, el comisario, la rociera, o la campechana y el hombrecillo insufrible. Son prácticas útiles en ciertas organizaciones para poder referirse a los miembros sin dejar huellas para su identificación. M.Rajoy, por ejemplo, en los papeles de Bárcenas en un dechado de ingenio.


Así que el coletas puede ser incluso un signo amistoso. Para intentar ganarlo a su causa. De ahí que los fans del PP y su prolongación voxera, los cayetanos todos, vayan día tras día, noche tras noche, envueltos en rojigualda, a aporrear cacerolas que hurtan a sus domésticas filipinas, a la casa de Iglesias y Montero y sus tres hijos pequeños. Otro miembro de la banda o grupo, el cloaquero, facilitó la dirección y hasta la ecografía de la madre en ciernes en servicio a los intereses del clan.

Se trata de ver si llega a presidir el Gobierno Pablo Casado, ese muchacho, sensato y templado, fiable, comprometido a fuego con la verdad como si lo hiciera con sus propios hijos. Cosechó el peor resultado del PP en toda su historia en 2019, al quedarse con 66 diputados y cargados de deudas. Pero ahora se ha hecho un equipo a su altura. De la mano de sus colaboradores más apreciados, diría como Rajoy con Camps en su día: "El modelo de Madrid es el que yo quiero para España". Diezmar la sanidad pública –más aún de lo que ya lo han hecho-, privatizar lo que quede rentable para los amigos y hacerlo mientras todavía hay más de un centenar de personas ahogándose en las UCI. Los tragos intensos cuanto antes. Nuevos usos fatídicos para los palacios de hielo. Si se produce un rebrote fuerte de coronavirus, confinar en muerte a los improductivos, los ancianos en primer lugar. Y contar con los miembros mediáticos que laven, exculpen e inculpen a conveniencia. Con los broncas de oficio, los sibilinos, los esgarramantas, los no tengo más remedio, o los agentes dobles del tertulianismo.


Experto en numerosas materias, Pablo Casado dictó hace unos días una clase magistral al descubrir que, cuando se detiene la actividad económica a causa del confinamiento para frenar la extensión del coronavirus, ¡empresas y autónomos cierran! ¡Y los trabajadores acaba en ERTE¡ El hallazgo ha cruzado fronteras. Y Angela Merkel, que ha visto sufrir por la misma causa que España, la mayor caída en 30 años de la producción industrial alemana, no encontrará mejor asesor que el presidente del PP.


En la organización, hay partidarios de encargar al rey que disuelva las Cortes, convoque al Ejército y tome el mando. Ahora que su padre y predecesor está siendo homenajeado por las investigaciones judiciales como ese ejemplo impagable de honestidad y servicio al interés de su patria. Pero como estamos en Europa y, a veces, en Bruselas molestan los golpes de Estado, mejor será apañar algo más blando en formas, un 23F pequeñito de verdad. De los que hacen los Tejero y dan tanto relumbre a nuestra democracia.


Puede estar avalado con informes del Cuerpo (sección Pérez de los Cobos), basados en la modélica prensa española y juzgado por la crème de la crème de la judicatura, si le queda tiempo en el aluvión de trabajo sobrevenido con las demandas con las que la orquesta distrae. Un periodista solvente en estas cosas, oferta ya un gobierno de gente moderada. Faltan Bertín Osborne y algunos otros humoristas de su cuerda. Legionarios de Cristo, numerarios del Opus, y algún reconvertido del Palmar de Troya. Master Chef pondrá las cacerolas. Y la programación de TVE ofrecerá escenas brillantes del toreo. Mientras, Pablo Casado, Cayetana Álvarez de Toledo, o Isabel Díaz Ayuso saldrán todos los días en los telediarios, como ahora. Y siempre habrá una puya para el coletas.


Los informes que elaboren las cloacas para tumbar al enemigo político irán a titulares. Desarmado y cautivo el gobierno progresista en su caso, se dedicarán a seguir practicando la emisión de falsedades rentables. Serán tan creativos como éste, demoledor, que desmonta a Illa y Simón con "la hecatombe que se veía venir" que pretende culpabilizar al 8M de los males del universo. Carece por completo de fundamentos científicos, lean y comprueben, y se lo debemos a un psicoterapeuta, sin conocimientos epidemiológicos, del grupo integrista ultracatólico Legionarios de Cristo. Le fue encargado por la eficiente jueza que instruye la causa del 8M desde una semana después de producirse la manifestación de Madrid, la que ha rechazado archivar la investigación como le habían pedido Fiscalía y Abogacía. Con el PP, los medios afines y el propio Telediario de TVE ha dado por bueno el creativo y subjetivo informe en apertura. Debe ser saludable para los manipuladores reírse a carcajadas de su impunidad.


Los empresarios podrán hacer contratos realmente beneficiosos para sus cuentas de resultados. Se ahorrará mucho en sueldos, y no digamos ya en gabelas de bienestar social. En los palcos de los estadios se harán contratos ventajosos para seguimiento de enfermos de coronavirus, servicios de ambulancias, servicios de limpieza a medias, comedores infantiles, o camas hospitalarias. España, S.A, será la empresa en la que siempre han soñado sus mentores.


Se prohibirán, por supuesto, las manifestaciones feministas, germen de todos los males. Grabarán a fuego en las mentes que aún queden limpias que fue el 8M español, de todos los del mundo, quien infectó a la humanidad de coronavirus y conseguirán que olviden quienes un día lo supieran cómo Ortega Smith pringó de babas a sus fieles en Vistalegre, el mismo día, o cómo volvieron de Bérgamo los alegres seguidores del Valencia casi un mes antes. Un espacio cerrado, como autobuses y metros, atestados de personas, ahí sí que se siente a gusto el virus, pero no vende propaganda. Si es que hay que ir a las "manis" en descapotable y con chófer. El 8J, tres meses después, salen los que protestan por el racismo, proclaman en un grito mientras cargan cajas o mordisquean chocolate ante un televisor rosa y amarillo. Feminismo, antirracismo, ¿a dónde vamos a llegar? ¿A romper España? faltaba más que consentir estas moderneces de los derechos humanos


Los medios del clan ya no harán cábalas con las cifras de afectados. Cuando lleguen los rebrotes, todavía menos. Verán de culpar a Fernando Simón si no ha emigrado a Tahití.


No sabemos entender a esa trama que hoy llaman oposición. Pero miles, quizás millones de personas, sí. Resuenan demasiado los tambores, especialmente en las cabezas huecas. Hagan algo para detener esto. La democracia ha de poder con esta barbarie. Porque empiezas a escribir tirando de ironía para encarar la rabia y acabas llorando.

 

Registrado
17 Mar 2018
Mensajes
7.373
Calificaciones
46.532
No sabía que Mariano Rajoy se estaba dedicando ahora a la canción española...

 
Registrado
3 Mar 2006
Mensajes
46.078
Calificaciones
74.383
Ubicación
227
El PP se alía con los ‘halcones’ de los Países Bajos y pide férreos controles por las ayudas de la UE a España

BERNARDO DE MIGUEL|Bruselas76

La delegación española del Partido Popular, con Dolors Montserrat a la cabeza, secunda la iniciativa de vigilar al Sur


BERNARDO DE MIGUEL
Bruselas - 12 JUN 2020 - 09:45 CEST
La vicepresidenta del Congreso, Ana Pastor; el presidente del PP, Pablo Casado; el secretario general del PP, Teodoro García Egea, y la portavoz del PP en el Congreso de los Diputados, Cayetana Álvarez de Toledo, en la Cámara baja.
La vicepresidenta del Congreso, Ana Pastor; el presidente del PP, Pablo Casado; el secretario general del PP, Teodoro García Egea, y la portavoz del PP en el Congreso de los Diputados, Cayetana Álvarez de Toledo, en la Cámara baja.POOL/EUROPA PRESS

Los eurodiputados del Partido Popular Europeo han cerrado filas con los llamados países frugales para intentar imponer una condicionalidad muy estricta y exigente en el Fondo de Recuperación de la UE destinado a paliar los daños económicos de la covid-19. La delegación española del PP, encabezada por Dolors Montserrat, ha secundado una iniciativa que aspira a garantizar que los 750.000 millones se destinan a inversiones con valor añadido, pero que podría acabar por convertirse en un campo minado de obstáculos políticos y cortapisas reguladoras para el desembolso de la ayuda.

La ofensiva de los populares se pactó en una reunión el pasado martes de los principales dirigentes del grupo, liderado por el eurodiputado alemán Manfred Weber. El encuentro decidió la creación de un equipo de trabajo encargado de vigilar que la negociación sobre los detalles del fondo incorpore los criterios estrictos exigidos por varias delegaciones nacionales del grupo.



El endurecimiento de la posición del mayor grupo del Parlamento Europeo refuerza las tesis de los llamados frugales (Países Bajos, Austria, Suecia y Dinamarca), que se han resignado a la creación de un fondo y a que la mayor parte se destine a subsidios, pero exigen a cambio una condicionalidad muy estricta ligada a reformas que mejoren la competitividad y capacidad de resistencia de los países socorridos. Los halcones no reclaman, de momento, una reducción del déficit público ni la deuda, dos requisitos que han quedado congelados desde que la Comisión Europea activó la cláusula general de escape del Pacto de Estabilidad.

Fuentes de los populares atribuyen la iniciativa de crear el grupo de trabajo a varios eurodiputados alemanes, a los de los cuatro países llamados frugales y a la delegación española. Fuentes del PP español confirman su apoyo al plan, pero insisten en que no se trata en absoluto de imponer recortes ni ajustes presupuestarios, sino de garantizar que el dinero se gasta de manera adecuada.

El líder del grupo, el eurodiputado alemán Manfred Weber, asegura que es una iniciativa compartida por toda la formación. “Todo el grupo apoya la idea de que la solidaridad va acompañada de responsabilidad. También los colegas españoles como Dolors [Montserrat], Esteban [González Pons] o Pablo Casado, tienen muy claro que debemos insistir en que el dinero se invierta en el futuro del país para ayudar a crear oportunidades de trabajo y perspectivas para los jóvenes y en que eso debe quedar claro”, aseguró el jueves Weber durante una entrevista por videoconferencia con EL PAÍS y otros cuatro diarios europeos.

Weber subraya: “Desde el PPE tenemos, por decirlo así, dos condiciones. La primera es que no queremos desperdiciar el dinero en gastos del pasado, sino invertir en el futuro”. Y el eurodiputado alemán colocó la diana de su vigilancia en España. “El PPE no está dispuesto a que se financien las falsas promesas de Podemos”, advierte.

Fuentes próximas al Gobierno de Pedro Sánchez aseguran que “España nunca ha tenido miedo a las reformas”. Y recuerdan, por ejemplo, que el reciente proyecto de ley contra el cambio climático está a la vanguardia de las políticas medioambientales, que serán uno de los objetivos prioritarios del fondo.

Fuentes diplomáticas advierten, sin embargo, del riesgo de convertir esa ayuda en una especie de plan de reformas a medio o largo plazo, porque se pondría en peligro su principal finalidad, que es reactivar la economía rápidamente a partir de 2021. La propia Comisión Europea desea que al menos el 60% del fondo se desembolse en los dos primeros ejercicios de su vigencia (2021-2024), para que el estímulo facilite el esperado rebote de la economía tras la pandemia.

Fuentes del Grupo popular consideran, en cambio, que la propuesta de la Comisión ha relajado en exceso las condiciones para la liberación de recursos y abogan “por una condicionalidad más fuerte”.

La segunda reivindicación de los populares también choca con la propuesta de la Comisión y de nuevo puede resultar perjudicial para la recuperación de los países más afectados por la pandemia, como España o Italia. El organismo presidido por Ursula von der Leyen propone que la amortización del fondo no comience hasta 2028, una vez terminado el próximo período presupuestario (2021-2027), para no sobrecargar los presupuestos nacionales en los próximos años.

El PPE no se fía. Y teme que al final de la década, si hubiera dificultades de amortización, se comience a refinanciar el fondo, lo que prolongaría durante un plazo indeterminado, mucho más allá de 2058, el saldo de las cuentas pendientes.

“Queremos un plan claro y fiable de amortización”, exige Weber en nombre de su grupo. “Aplazar todo hasta 2028 no es honesto”, añade el eurodiputado. “Insistimos en comenzar la amortización durante el próximo Marco Presupuestario, para tener un plan claro de devolución de la deuda en 2026 o 2027”. Weber insiste en que el objetivo de la amortización es aliviar la carga financiera que se dejará a futuras generaciones.

Pero la propuesta de los populares, si sale adelante, obligaría a detraer recursos del presupuesto comunitario para empezar a pagar la deuda antes de lo previsto. De ser así, el saldo neto de los países socorridos, como España o Italia, se reduciría, porque su contribución al presupuesto, previsiblemente, debería aumentar a partir de 2026 o podrían rebajarse las ayudas a la cohesión o a la agricultura.

Nuevas fuentes de ingresos

La Comisión prefiere retrasar la amortización para dar tiempo a que se puedan aprobar nuevas fuentes de ingresos (como una tasa digital, al mercado de emisiones o a las importaciones de países con exceso de emisiones de CO2). De esa manera, el saldo neto de los socios no se deterioraría durante un período presupuestario en el que Europa deberá superar la mayor crisis económica de los últimos 70 años y enfrentarse a unos volúmenes de deuda pública desconocidos en la historia reciente.

La intención inicial de países como Francia apuntaba a la creación de un fondo intergubernamental que destinara recursos a los países más golpeados por la crisis. Pero Berlín primero, y luego la Comisión Europea, exigieron que se vinculase el fondo al presupuesto comunitario, lo que ha convertido al Parlamento Europeo en un actor clave en la gestión de las futuras ayudas.

Weber asegura que los populares defenderán durante la tramitación legislativa del proyecto una arquitectura normativa que garantice la compatibilidad de las ayudas con los objetivos prioritarios de la UE (en política medioambiental o digital) y con las reformas recomendadas en cada país en el marco de vigilancia macroeconómica anual conocido como Semestre europeo. “Está claro que para el grueso del dinero, que es la Facilidad de recuperación y resistencia [560.000 millones de euros], los países deberán presentar planes que detallen el destino del dinero y su encaje con los objetivos generales de la Unión y con los planes de reformas ligados al Semestre europeo”, señala el líder del Grupo popular. Weber añade que “el dinero debe desembolsarse por tramos, paso a paso. Y deberían pactarse unos baremos, con cifras claras e inteligibles, que permitan verificar en qué se ha gastado el dinero y comprobar que se ha gastado bien”.


Vaya, vaya, el PP patriota mirando por los intereses de España se alía con los que nos quieren poner la bota al cuello, cuando son ellos los nos deben dinero público por sus corruptelas y mamoneos.

Y para mas inri a la cabeza Dolors de Montserrat, cuya empresa familiar debe dinero a los españoles, mas de 4 millones de € que no ha pagado y ni lo pagará.


.

Eso sí, luego luciran banderitas en bolsos, pulseras, sombreros, abanicos, etc etc etc.
 
Registrado
3 Mar 2006
Mensajes
46.078
Calificaciones
74.383
Ubicación
227
Aznar, muerte y resurrección en el PP: recupera su influencia en la derecha en una nueva era de la crispación

La llegada de Casado a la presidencia del PP fue la segunda oportunidad para el 'aznarismo', sobre todo desde el inicio de la crisis del covid-19, cuando la pelea política ha alcanzado altas cotas de confrontación

La construcción de una mentira: del 11-M al 8-M

Este reportaje forma parte de 'La nueva teoría de la conspiración', el primero de una serie de especiales de eldiario.es en colaboración con infoLibre

Yolanda González
13/06/2020 - 21:48h
Pablo Casado y José María Aznar en un foro del Instituto Atlántico de Gobierno. EFE

Pablo Casado y José María Aznar en un foro del Instituto Atlántico de Gobierno. EFE

Uno de los méritos que se atribuyó a Mariano Rajoy puertas adentro del Partido Popular en sus 14 años al frente de la formación fue el de haber liquidado a las diferentes familias políticas que le suponían un contrapeso o una amenaza a su liderazgo. Tras años de enfrentamiento frontal a la dirección nacional, el aguirrismo cayó por su propio peso cuando la lideresa fue perdiendo poder a medida que su entorno de confianza iba ingresando en prisión implicado en múltiples escándalos de corrupción. Su adiós definitivo fue abril de 2017.

Acabar con el aznarismo fue algo más complejo para quien ahora ejerce como registrador de la propiedad, ya fuera de la política. Tras apartar a quienes habían sido los hombres fuertes de José María Aznar de la estructura del partido, llegaron las pruebas definitivas de la ruptura total: en octubre de 2016, la fundación Faes, liderada por el expresidente y concebida como el sustento ideológico del partido, se desvinculó de las siglas del PP. Y en diciembre de ese mismo año se puso el broche de oro: Aznar renunciaba a la presidencia de honor del partido. Atrás quedaban años de tensiones, de lecturas de cartilla y de críticas a la gestión de Rajoy, el hombre que él eligió para liderar el PP. También, años de acusaciones de "deslealtad" por parte del marianismo.

El tiempo ha demostrado que lo del fin del aznarismo era sólo un espejismo. Porque la llegada de Pablo Casado a la presidencia del PP ha estado acompañada de la resurrección del expresidente del Gobierno y de su fundación. Desde su aterrizaje en la planta séptima de Génova 13, personas de la máxima confianza de Aznar han ocupado puestos relevantes en la estructura del partido. Como si hubiesen estado esperando una segunda oportunidad. Y Faes, sobre todo desde el inicio de la crisis del covid-19 cuando la pelea política ha alcanzado altas cotas de crispación, actúa en ocasiones como sustento de muchas de las posiciones políticas del PP de Casado. Y otras veces, como caja de resonancia. Porque ahora sí, con uno de los suyos al frente —Casado fue su director de gabinete en Faes entre 2009 y 2012—, ya se siente con ganas de pedir el voto para el partido que lideró y bajo cuyas siglas fue presidente del Gobierno de España. Lo verbalizó en enero de 2109, en la convención con la que Casado pretendía el rearme ideológico del partido después de haber tomado las riendas en verano.




"Aznar es incapaz de no querer imponer sus tesis y sus criterios. Él marca criterios, quiere marcarlos y, de momento, le están dejando", analiza un veterano dirigente conservador que ha vivido todas las etapas de José María Aznar y Mariano Rajoy al frente del partido. "Otra cosa es que Casado le siga el paso o no. Depende de los temas", precisa. No hay asunto de la actualidad política de las últimas semanas que se haya quedado huérfano de las aportaciones de Faes: de la renta mínima al nuevo papel de Ciudadanos como fuerza que se aleja de la foto de Colón. De la polémica de Cayetana Álvarez de Toledo con el vicepresidente Pablo Iglesias a cuenta de ser "hijo de terrorista" –en referencia a su militancia en el FRAP durante la dictadura franquista– a las implicaciones del mando único del Gobierno durante el estado de alarma.

Para buscar un momento de "intento de influencia" del expresidente en las estrategias del partido similar al actual, todas las fuentes consultadas apuntan a la primera legislatura del socialista José Luis Rodríguez Zapatero, la que arrancó tras los trágicos atentados del 11 de marzo de 2004. Aznar había dejado el partido en manos de Mariano Rajoy, pero este no pudo tomar las riendas del cuartel general de los conservadores de forma definitiva hasta cuatro años después, en el XVI Congreso Nacional del PP, celebrado en Valencia en junio de 2008. Hasta esa fecha, el aznarismotenía destacados representantes en puestos muy relevantes. Hay dos ejemplos muy claros. Ángel Acebes, exministro del Interior, ejercía como secretario general del partido. Y Eduardo Zaplana, exportavoz del Gobierno y exministro de Trabajo, estaba al frente de la portavocía en el Congreso de los Diputados.

El 11 de marzo de 2004 y los días posteriores, Aznar, Acebes y Zaplana llevaron el peso de la tesis que falsamente apuntaba a que la banda terrorista ETA estaba tras la autoría de los atentados. El PP perdió el Gobierno en las generales del día 14. Y la tesis siguió coleando a lo largo de la legislatura agitada por dirigentes conservadores jaleados por el altavoz de la derecha mediática. La misma derecha mediática que no vio después con buenos ojos que Rajoy fuera deshaciéndose de la estructura de partido vinculada a su antecesor y que tampoco le veía capaz de seguir llevando las riendas del PP tras haber perdido de nuevo en las generales de 2008.

En estos días en los que derecha e izquierda se acusan mutuamente de conspiraciones, hay elementos del paisaje político que permiten un viaje a 2004. Hasta el líder del Partido Popular, Pablo Casado, emulando unas declaraciones de Alfredo Pérez Rubalcaba del 13 de marzo de aquel año, arrancó hace un mes una de sus intervenciones parlamentarias con la frase "los españoles merecen un Gobierno que no les mienta".

El "miedo a Vox" aupó a Cayetana

Si en los primeros meses de Casado al frente del PP, los fichajes y nombramientos vinculados con la Faes de Aznar se circunscribían a la sede del partido, con las convocatorias electorales se extendieron al Grupo Parlamentario Popular en el Congreso y al Gobierno de la Comunidad de Madrid. Como en las etapas de Esperanza Aguirre al frente de la Comunidad, la presidenta Isabel Díaz Ayuso ha hecho del Gobierno regional el escaparate de las políticas conservadores y el refugio desde el que disparar al Ejecutivo central.

Así, mientras el núcleo duro de Rajoy iba siendo apartado o dejaba la política, Génova abría —o reabría— la puerta, en calidad de asesores, a Javier Fernández-Lasquetty, exsecretario general de Faes y exconsejero de los Gobiernos de Esperanza Aguirre. O a Isabel Benjumea. Procedente de la red Floridablanca, un think tank muy crítico con la etapa de Rajoy, Benjumea también pasó por Faes. Ambos duraron poco tiempo en el cuartel general de los conservadores. Fernández-Lasquetty es ahora el consejero de Hacienda y Función Pública del Gobierno de coalición PP-Cs en la Comunidad de Madrid. Y Benjumea se sienta en el Parlamento Europeo desde las elecciones del año pasado.

Estos fichajes no le generaron a Casado mayor conflicto interno por no ser puestos relevantes. Sí empezaron los recelos por el peso que empezaba a ganar el aznarismo y, con ello, el temor a dejar desasistido al centro político. Pero los problemas comenzaron cuando sonó el nombre de Cayetana Álvarez de Toledo como portavoz en el Congreso, un perfil muy crítico con Rajoy, y con fuertes vínculos a la Faes de Aznar. El líder de los conservadores impuso su criterio plantando cara a los barones que creían que, con su elección, el partido mandaba el mensaje contrario al de la moderación. "El miedo a Vox estuvo presente en ese fichaje", considera un diputado nacional de la formación conservadora. "En determinados sectores del partido se cree que fichajes como este bastan por sí solos para frenar que votantes del PP se sumen ahora al proyecto de la extrema derecha", añade la misma fuente.

Refugio de 'aznaristas'

Si Casado ha ido haciendo un PP a su medida, Álvarez de Toledo ha hecho lo propio en el Grupo Parlamentario Popular. El Congreso de los Diputados es esta legislatura uno de los principales refugios de aznaristas y dirigentes con vínculos con Faes. Una de las primeras incorporaciones que se anunciaron fue la del exsecretario de Estado Gabriel Elorriaga, también vinculado al laboratorio de ideas de Aznar. Después incorporaría como director de gabinete a Alfredo Timermans. Vocal del patronato de la fundación liderada por el expresidente era secretario de Estado de Comunicación cuando se produjeron los atentados del 11-M. También en la Cámara Baja, como diputado, se sienta Carlos Aragonés. Tras años en el Senado, la llegada de Casado al PP le permitió saltar a las listas al Congreso a quien fuera director de gabinete de la Presidencia del Gobierno de España entre 1996 y 2004.

"Desde la óptica de este sector del PP, ellos vienen a suplir años de carencia de ideología, años de perfiles tecnócratas y no políticos, años en los que Rajoy y su equipo no supieron plantar cara a la llamada superioridad moral de la izquierda", subraya un exdirigente conservador ya fuera de la primera línea de la política.

Y si ellos ponen la ideología, Faes vuelve a estar ahí para ayudar con el mensaje. O para reforzarlo. Sobre todo desde que estalló la crisis del covid-19, cuando el que fuera laboratorio de ideas del PP, ha fijado posición sobre las cuestiones más de actualidad. O más polémicas. Prácticamente a diario, el think tank ofrece sus "análisis", "editoriales", "anotaciones"...

En Faes, por ejemplo, ha encontrado Álvarez de Toledo el mayor respaldo a uno de los episodios de mayor crispación política, cuando en el Pleno del Congreso de los Diputados llamó al vicepresidente Pablo Iglesias "hijo de terrorista". Barones como Alberto Núñez Feijóo (Galicia) o Fernando López Miras (Murcia) censuraron este tipo de intercambios verbales que "acaban dando munición a la izquierda" y, en privado, destacados dirigentes se quejaron de que esa línea de confrontación eclipsaba la estrategia del partido, que por aquellos días pasaba por acorralar al ministro del Interior, Fernando Grande-Marlaska, pero la fundación de Aznar salió en clara defensa deÁlvarez de Toledo.

'Provocaciones'

En un análisis titulado Provocaciones, la fundación considera que "Cayetana Álvarez de Toledo puede estar tranquila ante las acciones judiciales que dice que prepara el padre de Pablo Iglesias. Y no solo porque la inmunidad parlamentaria le protege cuando utiliza la tribuna, sino porque sus peores detractores –que lo son del Partido Popular– dieron lugar a una doctrina que ilustra bien este caso". Recuerda que el Tribunal Supremo condenó en su día a Arnaldo Otegui a un año de prisión por injurias a la Corona después de que dijera del rey Juan Carlos que era "el jefe de los torturadores". Y que Otegui recurrió al Tribunal Europeo de Derechos Humanos, que falló que calificar así al jefe del Estado no era injurioso sino "un ejercicio de libertad de expresión".

"Iglesias es un tipo crecido políticamente en la bronca y el escrache; sus modelos no pertenecen a la historia de la democracia parlamentaria sino a los que la han combatido. Como populista agresivo que es, no busca más que la quiebra social, el antagonismo y la demonización de sus adversarios para convertirlos en enemigos", añade Faes después de haber señalado que "la cuestión más amplia que suscita la presencia del vicepresidente segundo en las instituciones democráticas es su búsqueda constante de la provocación".

Las críticas al 8M

La derecha ha hecho de la celebración de las marchas del 8M, a una semana de que se decretara el estado de alarma, el eje de su estrategia política contra el Gobierno intentando trasladar el argumento de que en la Moncloa se priorizó la ideología a la salud y se permitieron de forma negligente. Obviando, además, que este año el Partido Popular acudió de forma oficial a estas manifestaciones con representantes de dirección nacional del partido. Hasta la fecha, Faes se ha referido al 8M en tres de sus análisis.

El 30 de marzo, en la nota editorial de su publicación Cuadernos recogía lo siguiente: "El mes de marzo comenzó con la despreocupada convocatoria a la manifestación del 8M, con frívolas risotadas progresistas a cuenta del coronavirus, y ha terminado con la prórroga del estado de alarma que ha supuesto la suspensión general de varios derechos y libertades fundamentales, entre ellos la libertad de circulación y los derechos de reunión y manifestación, con tiempo –eso sí– de que el socio de los socialistas en el gobierno alentara entretanto una cacerolada contra el rey".

El 4 de abril, en un editorial de la fundación se destacaba que el Gobierno de Sánchez había pasado "en apenas una semana" de "convocar a la participación masiva en las manifestaciones del 8M a decretar un estricto confinamiento de la población".

La contribución más reciente a este debate es del 9 de junio, cuando bajo el formato Anotaciones, se sostiene con ironía que "la pandemia era imprevisible, pero, al parecer, no para el Gobierno, que utilizó todos los medios a su alcance para convocar a las manifestaciones del 8 de marzo sin advertir riesgo alguno".

En esta cuestión en concreto, Faes venía a respaldar la posición de un PP que agita el 8M contra el Gobierno con la misma insistencia con la que empieza a culpar a Iglesias del drama de las residencias en la Comunidad de Madrid obviando que las comunidades autónomas nunca han perdido las competencias en esta materia. Va a ser uno de los caballos de batalla políticos de los próximos meses a medida que avancen las comisiones de investigación parlamentaria y las denuncias que los familiares de los mayores fallecidos en residencias están empezando a registrar.

A vueltas con el mando único

También Faes ha salido en defensa de los postulados del PP respecto al mando único en los últimos días. El miércoles 1o de junio, cuando el asunto había ocupado parte de la sesión de control al Gobierno en la Cámara Baja, bajo el epígrafe de Anotaciones, la fundación de Aznar lanzaba un artículo titulado Autoridad única.

"En buena lógica democrática, el mando único debe conllevar una responsabilidad de alcance igual al de los poderes que concentra y es necesario que dé cuenta de sus resultados. Pero en vez de ofrecer una explicación adecuada, el Gobierno, y en especial alguno de sus más conspicuos representantes, descarga estas obligaciones en las comunidades autónomas e incluso, como ha ocurrido con el vicepresidente segundo, quiere dar la vuelta a la realidad y nos intenta convencer de que el hecho de que todas las autoridades y personal de las administraciones públicas queden 'bajo las órdenes directas de la autoridad competente', en realidad significa reforzar las competencias autonómicas", puede leerse en el texto.

Para Faes, "el desarrollo de la pandemia ha mostrado que en muchos casos las comunidades autónomas han tenido que buscarse los recursos que la autoridad única ha sido incapaz de encontrar y suministrar". Es justo el argumentario de cabecera de Isabel Díaz Ayuso.
Desde el pasado enero, el jefe de gabinete de la presidenta madrileña es Miguel Ángel Rodríguez, exsecretario de Estado de Comunicación del expresidente José María Aznar. A Rodríguez se atribuye, incluso dentro del PP, la dureza de las intervenciones de la dirigente conservadora contra la izquierda y la "búsqueda del choque permanente" con el vicepresidente madrileño, Ignacio Aguado, de Ciudadanos.

Ayuso y los "hijos de Chávez"

i hace unas semanas, Aznar, a través de Faes, actuaba en apoyo de Álvarez de Toledo, a mediados de mayo era también él en persona quien en una sesión extraordinaria online del Aula de Liderazgo del Instituto Atlántico de Gobierno (IADG), una iniciativa del expresidente, salía en rescate de Ayuso.

Aznar estableció un paralelismo entre un episodio de su carrera política y el momento que está atravesando ahora la dirigente conservadora. Recordó que el "dictador" Hugo Chávez se dedicó a "insultarle permanentemente", algo que se "hizo famoso" cuando el entonces rey Juan Carlos le espetó el "¿por qué no te callas?". Contó el expresidente que por aquellas fechas fue a visitar a Bill Clinton y que este le confesó su "envidia" por ser el foco de los insultos del venezolano. "Hoy en día yo tendría que decirte: no sabes lo que te envidio porque los hijos de Chávez te insulten todos los días a ti en vez de a mí", dijo a la presidenta madrileña, en alusión a Unidas Podemos, socio del Gobierno de coalición del socialista Pedro Sánchez.

"Una labor importante se tiene que estar haciendo desde el punto de vista político, unas muy altas cualidades se tienen que representar en términos de preocupación por los demás, en término del bien común, en término de actividad, de energía, de eficiencia, en términos de defensa de la libertad para merecer tanta atención por aquellos que se dedican a sembrar sectarismos, sembrar confrontación, sembrar odio o aquellos simplemente que no son defensores de la libertad. Para nosotros el tenerte esta tarde [la del lunes 11 de mayo] a ti, que eres una defensora de la libertad y que estás sujeta a una campaña como aquellas que en su momento de alguna manera yo sufría y motivaba la envidia de otros, pues es una gran satisfacción", le dedicó Aznar.

Contra Ciudadanos

Ese día no se refirió a Cs, la china en el zapato de Ayuso. Pero días antes, el 7 de mayo, bajo el encabezamiento de Anotaciones Faes ajustaba cuentas con el partido liderado por Inés Arrimadas por su posición en la negociación de las prórrogas del estado de alarma —Cs ha votado a favor de todas—. Intentaba recrear la fábula de la rana y el escorpión. "Para ser un partido joven, parece que a Ciudadanos le pesa mucho su pasado. Su apoyo a la prórroga suena a expiación autoimpuesta o a una tardía búsqueda del tiempo perdido. Tal vez su problema sea un equivocado instinto contracíclico, antes y ahora. Cuando la recomendación esencial para no contagiarse es mantener las distancias, deciden arrimarse", valoraba este laboratorio de ideas conservador.

Hasta la fecha, ningún miembro de la dirección nacional del PP ha ido tan lejos como Faes en sus críticas a Cs. Casado quiere tener buena relación con Arrimadas y su equipo porque está en juego la salud de los pactos y ese plan futuro de España Suma que tendrá como primera fase las autonómicas del 12 de julio en Euskadi.

 


Registrado
6 Abr 2013
Mensajes
3.122
Calificaciones
12.243
Es que NO tienen VERGÜENZA.

Votan no al decreto en materia de protección y asistencia a las víctimas de violencia de género durante la emergencia del coronavirus, eso sí, proponen rebajar el IVA al toro de lidia.
😡😡😡😡😡😡😡

Pero, a ver, EN SERIO, que alguien en su sano juicio puede apoyar a esta GENTUZA viendo esto? Es esto otro bulo? Es que votar que no a la protección de mujeres maltratadas que están ENCERRADAS con su maltratador no es ya cuestión de política, es cuestión de humanidad. Claro que puede alguien votar políticas de derechas, vale!! pero esto???? Estos son los que luego van a misa a hacerse la foto, muy caritativos ellos, aquello de "amarás a tu prójimo" ya otro día, si eso.

 
Última edición:
Registrado
3 Mar 2006
Mensajes
46.078
Calificaciones
74.383
Ubicación
227
El PP maniobra para erosionar al Gobierno en Europa

Los populares piden poner condiciones para los fondos europeos, mientras Dolors Montserrat recibe quejas de socialistas, verdes, Izquierda Unitaria y el M5S por "seguir la agenda del PPE" al frente de la comisión de Peticiones de la Eurocámara

DOCUMENTOS |

Las quejas de Verdes y M5S a Montserrat

El PP quiere condicionar las ayudas europeas para que PSOE y Unidas Podemos no cumplan su pacto de gobierno


Andrés Gil - Corresponsal en Bruselas
60 comentarios

16/06/2020 - 22:18h
Dolors Montserrat y Esteban González Pons, el 5 de junio en la Eurocámara.

Dolors Montserrat y Esteban González Pons, el 5 de junio en la Eurocámara. @DOLORSMM

Un día Dolors Montserrat pide a la Comisión Europea, como jefa de la delegación del Partido Popular, que indague sobre las cifras de fallecidos por el coronavirus en España. Y al siguiente ningunea el criterio técnico del secretariado de la comisión de Peticiones que preside para no tumbar una queja de un ex diputado autonómico catalán del PP Sergio Santamaría Santiagosa sobre la gestión del coronavirus en España –en línea con los discursos de Montserrat, miembro también del PP catalán–, para llevarla a una votación en la que tiene mayoría y, así, dar la vuelta al criterio técnico y resucitarla.

Una práctica que verdes, socialistas y la Izquierda Unitaria consideran extraordinaria y muy poco habitual en la Comisión Europea, mientras en el PP defienden que "las decisiones se toman democráticamente en las reuniones de coordinadores".





Fruto de esa decisión, decayó una queja sobre el cierre de un hospital en Italia para ponerse en cola otra del mismo peticionario que este martes, Santamaría Santiagosa, ha expuesto su indignación con la gestión del Gobierno español en la crisis del coronavirus. Santamaría Santiagosa es un veterano en estas lides: no sólo ha presentado estas dos peticiones contra el Gobierno sobre el mismo asunto en esta legislatura con la fortuna de pasar el filtro para ser debatidas, en la pasada presentó otra sobre la "manipulación informativa" de TV3.

La petición de Santamaría debatida este martes, sobre la falta de libertad en la crisis del coronavirus, cuestiona medidas como el confinamiento y se ha mantenido abierta gracias a los votos de los grupos de Vox y de Ciudadanos, que en los días previos habían expresado las mismas posiciones políticas que la de la petición validada.

"Cada vez es más evidente que la presidenta de la comisión está usando su papel institucional para poner el semáforo rojo a las peticiones que no le interesan y el verde a las que le interesan", se lamenta la eurodiputada socialista Cristina Maestre, miembro de la comisión de Peticiones: "Habitualmente el procedimiento es que el peticionario traslada la petición y el secretariado emite un informe en que considera si es admisible o inadmisible en función de si tiene competencias la UE en la queja planteada, y la petición de Santamaría Santiagosa no era ámbito de competencias de la UE ni una flagrante vulneración de derechos, por lo que el secretariado recomendó declararla inadmisible. En ese caso la presidenta discrepó, y siguió las indicaciones del PP. Cambió el orden del día, porque había sido desestimada, y le dio la tramitación para estar en la bandeja de salida".

En el PP insisten: "No ha habido ningún cambio de criterio, los coordinadores aprueban estas decisiones".

Sin embargo, esta decisión generó el enfado de los diputados del Movimiento 5 Estrellas, que enviaron una queja por escrito a Dolors Montserrat: "Pedimos amablemente a la presidenta que garantice una mirada precisa, justa e imparcial en el tratamiento del contenido de las peticiones, que no puede resolverse aplazando la decisión final a los coordinadores, en los que puede prevalecer el interés político en mantener abierta o cerrada una petición. La presidencia debe actuar como primus inter pares y preservar un enfoque coherente, preciso, justo y sin prejuicios políticos en sus decisiones en cada etapa en que se trata una petición".

La queja fue respaldada por la Izquierda Unitaria y los Verdes. La eurodiputada verde Margrete Auken, a raíz de ello, pidió abordar el asunto en la próxima reunión de coordinadores de la comisión de Peticiones: "Por lo tanto, dado que estos son todos los asuntos de procedimiento centrales de nuestro trabajo como coordinadores y del funcionamiento de la comisión en su conjunto, solicito que se incluya un punto específico en la agenda de la reunión de coordinadores de la próxima semana (y no en 'otros asuntos', sino más bien al principio)".

Fuentes de los Verdes explican que están sopesando llevar la actuación de Dolors Montserrat a la Defensora del Pueblo Europeo: "No está claro que esté actuando correctamente en base a los tratados. Hay prácticas un poco extrañas, pero va tirando porque tiene la mayoría política, entre otras cosas porque el S&D –el aún no ha reemplazado las dos bajas del Brexit, que permitirían una mayoría alternativa con los liberales en algunos casos. La presidenta está moviéndose continuamente en la incoherencia: en el plazo de una semana utilizó el mismo artículo para argumentar una cosa y la contraria".

Sira Rego, eurodiputada de IU y miembro de la comisión de Peticiones por la Izquierda Unitaria, afirma: "El PP, en alianza con el grupo parlamentario de Vox, ha decidido traer el discurso de la crispación también a las instituciones europeas. Lo que hemos visto hoy en la comisión de Peticiones es un ejemplo. Dolors Monserrat está utilizando su papel como presidenta de la comisión para mantener abiertas peticiones que vienen directamente de miembros de la dirección del Partido Popular. Y es lamentable, no porque un partido político registre una petición en el Parlamento, sino porque han tratado de ocultarlo y cuando se lo hemos recriminado dicen que les insultamos. Que hayan reaccionado así hoy quizá indique que ya sabían que no estaban haciendo muy bien las cosas".

"Todos los miembros de la comisión se quejan del abuso del PP a la hora de llevar asuntos españoles, esto no pasaba antes. Es una estrategia clarísima para dañar la imagen de España", se lamenta Maestre.

"Hay una clara estrategia para erosionar al máximo la imagen del Gobierno en Bruselas y no van a escatimar", prosigue Rego: "Primero fue la carta al comisario Reynders. Después su apuesta por alinearse con los que reclaman recortes a nuestro pueblo a cambio de los fondos del plan de reconstrucción. Y ahora con Peticiones. El PP está más preocupado por seguir la agenda que le marca Vox que por defender la salud pública para nuestro pueblo".

Condiciones para los fondos

Además de estos movimientos en la comisión de Peticiones para ejercer de eco de la oposición al Gobierno de PSOE y Unidas Podemos, el Partido Popular está en los últimos días yendo más lejos que ningún país al pedir que se condicionen las ayudas a que el Ejecutivo renuncie a su programa de Gobierno.

La propia Montserrat afirmó en declaraciones a la Cadena SER: "Lo que pedimos es que el Gobierno de España, como está haciendo Italia, Portugal, Francia, Alemania y todos los países, haga un paquete de reformas ambiciosas para que este dinero que viene de Europa lo podamos aprovechar aún más. Que nos ayude a modernizar nuestra economía. Este dinero no es para derogar la reforma laboral y por tanto, estas reformas no pueden servirse jamás de ese dinero de Europa. Ese dinero no puede servir jamás para derogar una reforma laboral como quiere el Gobierno de España".

La jefa de la delegación de Podemos, María Eugenia Rodríguez Palop, respondía en TVE:



Unos días antes, en El Confidencial, el compañero de filas de Montserrat y vicepresidente de los populares europeos, Esteban González Pons, escribía: "El dinero que vendrá de la Unión Europea no es para que Podemos cumpla su programa, es para que lo cumplan las empresas privadas españolas. No se trata de que el endeudamiento europeo sirva para aplicar en España políticas bolivarianas sino para que España converja económicamente con Alemania, Francia o los Países Bajos".

Y el presidente de los populares europeos en la Eurocámara, Manfred Weber, decía esto a El País y otros medios europeos: "Todo el grupo apoya la idea de que la solidaridad va acompañada de responsabilidad. También los colegas españoles como Dolors [Montserrat], Esteban [González Pons] o Pablo Casado, tienen muy claro que debemos insistir en que el dinero se invierta en el futuro del país para ayudar a crear oportunidades de trabajo y perspectivas para los jóvenes y en que eso debe quedar claro. Desde el PPE tenemos, por decirlo así, dos condiciones. No queremos desperdiciar el dinero en gastos del pasado, sino invertir en el futuro. Y el PPE no está dispuesto a que se financien las falsas promesas de Podemos".

Así, mientras se presiona para que el dinero no se use en aplicar el programa de Gobierno –que incluye medidas como el ingreso mínimo vital, la subida del salario mínimo, la derogación de la reforma laboral de 2012 o un impuesto a las grandes fortunas–, se facilita que quejas de ex diputados autonómicos del PP prosperen en la comisión de Peticiones, presidida por la portavoz del PP en la Eurocámara, para erosionar al Gobierno.


Dolors de Montserrat parece que no se acuerda de la deuda que tiene la empresa de su familia con Hacienda de 4,3 millones de €. Sería un buen granito para que vaya a las arcas públicas para todos los españoles.



Como ocurre casi siempre quien mas debe callar es quien mas habla.

En cuanto a lo patrioteros que son envueltos en sus grandes banderas amarillas rojigualdas ya vemos lo que dan de sí cuando les toca defender a su patria en Europa. Todo porque en su país hay un gobierno en el que no están ellos para maniobrar con el dinero público a su antojo y privatizando todo para que sus amiguetes hagan negocios.
 
Registrado
7 Mar 2012
Mensajes
4.200
Calificaciones
9.971
barba blandita que se tuvo que dejar barba para ser tomado en serio
comí con él en Londres (entre mucha gente) ... su mujer ni ne miró jamás y la tenia a 50 cm de mí.
 
Registrado
3 Mar 2006
Mensajes
46.078
Calificaciones
74.383
Ubicación
227
1592422041413.png



Carmen TascónSeguir
10 de junio a las 22:00
Conozcamos la historia de "La marquesa", si, esa que insulta a Pablo Iglesias y que está a años luz de la categoría moral e intelectual del Vicepresidente del gobierno de España..
-----------------------------------------
Cayetana Álvarez de Toledo y Peralta-Ramos, la herencia de un saqueo" (Raúl Solís)

Cayetana Álvarez de Toledo y Peralta-Ramos, marquesa de Casa Fuerte, la señora que ha acusado a Pablo Iglesias, en sede parlamentaria, de ser hijo de un terrorista y que tendrá que pagar una buena indemnización por calumnia, es hija de la oligarquía argentina, aunque con orígenes castellanos, heredera de los que invadieron y saquearon América Latina, motivo por el que su estirpe concentra en la actualidad millones de latifundios de tierra y de las ganaderías de vacuno en el país argentino.

Nacida en España en 1974 por pura casualidad, hija de padre francés y madre argentina, pertenece a lo que en Argentina se llama “familia patricia”, los colonizadores españoles que llegaron y arrasaron con todo e impusieron sus leyes y sus privilegios en el siglo XVI. Frente a los “negros de mierda”, en Argentina están los patricios: la oligarquía de toda la vida que acumula las producciones de soja y las explotaciones de vacuno, las dos grandes potencias económicas y exportadoras del país del tango.

Ahora andan rabiando los dueños de la soja, los patricios, porque el presidente Alberto Fernández planea poner un impuesto para poder financiar el gasto social de un país rico que, sin embargo, tiene a un 50% de su población en la pobreza por la insolidaridad de una clase parasitaria que cierra carreteras y bloquea el país si se le suben los tributos para financiar las necesidades de la patria.

Para conocer a Cayetana Álvarez de Toledo y Peralta-Ramos, hay que conocer cómo se las gasta la oligarquía argentina, el profundo clasismo que desprende y el odio con el que tratan a sus súbditos, que viven a cuatro cuadras de sus enormes mansiones con medidas de seguridad y vigilancia privada.

La expresidenta Cristina Fernández de Kirchner, ahora vicepresidenta, le puso un salario a las empleadas de hogar, valorando así el trabajo doméstico hecho históricamente por las mujeres, y el eslogan que los ricos gritaban en las calles era que por culpa de Cristina no tenían ya criada en casa. Pagaban tan poco a niñas semi-analfabetas de las villas miseria que el subsidio del Estado supuso un bloqueo a la explotación laboral.

Odio a los pobres

También es oportuno recordar para saber cómo se las gasta la oligarquía argentina, educada en el odio al “negro de mierda”, que, cuando murió Evita Perón profanaron su tumba y se llevaron el cadáver fuera del país porque no podían soportar que los pobres tuvieran un símbolo de poder popular, un lugar donde peregrinar y la herencia de que la justicia social era posible.

Odian tanto al peronismo popular que durante los años de la dictadura militar estuvo prohibido siquiera decir el nombre del general Juan Domingo Perón o de Eva María Duarte, popularmente conocida como Evita Perón, creadores de la clase media argentina, de la sanidad, educación, universidades, paga extra, jornada de ocho horas, el voto femenino, planes de viviendas, de la industrialización del país y hasta crearon residencias de verano para que los pobres pudieran ir a la playa en como lo hacían los ricos.

“Mírenlos de tú a tú”, venía a decir Evita, convertida en un mito de las clases populares y el recuerdo más nítido de que es posible gobernar a favor de la gente sencilla, porque un país es más rico y próspero cuanto más gente es incluida dentro del sistema.


Cayetana Álvarez de Toledo y Peralta-Ramos, criada en el colegio más exclusivo de Buenos Aires, en el Northlands School, bilingüe, carísimo, donde también estudió la mismísima Máxima de Holanda, la reina argentina de los Países Bajos que en Argentina es conocida como 'La Holandesa'. El gran drama de Cayetana es que no ha pisado suelo real en su vida. Por eso siempre habla como si no fuera a encontrar respuesta.

Mientras Argentina se moría de hambre por las medidas neoliberales impulsadas por las familias patricias del país, la ahora diputada del PP estudiaba Historia tan ricamente en Londres, en la Universidad de Oxford, con las élites económicas del mundo, sin “negros de mierda” que tanto le molestan y ensucian las calles de Buenos Aires.

Cayetana Álvarez de Toledo pertenece a la clase social de los fachos que dieron todos los golpes de Estado, en América Latina y en España, los que hicieron desaparecer a miles de militantes de la justicia social tirándolos por los aviones en medio del mar de la Plata, los que robaron hijos y nietos a las mujeres pobres que todavía se concentran en la Plaza de Mayo de la capital bonarense para reclamarlos, los que han puesto de rodillas varias veces a Argentina y escupen al paso de un “negro de mierda”.

España

Cayetana Álvarez de Toledo y Peralta-Ramos, que llegó a España justo cuando su país se moría de hambre por las medidas económicas neoliberales que ella defiende en el Congreso de los Diputados, representa el odio de los ricos cuando ven amenazados sus privilegios. La ideología de Cayetana Álvarez de Toledo y Peralta-Ramos es el odio a los pobres y la persecución contra quienes defienden la justicia social y poner firme a la oligarquía parasitaria.

Por eso profanaron la tumba de Evita, han intentado meter presa a Cristina Fernández de Kirchner y tienen tanta ira contra Pablo Iglesias. Son parásitos, todo lo que tienen es herencia de un saqueo. Se irritan porque los “negros de mierda” les están disputando sus privilegios. En España, en Argentina y en el mundo entero.
 
Registrado
6 Abr 2013
Mensajes
3.122
Calificaciones
12.243
El PP maniobra para erosionar al Gobierno en Europa

Los populares piden poner condiciones para los fondos europeos, mientras Dolors Montserrat recibe quejas de socialistas, verdes, Izquierda Unitaria y el M5S por "seguir la agenda del PPE" al frente de la comisión de Peticiones de la Eurocámara

DOCUMENTOS |

Las quejas de Verdes y M5S a Montserrat

El PP quiere condicionar las ayudas europeas para que PSOE y Unidas Podemos no cumplan su pacto de gobierno


Andrés Gil - Corresponsal en Bruselas
60 comentarios

16/06/2020 - 22:18h
Dolors Montserrat y Esteban González Pons, el 5 de junio en la Eurocámara.

Dolors Montserrat y Esteban González Pons, el 5 de junio en la Eurocámara. @DOLORSMM

Un día Dolors Montserrat pide a la Comisión Europea, como jefa de la delegación del Partido Popular, que indague sobre las cifras de fallecidos por el coronavirus en España. Y al siguiente ningunea el criterio técnico del secretariado de la comisión de Peticiones que preside para no tumbar una queja de un ex diputado autonómico catalán del PP Sergio Santamaría Santiagosa sobre la gestión del coronavirus en España –en línea con los discursos de Montserrat, miembro también del PP catalán–, para llevarla a una votación en la que tiene mayoría y, así, dar la vuelta al criterio técnico y resucitarla.

Una práctica que verdes, socialistas y la Izquierda Unitaria consideran extraordinaria y muy poco habitual en la Comisión Europea, mientras en el PP defienden que "las decisiones se toman democráticamente en las reuniones de coordinadores".





Fruto de esa decisión, decayó una queja sobre el cierre de un hospital en Italia para ponerse en cola otra del mismo peticionario que este martes, Santamaría Santiagosa, ha expuesto su indignación con la gestión del Gobierno español en la crisis del coronavirus. Santamaría Santiagosa es un veterano en estas lides: no sólo ha presentado estas dos peticiones contra el Gobierno sobre el mismo asunto en esta legislatura con la fortuna de pasar el filtro para ser debatidas, en la pasada presentó otra sobre la "manipulación informativa" de TV3.

La petición de Santamaría debatida este martes, sobre la falta de libertad en la crisis del coronavirus, cuestiona medidas como el confinamiento y se ha mantenido abierta gracias a los votos de los grupos de Vox y de Ciudadanos, que en los días previos habían expresado las mismas posiciones políticas que la de la petición validada.

"Cada vez es más evidente que la presidenta de la comisión está usando su papel institucional para poner el semáforo rojo a las peticiones que no le interesan y el verde a las que le interesan", se lamenta la eurodiputada socialista Cristina Maestre, miembro de la comisión de Peticiones: "Habitualmente el procedimiento es que el peticionario traslada la petición y el secretariado emite un informe en que considera si es admisible o inadmisible en función de si tiene competencias la UE en la queja planteada, y la petición de Santamaría Santiagosa no era ámbito de competencias de la UE ni una flagrante vulneración de derechos, por lo que el secretariado recomendó declararla inadmisible. En ese caso la presidenta discrepó, y siguió las indicaciones del PP. Cambió el orden del día, porque había sido desestimada, y le dio la tramitación para estar en la bandeja de salida".

En el PP insisten: "No ha habido ningún cambio de criterio, los coordinadores aprueban estas decisiones".

Sin embargo, esta decisión generó el enfado de los diputados del Movimiento 5 Estrellas, que enviaron una queja por escrito a Dolors Montserrat: "Pedimos amablemente a la presidenta que garantice una mirada precisa, justa e imparcial en el tratamiento del contenido de las peticiones, que no puede resolverse aplazando la decisión final a los coordinadores, en los que puede prevalecer el interés político en mantener abierta o cerrada una petición. La presidencia debe actuar como primus inter pares y preservar un enfoque coherente, preciso, justo y sin prejuicios políticos en sus decisiones en cada etapa en que se trata una petición".

La queja fue respaldada por la Izquierda Unitaria y los Verdes. La eurodiputada verde Margrete Auken, a raíz de ello, pidió abordar el asunto en la próxima reunión de coordinadores de la comisión de Peticiones: "Por lo tanto, dado que estos son todos los asuntos de procedimiento centrales de nuestro trabajo como coordinadores y del funcionamiento de la comisión en su conjunto, solicito que se incluya un punto específico en la agenda de la reunión de coordinadores de la próxima semana (y no en 'otros asuntos', sino más bien al principio)".

Fuentes de los Verdes explican que están sopesando llevar la actuación de Dolors Montserrat a la Defensora del Pueblo Europeo: "No está claro que esté actuando correctamente en base a los tratados. Hay prácticas un poco extrañas, pero va tirando porque tiene la mayoría política, entre otras cosas porque el S&D –el aún no ha reemplazado las dos bajas del Brexit, que permitirían una mayoría alternativa con los liberales en algunos casos. La presidenta está moviéndose continuamente en la incoherencia: en el plazo de una semana utilizó el mismo artículo para argumentar una cosa y la contraria".

Sira Rego, eurodiputada de IU y miembro de la comisión de Peticiones por la Izquierda Unitaria, afirma: "El PP, en alianza con el grupo parlamentario de Vox, ha decidido traer el discurso de la crispación también a las instituciones europeas. Lo que hemos visto hoy en la comisión de Peticiones es un ejemplo. Dolors Monserrat está utilizando su papel como presidenta de la comisión para mantener abiertas peticiones que vienen directamente de miembros de la dirección del Partido Popular. Y es lamentable, no porque un partido político registre una petición en el Parlamento, sino porque han tratado de ocultarlo y cuando se lo hemos recriminado dicen que les insultamos. Que hayan reaccionado así hoy quizá indique que ya sabían que no estaban haciendo muy bien las cosas".

"Todos los miembros de la comisión se quejan del abuso del PP a la hora de llevar asuntos españoles, esto no pasaba antes. Es una estrategia clarísima para dañar la imagen de España", se lamenta Maestre.

"Hay una clara estrategia para erosionar al máximo la imagen del Gobierno en Bruselas y no van a escatimar", prosigue Rego: "Primero fue la carta al comisario Reynders. Después su apuesta por alinearse con los que reclaman recortes a nuestro pueblo a cambio de los fondos del plan de reconstrucción. Y ahora con Peticiones. El PP está más preocupado por seguir la agenda que le marca Vox que por defender la salud pública para nuestro pueblo".

Condiciones para los fondos

Además de estos movimientos en la comisión de Peticiones para ejercer de eco de la oposición al Gobierno de PSOE y Unidas Podemos, el Partido Popular está en los últimos días yendo más lejos que ningún país al pedir que se condicionen las ayudas a que el Ejecutivo renuncie a su programa de Gobierno.

La propia Montserrat afirmó en declaraciones a la Cadena SER: "Lo que pedimos es que el Gobierno de España, como está haciendo Italia, Portugal, Francia, Alemania y todos los países, haga un paquete de reformas ambiciosas para que este dinero que viene de Europa lo podamos aprovechar aún más. Que nos ayude a modernizar nuestra economía. Este dinero no es para derogar la reforma laboral y por tanto, estas reformas no pueden servirse jamás de ese dinero de Europa. Ese dinero no puede servir jamás para derogar una reforma laboral como quiere el Gobierno de España".

La jefa de la delegación de Podemos, María Eugenia Rodríguez Palop, respondía en TVE:



Unos días antes, en El Confidencial, el compañero de filas de Montserrat y vicepresidente de los populares europeos, Esteban González Pons, escribía: "El dinero que vendrá de la Unión Europea no es para que Podemos cumpla su programa, es para que lo cumplan las empresas privadas españolas. No se trata de que el endeudamiento europeo sirva para aplicar en España políticas bolivarianas sino para que España converja económicamente con Alemania, Francia o los Países Bajos".

Y el presidente de los populares europeos en la Eurocámara, Manfred Weber, decía esto a El País y otros medios europeos: "Todo el grupo apoya la idea de que la solidaridad va acompañada de responsabilidad. También los colegas españoles como Dolors [Montserrat], Esteban [González Pons] o Pablo Casado, tienen muy claro que debemos insistir en que el dinero se invierta en el futuro del país para ayudar a crear oportunidades de trabajo y perspectivas para los jóvenes y en que eso debe quedar claro. Desde el PPE tenemos, por decirlo así, dos condiciones. No queremos desperdiciar el dinero en gastos del pasado, sino invertir en el futuro. Y el PPE no está dispuesto a que se financien las falsas promesas de Podemos".

Así, mientras se presiona para que el dinero no se use en aplicar el programa de Gobierno –que incluye medidas como el ingreso mínimo vital, la subida del salario mínimo, la derogación de la reforma laboral de 2012 o un impuesto a las grandes fortunas–, se facilita que quejas de ex diputados autonómicos del PP prosperen en la comisión de Peticiones, presidida por la portavoz del PP en la Eurocámara, para erosionar al Gobierno.


Dolors de Montserrat parece que no se acuerda de la deuda que tiene la empresa de su familia con Hacienda de 4,3 millones de €. Sería un buen granito para que vaya a las arcas públicas para todos los españoles.



Como ocurre casi siempre quien mas debe callar es quien mas habla.

En cuanto a lo patrioteros que son envueltos en sus grandes banderas amarillas rojigualdas ya vemos lo que dan de sí cuando les toca defender a su patria en Europa. Todo porque en su país hay un gobierno en el que no están ellos para maniobrar con el dinero público a su antojo y privatizando todo para que sus amiguetes hagan negocios.
Pues yo creo que estos se están pegando un tiro en el pie. Si llega menos dinero de Europa, de dónde van a trincar? Con lo que les gusta a ellos una mordida, un sobrecito, una caja B.

Bueno, igual su plan es subir los impuestos a la gente de a pie (no a las rentas altas, claro!) para poder mantener su nivel y robar mejor del dinero público

Patriotas de pacotilla

Va a ser eso
 
Registrado
7 Mar 2012
Mensajes
4.200
Calificaciones
9.971
tienen un problema muy serio: sus votantes se mueren, se van a morir en los próximos 2-5 años, o están en casa con miedo al covid y no van a ir a votar por si acaso.
 
Registrado
3 Mar 2006
Mensajes
46.078
Calificaciones
74.383
Ubicación
227
El PP viola las normas de Facebook para pagar un anuncio electoral que usa los muertos de la COVID-19 contra el Gobierno

La campaña del PP para el 12J en Euskadi difunde propaganda electoral dirigida al público joven sin cumplir con las normas de transparencia política de la red social

Por qué tenemos tres cifras de muertes durante la pandemia: 27.000, 43.000 y 48.000

Carlos del Castillo
18/06/2020 - 22:09h
El PP viola las normas de Facebook para pagar un anuncio político que usa los muertos de la COVID-19 contra el Gobierno


El PP viola las normas de Facebook para pagar un anuncio político que usa los muertos de la COVID-19 contra el Gobierno

La campaña para las elecciones vascas del 12 de julio aún no ha empezado, pero los partidos ya han abierto la veda para la caza y captura del votante en el terreno digital. Uno de los que ha puesto en marcha una batería de anuncios en redes sociales es la coalición de PP y Ciudadanos, que se presentarán juntos en estos comicios. Entre su propaganda hay un anuncio publicado en Instagram, la red social orientada al público joven propiedad de Facebook, en el que el candidato de la coalición, Carlos Iturgaiz, insiste en que el Gobierno falsea las cifras de muertos por coronavirus y "no nos dijo la verdad sobre esta pandemia" en una conversación en vídeo con la diputada del PP Ana Pastor.

El anuncio, que ha estado activo desde el 14 de junio hasta este jueves, violaba las normas de Facebook para la propaganda política. Fue etiquetado como si fuera una publicidad corriente, en vez de como un anuncio "sobre temas sociales, elecciones o política", la categoría en la que la red social obliga a encuadrar este tipo de contenido para mejorar su transparencia. Esto hacía imposible consultar quién pagó por el anuncio, cuánto dinero invirtió o los datos de alcance que consiguió. Facebook ha corregido la situación tras el aviso de eldiario.es y ha desactivado el anuncio.


Según los datos que ha incluido hoy la plataforma tras recalificar el anuncio, el mensaje de Iturgaiz y Ana Pastor se ha distribuido entre 10.000 y 15.000 veces entre los usuarios de Instagram. El objetivo era el público joven: un 40% de esos impactos fue en personas de entre 18 y 24 años. Otro 27%, en la franja de 25 a 34 años. La coalición desembolsó menos de 100 euros para ello, aunque la herramienta de transparencia de la publicidad política de Facebook no ofrece detalles de la cifra exacta.

Fuentes del PP vasco han asegurado a eldiario.es que todo se ha tratado de "un error" al etiquetar el anuncio. La coalición PP+Cs ha publicado siete anuncios en Facebook e Instagram este junio. El único que no ha sido etiquetado correctamente es este, que también es el único que intenta aprovechar las muertes de la pandemia para cargar contra el Gobierno. Facebook por su parte, ha incluido el siguiente aviso: "Este anuncio se puso en circulación sin un descargo de responsabilidad. Una vez publicado, determinamos que era un anuncio sobre temas sociales, elecciones o política y que requería la etiqueta, así que lo quitamos".

"Un gobierno que no nos dice los muertos es una verdadera tragedia"

El anuncio eliminado hoy por Facebook se basaba en un vídeo de un minuto que mostraba una conversación entre los populares Carlos Iturgaiz, candidato en las próximas elecciones vascas en coalición con Ciudadanos, y Ana Pastor. "¿Cómo podemos fiarnos de un Gobierno, Ana, que desde el primer momento no nos dijo la verdad sobre esta pandemia sanitaria?", comienza preguntando Iturgaiz, acompañado con una música de tintes épicos.

"Me siento abochornada de que no sepamos cuántos fallecidos ha habido en España", contesta Pastor. "Un gobierno que no nos dice los muertos es una verdadera tragedia", insiste Iturgaiz. No es la primera vez que el PP paga en Facebook por difundir que "mueren por coronavirus muchas más personas de las que dice el Gobierno" (ya lo hizo el líder del partido en Extremadura, José Antonio Monago), a pesar de que el Ejecutivo utiliza la metodología del Centro Europeo para el Control y la Prevención de Enfermedades (ECDE, por sus siglas en inglés) para dar la cifra oficial de fallecidos por COVID-19, que en este momento se sitúa en 27.136 personas.

No obstante, el Instituto Nacional de Estadística (INE) y los informes MoMo elaborados por el Centro Nacional de Epidemiología del Instituto de Salud Carlos III (todos ellos organismos dependientes del Gobierno) han ofrecido otros cálculos sobre la mortalidad durante la pandemia. Estos incluyen variables que no contempla el ECDE para asociar una víctima al coronavirus. Así, el INE publicó que desde el 9 de marzo hasta el 10 de mayo de 2020 hubo 48.032 muertes más que las que se registraron en 2019 durante las mismas semanas. Los informes MoMo cifran ese exceso de muertes en 43.065 durante el mismo período.

Tanto el INE como el MoMo hablan de "estimaciones" de exceso mortalidad, y se refieren a todas las causas de muerte, no solo a las de COVID-19 confirmado como hace el Ministerio de Sanidad. Como detalló eldiario.es, las tres cifras, Sanidad, MoMo e INE, salen de organismos oficiales y del propio Gobierno. Las de Sanidad las recopila el Ministerio a través de los datos que les proporcionan las consejerías de las comunidades autónomas. El Instituto de Salud Carlos III es una institución de investigación científica con doble dependencia, del Ministerio de Ciencia y del propio Ministerio de Sanidad. Y el INE es un organismo autónomo adscrito al Ministerio de Asuntos Económicos y Transformación Digital.

Pese a ello el PP demuestra que va a seguir utilizando la estrategia basada en denunciar que el Gobierno "no dijo la verdad" para intentar sacar un rédito político de las muertes que ha dejado la pandemia de COVID-19 en España. El bombardeo a través de las redes ya ha empezado

 
Registrado
3 Mar 2006
Mensajes
46.078
Calificaciones
74.383
Ubicación
227
El PP no solo no expulsa al concejal que amenazó con “dejar vegetal” a Pablo Iglesias, sino que lo elogia
junio 19, 2020
9690






«Ojalá todos tuvieran esa ejemplaridad cuando esas cosas ocurren», señaló el presidente del PP Aragón, Luis María Beamonte.




El concejal del PP en Novallas (Zaragoza) Eloy Valero se refería al vicepresidente segundo del Gobierno, Pablo Iglesias, en términos de amenaza de muerte a través de publicaciones en Facebook: “A ti lo mejor es pegarte un palizón y dejarte vegetal porque pegarte dos tiros es muy rápido, pedazo de mierda”.

El PSOE de Novallas ha denunciado también que en otros comentarios el concejal ha dicho sobre Iglesias que “a su madre le dio asco parirle” y “pido todas las noches que cojan semejante infección de intestinos y páncreas que tengan que estar echando sangre por la boca y los oídos. Ojalá cuando pase esto los asesinen a la vista de sus mujeres e hijos”.



Sin embargo, y pese a la gravedad de las acusaciones, el Partido Popular ha decidido no expulsar al concejal. Lo ha confirmado el presidente del PP Aragón, Luis María Beamonte, quien se ha limitado a calificar de «tremendamente desafortunadas» las ofensas de Valero.

Beamonte ha afirmado que ha hablado con Valero, quien «se ha comprometido a pedir perdón públicamente». «Me quiero quedar con este gesto bueno», señaló el presidente del PP Aragón tras elogiar que «si alguien se equivoca y tiene la capacidad de rectificar, bienvenido sea”.

«Ojalá todos tuvieran esa ejemplaridad cuando esas cosas ocurren», señaló el presidente del PP Aragón. Beamonte echó balones fuera al ser preguntado sobre por qué no se ha procedido a su expulsión inmediata, dilatando la decisión al apuntar a órganos inferiores del partido. «Que las direcciones provinciales se encarguen de sus cosas; a partir de ahí, poco más que decir, salvo lo que decidan las direcciones provinciales», ha concluido.


https://rfvtgb.learnitwise.com/worl..._term=periodismoalternativa-spanishrevolution
 

Mirando este Tema (Miembros: 0, Invitados: 1)