Lady Di y su relación con Isabel II: lo que ocurría tras las puertas de palacio.

B

Borsalino

Guest
Lady Di y su relación con Isabel II: lo que ocurría tras las puertas de palacio

Este 31 de agosto se cumplen 23 años de la inesperada y trágica muerte de la princesa de Gales, que estaba divorciada del príncipe Carlos

1598856386428.png
La reina Isabel II, con Carlos y Diana de Gales. (Cordon Press)

JUANRA LÓPEZ
31/08/2020 05:00


Veintitrés años después de la muerte de Lady Di sigue habiendo tanta literatura a su alrededor que a veces cuesta distinguir lo que es realidad de la romantización de su historia. Por eso sigue habiendo numerosos flecos sueltos sobre cómo fue en verdad su relación con la reina Isabel II, quien, recordemos, forzada por los acontecimientos y el fervor popular tras la muerte de la que fue su nuera, tuvo que dar la cara públicamente y hacer un reconocimiento de su figura y su legado.

Fue un discurso en directo y desde el balcón de Buckingham el día previo al funeral, y la soberana británica dijo hablar "desde el corazón, como reina y como abuela" de un "ser humano excepcional" al que admiraba y respetaba por su compromiso hacia los demás, su energía y su devoción a sus dos hijos. ¿Realmente eran estas palabras sentidas o estaban concebidas para capear el temporal porque se daba por hecho que su relación no era buena y la Casa Real no se había portado con ella como debía?



Carlos y Diana, el día de su boda. (Cordon Press)

Carlos y Diana, el día de su boda. (Cordon Press)


Casi un lustro después, sigue siendo un misterio sin resolver, pero entre ambas había suficientes lazos (la reina conocía a Diana de Gales desde que era una niña) para considerar que sí fue una pérdida dolorosa para la madre del príncipe Carlos, quien también tuvo que vivir con estoicismo los escándalos de su primogénito, especialmente cuando se divulgaron las sonrojantes conversaciones privadas que mantenía con Camilla Parker Bowles, en las que, entre otras cosas, decía que quería ser su tampón. Unas cintas que se grabaron en 1989, cuando ya llevaba casado ocho años con la princesa de Gales, y que vieron la luz en 1992.

Ahora que tan de moda se ha puesto la palabra 'relato', debemos decir que en el momento de su muerte fue ella quien había logrado que se impusiera el suyo, por lo que Isabel II era mirada con suspicacia y recelo por parte de la opinión pública, que veía en Lady Diana Spencer a una víctima de su marido, de la institución e incluso de un complot para acabar con su vida. Teoría, por cierto, alimentada por Mohammed Al-Fayed, padre de su novio, Dodi, con quien falleció en el túnel del puente de Alma de París, y que algunos siguen sin desestimar por completo en la actualidad.



Diana y Dodi. (Cordon Press)

Diana y Dodi. (Cordon Press)


Lady Di no era ni mucho menos una extraña cuando emparentó con los Windsor y cumplía con los cánones para convertirla en la protagonista de un cuento de hadas en el imaginario colectivo. Era una candidata más idónea, aparentemente, para ser la mujer del futuro rey del Reino Unido que Camilla Parker Bowles, divorciada y madre de dos hijos, por lo que incialmente contó con la aprobación de la soberana británica, aunque era consciente de las dificultades que entrañaba esta posición para una mujer de apenas veinte años que solo tenía como experiencia haber trabajado en un jardín de infancia.

La víspera de su boda, el 28 de julio de 1991 en la catedral de San Pablo, la siempre recordada como la 'princesa del pueblo' recibió dos joyas emblemáticas de la familia enviadas por las propia reina Isabel, una tiara de perlas y diamantes y un collar de esmeraldas que habían pertenecido a la reina Mary, mujer del rey Jorge V. Al día siguiente, se calcula que 800 millones de personas vieron la ceremonia por televisión, una cifra superada ampliamente por la de su funeral, en 1997, que rebasó ampliamente los 2.500 millones, lo que sirve como muestra del impacto de la noticia.



Andrew Morton. (EFE)

Andrew Morton. (EFE)


Frescura, naturalidad y aires nuevos eran unas cualidades que la reina Isabel II, que ha demostrado en su longevo reinado saberse adaptar a los tiempos en cada circunstancia con la que se ha encontrado, valoraba muy positivamente, hasta que la situación se fue de las manos... Dos mujeres de carácter contradictorio habían aprendido a convivir y, al menos públicamente, Isabel II no intervino en los asuntos conyugales de su hijo. Sin embargo, la publicación en junio de 1992 del libro de Andrew Morton 'Diana: Her True Story' ('Diana: su verdadera historia') dinamitó el statu quo.

En las páginas de este instantáneo bestseller se hacía un relato demoledor en el que Diana, que había participado activamente en él aunque lo negaba, se presentaba como víctima de un marido ausente, también en el sentido figurado de la palabra, que incluso había intentado suicidarse. Al parecer, la reina y su marido, el duque de Edimburgo, no eran partidarios de que se separaran, ellos mismos eran el claro ejemplo de la resiliencia marital (siempre ha pesado la sombra de la infidelidad por parte de Felipe, aunque nunca se ha podido o querido demostrar), pero la situación era insostenible, y el 9 de diciembre de 1992, el primer ministro, John Major, la hizo oficial en la Cámara de los Comunes.



Elton John, en el funeral de Diana. (Reuters)

Elton John, en el funeral de Diana. (Reuters)


Otro punto de inflexión determinante es la entrevista que emitió el 20 de noviembre de 1995 el programa 'Panorama' de la BBC, que puso en la picota a la monarquía británica delante de casi 23 millones de espectadores, lo que supuso la ruptura total con la que había sido su suegra y hasta entonces no había sido desafiada de esa manera. "Creo que hay mucha gente que no quiere que yo sea reina. Y con mucha gente me refiero a la institución que represento, porque han decidido que yo soy inaceptable", decía Diana, aunque quizás la frase que más ha sobrevivido al paso del tiempo haya sido: "Éramos tres en este matrimonio, eso es una multitud".

Al día siguiente no se hablaba de otra cosa en todo el mundo, lo que precipitó los acontecimientos: la reina pidió que se divorciaran, se llegó a un acuerdo excepcional por el que siguió manteniendo el título de princesa de Gales (nunca han dado el paso de que lo ostente Camilla, que sigue siendo duquesa de Cornualles) y mantuvo como residencia oficial Kensington Palace. El resto ya es historia y podríamos ponerle como banda sonora 'Candle in the Wind', la canción que interpretó su gran amigo Elton John en su histórico funeral, a la altura del personaje que fue y, todo parece indicar, seguirá siendo, por muchos años que pasen.


 

Registrado
9 Ago 2019
Mensajes
961
Calificaciones
5.523
Ubicación
Italia
Isabel II no intervino en los asuntos conyugales de su hijo.
Creo que esto fue un gran error por parte de Elizabeth.
Como reina - y no como madre y suegra - debería haber intervenido enérgicamente y prohibir categóricamente esas dos entrevistas que hieren a la monarquía y a los hijos de Carlos y Diana.
Digamos que incluso abofetear a los dos habría sido un acto de gobierno.
Pero, como escriben en todas las biografías, Elizabeth no se enfrenta a problemas familiares, esperando que se resuelvan por sí mismos, mientras que aquí sólo habría sido necesaria una frase: - Yo soy la reina y tú haces lo que te digo. -

Y si no te gusta proclamo la república (esta es una adición hecha por StuporMundi 🐉).
 
Registrado
23 Nov 2015
Mensajes
1.668
Calificaciones
6.007
Eso es algo que nunca sabremos. El como realmente se llevaban. De puertas para afuera , era todo sonrisas y nada de malas caras.
De puertas para adentro, creo yo, que se respetaban. Y hasta ahí nomas.
Pero creo que si la reina se metía, todo hubiese sido peor. Porque por querer mantener la imagen de una pareja feliz, no sé iba a sostener toda la vida. Y al final, todos los implicados saldrían perdiendo.
Pero también está el hecho, de que tal vez Diana hoy en día estaría viva.
 
Registrado
18 Ene 2018
Mensajes
9.362
Calificaciones
49.591
Camilla Parker Bowles, divorciada y madre de dos hijos,
Acá el artículo tiene un gran error, en 1981 (cuando se casaron Charles y Diana) Camilla no estaba divorciada, al contrario, estaba firmemente casada, a punto tal que asistió a la boda (a la ceremonia, no a la recepción) debido a que su esposo Andrew tenía estrecha relación con los Windsor, siendo incluso el comandante de la guardia que acompañó el carruaje en que se retiraron los novios. Camilla y Andrew se divorciaron recién en 1995
"Creo que hay mucha gente que no quiere que yo sea reina. Y con mucha gente me refiero a la institución que represento, porque han decidido que yo soy inaceptable",
Palabras estas con más que segunda intención. Esto lo dijo en 1995, y el matrimonio de los Gales hacía tres años que se había separado de hecho, porque les resultaba imposible la convivencia. Fue en 1992, e incluso el Primer Ministro Majors canceló reuniones con representantes extranjeros para realizar el anuncio frente al Parlamento. Era más que evidente que era imposible que cuando Charles llegara a ser rey, Diana estuviera a su lado como reina...Por supuesto que no iba a ser reina, no porque lo quisiera o no la institución, sino porque ella y el futuro monarca no se soportaban y ni siquiera podían vivir juntos.
siguió manteniendo el título de princesa de Gales (nunca han dado el paso de que lo ostente Camilla, que sigue siendo duquesa de Cornualles
Legalmente, Camilla es princesa de Gales. Ha optado (voluntariamente o no) por no usar el título, pero le corresponde y le pertenece. Legalmente es HRH la Princesa de Gales. Otra cosa es que use o no el título...De igual manera que los niños Wessex no usan el estilo HRH, pero les corresponde y pertenece también.

En cuanto a que Elizabeth no interviniera en el matrimonio, antes de la separación en 1992 la Reina y el duque de Edimburgo citaron en privado a Charles y Diana para tratar de limar asperezas y acordar lineamientos de convivencia para el matrimonio de los Gales; pero Charles dijo muy alterado que no quería hablar de sus intimidades, porque al otro día las leería en primera plana en los periódicos (implicando que Diana las filtraría, porque la reunión era entre ellos cuatro nada más). Ella rompió en llanto y ahí se acabó el intento de mediación de la Reina... Luego vino la separación y lo que todos sabemos.

Es increíble como habiendo tanto material producido a lo largo de los años, biografías documentadas y con datos verificables, todavía hay "periodistas" que siguen publicando notas plagadas de errores.
 


Registrado
16 Feb 2008
Mensajes
43.214
Calificaciones
81.709
Yo creo que sólo ellos saben lo que realmente pasó.
Pienso, que Diana, mintió en algunas cosas con Morton, pero también contó la verdad que eran tres en el matrimonio.
Creo que al saber que la relación con Camilla continuó, Diana hizo de la vida de Carlos y la suya, un infierno.
no pudo manejar eso, a lo mejor pensó que podía remontar esa situación, pero no se. De lo que me parece que estoy segura es que Diana se libera de todo, cuando le dice a Camila, lo sé todo, no creas que soy tonta.
ahi, para mí. Diana se liberó de esa carga y saca el hacha de guerra.
supongo que pensaron que jamás diría nada, que callaría todo, pero soltó lo cierto y lo imaginable.
Su muerte, se hace misteriosa, porque resultó muy conveniente para los Windsor.
o fue un golpe de suerte para Carlos.
como sea, conveniente o golpe de suerte, ella se hizo irrepetible e inolvidable.
se casa a los veinte y muere a los treinticinco años.
QDP
 
Registrado
18 Ene 2018
Mensajes
9.362
Calificaciones
49.591
Creo que al saber que la relación con Camilla continuó, Diana hizo de la vida de Carlos y la suya, un infierno
La relación con Camilla se reinició después de nacer Harry. Hasta entonces Charles y Camilla sólo se veían socialmente (aunque Diana no se lo creía). Fue en 1985 que amigos comunes los acercaron (los Van Cutsem, los vonStraubenzee) luego de ver que el matrimonio ya no tenía arreglo.
 
Registrado
16 Feb 2008
Mensajes
43.214
Calificaciones
81.709
Yo no puedo afirmar o negar contundentemente.
Cada quien ha contado la historia a su manera, algunos más cercanos otros no tanto.
Por eso siempre acoto me parece, supongo, etc.
 
Registrado
11 May 2007
Mensajes
29.372
Calificaciones
121.816
Yo no creo que la muerte de Diana beneficiara a los Windsor. Es más que sabido que personas famosas que mueren jóvenes se convierten en ídolos eternos, porque nunca envejecerán, no cometerán más errores.

Ya Diana estaba teniendo mala pensa con sus paseos con Dodi. De haber continuado viva, habría seguido lanzando puyitas a la FR, pero nada tan fuerte como lo que ocurrió con su muerte.

Margaret fue una ídolo de los ingleses...en su juventud. Y luego, fue perdiendo atractivo.

Creo que Diana habría continuado tratando de estar vigente, pero habría perdido fuerza una vez que se incorporaran otros más jóvenes a las portadas.
 
B

Borsalino

Guest
Las confesiones íntimas del hermano de Lady Di

Charles Spencer vive actualmente en la mansión de Althorp House, la casa familiar de la Princesa Diana de Gales y donde descansan sus restos mortales.

1600161394673.png

ABC
MADRID Actualizado:14/09/2020 16:50h

Cuando se acaban de cumplir 23 años del fallecimiento de Diana de Gales -el aniversario fue el pasado 31 de agosto-, su hermano, Charles Spencer (55 años), ha concedido una entrevista con «Radio 4», emisora de la BBC, en la que confesó que pese al paso del tiempo , la muerte de su hermana le sigue afectando muchísimo. «Siempre me sorprende lo difícil que sigue siendo para mí el aniversario de su muerte», contó durate la entrevista.

El tío de los Príncipes Guillermo y Harry vive actualmente en la mansión de Althorp House, la casa familiar de Lady Di situada en Northamptonshire, Inglaterra, y donde descansan sus restos mortales. «Siempre me preparo mentalmente para cada 31 de agosto, pero me acabo derrumbando.

Es un momento muy conmovedor», y añadió que «su pérdida fue sentida por todos de una manera tan intensa y personal que provocó una gran manifestación pública».

Además confesó que con normalidad rema hasta la isla donde está enterrada la Princesa Diana de Gales para pasar tiempo junto a la tumba de su hermana. «Es muy extraño cuando pierdes a alguien tan cercano. En todas las familias hay huecos que no se pueden llenar», reconoció.

Durante la entrevista, el hermano de Lady Di rememoró el momento en el que se comprometió con el Príncipe Carlos de Inglaterra. «De repente me di cuenta que esa chica con la que había crecido ahora era mundialmente famosa», y añadió: «Recuerdo que mi primera reacción en cuanto a su fama mundial fue sentir dolor cada vez que escuchaba noticias contra ella».

1600161528520.png
AFP

 
Registrado
16 Feb 2008
Mensajes
43.214
Calificaciones
81.709
Claro que los benefició!
El sólo hecho que en los días de su muerte, la prensa y la gente reclamaba por la reina, etc era la muestra que aún Diana fallecida tenía una corriente arrasadora a su favor,
La Reina no estaba por la labor, luego diría que estaba protegiendo a sus nietos lo que puede haber sido cierto o no.
Diana era un problema, la prensa la seguía, trataba de hacer su vida, estaba en lograr agenda propia, subastó vestidos a favor del SIDA, estaba en lo de las minas, se fue a Lahore, a NYC, etc y tras ella, la prensa.
No creo que ella daba puyas, ella estaba, mediaticamente, mejor posicionada que todos los Windsor que los dejaba como sosos y en su mundo, los hizo ver acartonados de forma irreversible.
A partir de su muerte, algunas cosas fueron como siempre y otras “debían” cambiarse bajo la etiqueta de la modernidad.
Con William y Harry ya jóvenes el cambio se hace evidente.
Diana caía bien, simpatizaba con las personas, por eso se hizo mediática, lo que los Windsor per se, no lograban.
 
Registrado
18 Ene 2018
Mensajes
9.362
Calificaciones
49.591
Claro que los benefició!
El sólo hecho que en los días de su muerte, la prensa y la gente reclamaba por la reina, etc era la muestra que aún Diana fallecida tenía una corriente arrasadora a su favor,
La Reina no estaba por la labor, luego diría que estaba protegiendo a sus nietos lo que puede haber sido cierto o no.
Diana era un problema, la prensa la seguía, trataba de hacer su vida, estaba en lograr agenda propia, subastó vestidos a favor del SIDA, estaba en lo de las minas, se fue a Lahore, a NYC, etc y tras ella, la prensa.
No creo que ella daba puyas, ella estaba, mediaticamente, mejor posicionada que todos los Windsor que los dejaba como sosos y en su mundo, los hizo ver acartonados de forma irreversible.
A partir de su muerte, algunas cosas fueron como siempre y otras “debían” cambiarse bajo la etiqueta de la modernidad.
Con William y Harry ya jóvenes el cambio se hace evidente.
Diana caía bien, simpatizaba con las personas, por eso se hizo mediática, lo que los Windsor per se, no lograban.
No los benefició. Muerta, y muerta siendo joven y bella, sin envejecer nunca ni cometer errores, se ha transformado en un mito y en una losa para los Windsor. Una vez más, la popularidad no es necesariamente parte de la realeza. Respeto, reconocimiento, tradición, legitimidad, en cambio, sí lo son.
Si Diana hubiera seguido viviendo, habría continuado con lo mismo (o no, porque ya estaba cansada de la atención de los medios y quería asumir menos compromisos); la relación con Al Fayed no llegó a determinados niveles, de lo contrario en ciertos sectores populares habría generado rechazo porque era musulmán y no muy bien conceptuado; William y Harry habrían seguido expuestos a su influencia, el "cambio" se hubiera producido igual.
En el hilo de la muerte de Diana he expuesto las razones por las que la Reina "no estaba por la labor". La "corriente a favor" tenía gran parte de histeria y poco de razón. El funeral de Hugo Chávez en Venezuela congregó más gente aún...
 
Registrado
12 Sep 2017
Mensajes
7.335
Calificaciones
23.673
Yo recuerdo perfectamente que la prensa de la época hablaba de la pésima relación entre la reina Isabel y Diana. Se decía que la reina era muy fría, autoritaria, y distante. Que todos tenían que hacer lo que ella "ordenaba", incluso sus hijos. Que Diana no lo soportaba, y por eso tenía tantas crisis emocionales.

Su malestar y problemas de bulimia no venían sólo de la relación de Carlos con Camilla, sino también con la reina Isabel.