Informaciones de Madrid

B

Borsalino

Guest
Varias líneas de Cercanías modifican este fin de semana su recorrido por obras en el túnel de Recoletos

Los trenes que se verán afectados por los trabajos son los de las líneas C1, C2, C7, C8 y C10

1597309117509.png

Un hombre espera un tren en una estación de Cercanías de Madrid - Maya Balanya

S. L.MADRID Actualizado:13/08/2020 00:15h


Los trenes de las líneas C1, C2, C7, C8 y C10 de Cercanías experimentarán este fin de semana modificaciones en sus recorridos y horarios con motivo de trabajos de mantenimiento «en profundidad» en el túnel de Recoletos que requieren el corte de la circulación a su paso por la estación.

Según ha informado Renfe y Adif a través de su cuenta de Twitter, las obras de mejora se llevarán a cabo desde las 00.30 horas del sábado hasta el fin del servicio del domingo día 16 de agosto. Las modificaciones tendrán lugar también el fin de semana del 22 y 23 de agosto.

Asimismo, desde Adif han explicado a Europa Press que también se acometerán obras en la estación, dentro de un plan para mejorar la accesibilidad y la evacuación de las vías. En concreto, este proyecto contempla la instalación de ascensores.

Debido a estas obras, se verá afectado el servicio de la C2, con una frecuencia de trenes cada 30 minutos desde Guadalajara y de 15 de minutos desde Alcalá de Henares, finalizando su recorrido en Atocha.

Por su parte, la frecuencia del servicio de trenes por la vía de contorno de O'Donnell será de 30 minutos en hora punta con parada en las estaciones de Guadalajara, Azuqueca, Meco, Alcalá de Henares Universidad, Alcalá de Henares, Torrejón, San Fernando de Henares, Fuente de la Mora y Chamartín, en ambos sentidos.

A pesar de que los trenes de la C8 mantendrán la frecuencia habitual, finalizarán su recorrido en la estación de Nuevos Ministerios, mientras que los trenes de la C1 y C10 finalizarán su recorrido en la estación de Atocha y se prestará un servicio de trenes lanzadera cada 15 minutos para conectar Nuevos Ministerios con Aeropuerto T4.

«Lo vamos a hacer en fin de semana para minimizar las molestias porque solo se puede hacer cortando la circulación», ha asegurado en Adif.

Mejoras
Adif va a llevar a cabo diversas labores de mantenimiento en profundidad en el túnel de Recoletos y en la propia estación. En concreto, acometerá la limpieza de la galería subterránea para mejorar el drenaje de la zona y realizará trabajos de alineación geométrica de la vía entre los puntos kilométricos 1/550 y 1/750 del trayecto Atocha-Nuevos Ministerios.

Asimismo, Adif emprenderá diversas actuaciones complementarias relacionadas con las obras del proyecto de mejora de la evacuación de la estación, como por ejemplo la instalación del revestimiento de una de las pasarelas entre andenes.

 

B

Borsalino

Guest
«A todos nos dieron una segunda oportunidad y ahora nos toca ser esa mano amiga»

120 jóvenes vulnerables que estudian hostelería en la Quinta de los Molinos cocinan para familias sin recursos


1597309603777.png
Michael Loyola junto a dos de sus compañeros en las cocinas del palacio de la Quinta de los Molinos
José Ramón Ladra


María R. Domingo
MADRID
Actualizado: 13/08/2020 00:14

Pese a que llevan mascarilla, cuando hablan de cocina, sus sonrisas se dibujan hasta con los ojos. Sus orígenes son muy diversos -Chile, Marruecos, República Dominicana...-, pero en su pasado tienen un denominador común: provienen de familias vulnerables y a su corta edad han tenido que superar situaciones quizá demasiado complejas. Mientras trocean cebolla y pimientos con la maestría de un chef experimentado cuentan cómo la hostelería ha sido su bote salvavidas, un billete hacia una vida mejor. Hamza, Jennifer, Michael, Estéfani, Elisabeth y Nabila son seis de los 120 jóvenes que cada año se forman en los fogones de La Quinta Cocina, un proyecto del Área de Familias, Igualdad y Bienestar Social dirigido por la ONG Cesal en el palacio de la Quinta de los Molinos. Tras los cuatro meses de formación teórica y práctica en la cafetería del palacete, atendida por los propios alumnos, ponen a prueba su aprendizaje dos meses más en conocidos restaurantes donde muchos han logrado la salida laboral que tanto anhelaban.

NOTICIAS RELACIONADAS
Pese a que llevan mascarilla, cuando hablan de cocina, sus sonrisas se dibujan hasta con los ojos. Sus orígenes son muy diversos -Chile, Marruecos, República Dominicana...-, pero en su pasado tienen un denominador común: provienen de familias vulnerables y a su corta edad han tenido que superar situaciones quizá demasiado complejas. Mientras trocean cebolla y pimientos con la maestría de un chef experimentado cuentan cómo la hostelería ha sido su bote salvavidas, un billete hacia una vida mejor. Hamza, Jennifer, Michael, Estéfani, Elisabeth y Nabila son seis de los 120 jóvenes que cada año se forman en los fogones de La Quinta Cocina, un proyecto del Área de Familias, Igualdad y Bienestar Social dirigido por la ONG Cesal en el palacio de la Quinta de los Molinos. Tras los cuatro meses de formación teórica y práctica en la cafetería del palacete, atendida por los propios alumnos, ponen a prueba su aprendizaje dos meses más en conocidos restaurantes donde muchos han logrado la salida laboral que tanto anhelaban.

«Es una buena oportunidad, porque me acoplan los horarios de trabajo para que pueda cuidar de mi hija»
Hace ocho meses que a Jennifer Peguero le cambió la vida. Tras nacer su hija y tener que hacerse cargo ella sola, con apenas 17 años, necesitaba buscar una salida laboral para mantenerla. «Empecé en julio el curso y creo que es una buena oportunidad, porque me acoplan los horarios de trabajo para que pueda cuidar de mi hija», cuenta esta dominicana que aprendió muchas recetas de observar y cocinar junto a su abuela desde los 7 años.

Como una forma de devolver la confianza y la ayuda que un día les prestaron cuando más lo necesitaban, durante el confinamiento muchos de ellos han colaborado elaborando mil menús al día en las cocinas de Gastrolab, en Villaverde. «A todos nos dieron una segunda oportunidad y ahora nos toca ser esa mano amiga que nos ayudó cuando más desamparados estábamos», expresa Elisabeth Moreno, una de las alumnas, de 22 años. «Cuando vienes a este país, no tienes trabajo, familia ni nada y pasas momentos duros. Cuando ya has pasado por esa experiencia sabes lo que se siente y eso te toca un poquito más para ayudar a otras personas», añade consciente de la dureza de no tener a nadie en quien apoyarse.

Michael Loyola, de 23 años, aún era menor de edad cuando encontró en la cocina su refugio. «Fue la trabajadora social la que hace seis años me propuso que empezara un curso similar a este. Me apunté para cambiar de vida, porque tenía una situación compleja en casa y quería buscar una salida», cuenta este joven de origen chileno, que se crió en el barrio de Puerta del Ángel con su abuela y su hermana. «Cuando empecé no había cocinado en mi vida, ni para mí ni para nadie. Pero después de seis años aprendiendo tengo que decir que engancha», reconoce. Al igual que Elisabeth, en cuanto le propusieron ponerse la chaquetilla en las cocinas de Villaverde no lo pensó dos veces: «Fue muy gratificante. Igual que a mí me ayudaron en su día, yo también tenía que hacer todo lo posible por ayudar».

1597309791036.png
De izquierda a derecha, Nabila Aniba Jennifer Peguero y Estéfani Álvarez

La generosidad y la mano tendida de un sacerdote llamado Jesús recibieron a Hamza Hamoud cuando llegó a Madrid tras pasar dos años en un centro de menores extranjeros no acompañados (menas). Él le dio su primer trabajo y gracias a él conoció el proyecto de Cesal. El pasado diciembre, tras los cuatro meses de formación en La Quinta Cocina, comenzó las prácticas en el Café Gijón, donde su buen hacer le ha labrado un contrato.


Cuando cruzó la frontera no sabía ni siquiera hablar español y hoy ya puede decir que trabaja en uno de los restaurantes más célebres, donde se sirvió a personajes tan relevantes como Ramón y Cajal, Galdós o Valle-Inclán. «Cuando era pequeño tenía el sueño de ser cocinero. Me pasaba el día en Youtube viendo vídeos y practicando. Cuando me dieron la oportunidad, la quise aprovechar. Si tienes paciencia y claro tu sueño, todo llega», asegura, feliz. «Ese espíritu de luchar por autorrealizarse lo llevan viviendo desde que salen desde casa con 12 o 13 años, y se nota. El jefe de cocina está contento con él y se merece esta oportunidad», valora uno de los propietarios del Café Gijón, José Manuel Escamilla.

Ejemplos de éxito como el de Hamza son, en palabras de la vicealcaldesa, Begoña Villacís, una lección de «autoestima» para que los jóvenes de entornos vulnerables «crean en sí mismos». El proyecto de La Quinta Cocina demuestra, según Villacís, que si se apuesta por los jóvenes y se les da «confianza para que se formen», podrán «aportar su experiencia a la sociedad».

1597309877400.png
Hamza Hamoud junto a uno de los propietarios del Café Gijón, José Manuel Escamilla

Aunque no conocía el idioma, sí sabía que su futuro estaba al otro lado de la frontera. Hamza Hamoud no había cumplido los 18 años cuando cruzó el estrecho con solo un puñado de valor y sueños en el bolsillo. Tras pasar dos años en un centro de menores extranjeros no acompañados (menas) de Ceuta, logró llegar a Madrid, donde un sacerdote le tendió la mano y le dio su primer empleo. Su pasión por la cocina, labrada desde pequeño a base de tutoriales de Youtube, le ha proporcionado el porvenir que deseó. Tras realizar un curso en La Quinta Cocina pasó dos meses de prácticas en el Café Gijón, donde será contratado. Agradecido y consciente de su suerte, reparte alimentosa familias vulnerables y personas sin hogar con Cáritas y Bokatas.

 
B

Borsalino

Guest
1597312498793.png

El caos en el 12 de Octubre con 300 camas menos ante la segunda ola: "Urgencias ya está colapsada"

Los sanitarios denuncian la falta del personal en el centro y la necesidad de que esté al cien por cien cuanto antes.


13 agosto, 2020 02:33

La sensación de mis compañeros y compañeras es de que estamos al ritmo de febrero, con una plantilla de verano. Sin refuerzos y con 300 camas menos en el hospital. Vamos muy mal...

Así resume un enfermero de Urgencias, en conversación con EL ESPAÑOL, cómo está viviendo él y el resto de sanitarios, en el Hospital 12 de Octubre, el repunte de casos por coronavirus en la Comunidad de Madrid. En una semana, los centros hospitalarios madrileños han pasado de 240 ingresos en planta por Covid-19, a 540. En el caso de las UCI, la situación es idéntica. Si hace siete días había 31 ingresados en toda la región, ahora son 70.


Los datos más preocupantes, no obstante, se han registrado, precisamente, en el 12 de Octubre. Es el hospital con más ingresos en planta, 71, mientras que en la UCI tienen a cinco pacientes hospitalizados. Ante esta situación, el centro incluso ha puesto en marcha su plan de elasticidad con la reprogramación de algunas operaciones quirúrgicas con el objetivo de habilitar espacios en función del crecimiento provocado por el coronavirus.


La solución, no obstante, según denuncian sanitarios del hospital a este periódico, no solo es el retraso de operaciones [es el centro sanitario con la mayor lista de espera de toda la CAM]. La realidad es que en el 12 de Octubre se preparan para afrontar una segunda oleada de casos con una plantilla de verano, es decir, sin refuerzo de personal, pese a la situación que se vivió meses atrás en plena pandemia, y con 300 camas cerradas en el centro. Lo que urge, por tanto, no solo es posponer intervenciones, sino contratar a más sanitarios y tener el hospital al 100%.

El triple de ingresos

1597312823769.png


"En medicina interna hay 190 pacientes, 71 son Covid. El número de ingresos es el triple del que había en agosto del pasado año. Mientras tanto, en Urgencias estamos colapsados. La mayoría de los pacientes presentan síntomas leves de Covid, pero si viene alguno grave, no tenemos sitio para alojarlo. Tenemos pacientes en los pasillos, en sillas de ruedas... El hospital tiene cerradas 300 camas", relata este enfermero.

Este centro sanitario ha cerrado varias plantas, boxes y el servicio de Urgencias de Atención Primaria a causa del periodo estival, como cada año y pese a que estemos en plena pandemia. Oficialmente, el hospital no ha dado datos del número de camas cerradas, pero lo cierto es que si años atrás clausuraban plantas enteras, este año en lugar de hacer eso, han dejado algunas plantas con habitaciones individuales en lugar de dobles.

"De este modo, si hay 40 camas de normal (habitaciones dobles) y las dejan individuales, quedan 20 camas. Hay un cierre realmente, pero lo envuelven de esa forma. En Urgencias por ejemplo, hay 40 camas en observación, el 1 de junio ya cerraron ocho, y el 1 de agosto otras tantas, en total ahora hay 24", denuncia otro sanitario.

Sin enfermeras

A esta situación se suma la falta de personal en todo el hospital y, especialmente, en el área de Urgencias. "La presidenta madrileña dijo que se contratarían a 10.000 sanitarios hasta diciembre, pero la realidad es que nosotros somos los que somos, no se ha reforzado la plantilla. Somos 23 enfermeras y 21 auxiliares para todos los turnos de Urgencias", sostiene un enfermero. La escasez de empleados se ha notado incluso en el SUMMA. "El otro día una compañera nos dijo que de 21 ambulancias, nueve no habían salido porque no tenían médicos disponibles", critica.

En definitiva, la sensación general entre los sanitarios vuelve a ser la misma que al principio. Cuando en febrero, sin medios, se aquejaban de que "este año la gripe estaba viniendo con mucho paciente complejo". Después, llego lo peor.

El Hospital 12 de octubre, entre tanto, no es el primer centro que toma medidas ante el aumento de contagios de coronavirus. El Hospital de Móstoles y La Paz también han reorganizado sus espacios ante la posibilidad de que haya un incremento de contagios ante la subida de infectados en la localidad, según ha podido saber este diario.

A esto se suma, en el caso del primer hospital, la suspensión de la cirugía mayor ambulatoria durante toda la semana, y la cancelación de la Técnica de Dolor que se hace en la consulta de enfermería y de los estudios del sueño en Neurofisología Clínica. Además, en una circular interna se anulaba la actividad programada de fibroncoscopia, y solo se realizarán los urgentes o no demorables.

 
B

Borsalino

Guest
Barrios y municipios de Madrid ya están entre los puntos más calientes de coronavirus de España

Los distritos de Usera y Villaverde, y los municipios de Móstoles y San Martín de la Vega, los más graves


Luis Cano
Actualizado:13/08/2020 12:53h

El 12 de Octubre ya ha reprogramado algunas operaciones quirúrgicas no urgentes con el objetivo de habilitar espacios en función del crecimiento del número de casos de coronavirus. El hospital está situado en el distrito de Usera, ahora mismo el punto más caliente de coronavirus de la capital, y uno de los más graves de la Comunidad de Madrid y de España.

En el distrito de Usera, en el sur de Madrid, hay 326 casos por cada 100.000 habitantes en los últimos 14 días, según los datos de la Consejería de Sanidad del 11 de agosto. El número de casos ha crecido rápidamente. Hace una semana la incidencia acumulada era menos de la mitad (136). Ahora triplica la tasa de la Comunidad de Madrid (112) y está cerca de cuadruplicar la del conjunto de España hasta la misma fecha, 90 casos por cada 100.000 habitantes.

Madrid capital, una semana más, ha duplicado los casos respecto a los contagios de la semana anterior. Ya son 123 casos por cada 100.000 habitantes en las últimas dos semanas. Todos los distritos de Madrid han empeorado su situación respecto a la de siete días atrás.

En Villaverde y Carabanchel, limítrofes con Usera, hay más de 200 casos por cada 100.000 habitantes en los últimos 14 días, con una incidencia de 226 y 213 respectivamente. Otros cuatro distritos (Puente de Vallecas, Centro, Latina y Ciudad Lineal) también superan el umbral de riesgo muy alto, fijado en 120 según la catalogación del Centro Europeo para la Prevención y el Control de Enfermedades (ECDC).

Móstoles y Torrejón de Ardoz

La Comunidad de Madrid en conjunto, una semana más, ha duplicado los casos respecto a los contagios de la semana anterior. Entre los municipios de más de 50.000, el momento más grave se vive en Móstoles, con 209 casos por cada 100.000 habitantes en los últimos 14 días. El Hospital de Móstoles lleva un par de semanas suspendiendo la cirugía no prioritaria y habilitando nuevos espacios para la atención de pacientes con coronavirus.

Los centros del Servicio Madrileño de Salud (Sermas) disponen de los denominados «Planes de Elasticidad», tanto en los hospitales como en los centros de Atención Primaria y el Summa-112, que les permiten «duplicar y hasta triplicar las camas de UCI disponibles», según la Consejería de Sanidad. De momento solo han sido puestos en marcha en el Hospital de Móstoles y en el 12 de Octubre.

Torrejón de Ardoz (209 casos por cada 100.000 habitantes), Majadahonda (157), Fuenlabrada (157), Alcobendas (147), San Sebastián de los Reyes (140), Pozuelo de Alarcón (124) y Alcorcón (122) también son ya zonas de riesgo alto.

Entre los municipios de menor tamaño destaca San Martín de la Vega, con una incidencia de 355 contagios por cada 100.000 habitantes en las últimas dos semanas. La causa está en en una residencia de mayores de la localidad, con 47 contagios, el mayor brote activo de la región.

Muchos municipios, no obstante, no han registrado ningún positivo en las últimas dos semanas, según las cifras de la Consejería.

De los 178 municipios de la región, 47 tienen menos de cinco casos en las últimas dos semanas, y 67 no han detectado ningún positivo en los últimos 14 días. En ambos casos, son una decena menos que hace una semana.

Recomendaciones

Desde la Comunidad de Madrid se recuerda a los ciudadanos la importancia de la responsabilidad individual en la adopción y control de las medidas higiénico-sanitarias para evitar la propagación de los contagios. Esto incluye la obligatoriedad del uso de la mascarilla, la frecuente limpieza e higiene de manos, bien con agua y jabón, o con gel hidroalcohólico, además de la concienciación de que es una enfermedad que afecta a toda la sociedad, independientemente del rango de edad.

 

B

Borsalino

Guest
Princesa estrena aceras más anchas y verdes a un año del final de la obra de Plaza España

La zona peatonal hasta Ventura Rodríguez ha crecido en 600 metros cuadrados y tendrá 58 árboles nuevos


1597333187392.png
Las excavadoras trabajan, ayer, sobre el túnel de Bailén - JOSÉ RAMÓN LADRA

Marta R. Domingo - MADRID Actualizado:12/08/2020 00:29h

Mientras una excavadora derrumba el túnel de Bailén -que une la plaza de España con la Cuesta de San Vicente-, los viandantes ya pueden disfrutar de aceras más anchas y renovadas en el otro extremo de la plaza, entre lacalle de la Princesa y Ventura Rodríguez. Esta parte de la reforma, ya concluida, es el aperitivo de lo que será el conjunto de la obra, que concluirá el verano que viene.

Las mejoras en ese tramo han supuesto la renovación completa de los firmes y la creación de una nueva mediana con una banda de pavimento drenante de 275 metros cuadrados. Así, en total, la superficie peatonal ha aumentado en 600 metros cuadrados, en los que también se han eliminado todas las barreras arquitectónicas para crear un espacio completamente accesible. Como ya avanzó ABC, se aprovechó esta actuación para crear dos nuevos pasos de peatones para conectar, por un lado, la plaza de los Cubos con la de Cristino Martos directamente y, por otro, con la calle del Conde Duque.

1597333314821.png
La alcaldesa en funciones, Begoña Villacís, junto a la delegada de Obras, Paloma García Romero, y el concejal de Centro, José Fernández, pasean por la zona recién mejorada - AYUNTAMIENTO

La nueva calle de la Princesa ya es más verde gracias al parterre ajardinado de 200 metros de longitud. Pero será aún más en los próximos meses. No solo se ha mantenido el arbolado actual, sino que se incrementará la cobertura vegetal con la plantación de 58 nuevos árboles el próximo noviembre. Asimismo, para apostar por la sostenibilidad ambiental, se ha sustituido el alumbrado antiguo por 38 nuevas luminarias de tecnología led, con menor consumo y reducción de la contaminación lumínica.

Construcción del túnel

Por su parte, en Ventura Rodríguez se ha ampliado el ancho de la acera más cercana a la plaza de España, mientras que la otra se ha renovado, aunque mantendrá sus características. En las intersecciones de las calles perpendiculares se ha elevado el pavimento al nivel de la acera en los pasos para crear ámbitos de mayor seguridad para el peatón y priorizar la accesibilidad frente a los vehículos. La remodelación mantiene una línea de aparcamiento para residentes en la acera más próxima a la plaza de España y también se conservan todas las reservas de aparcamiento que dan servicio a las diferentes dotaciones situadas en esta calle.

Una vez terminados estos trabajos, el grueso se encuentra en estos momentos en la construcción del túnel que unirá las calles de Bailén y Ferraz. Ya se han concluido todas las pantallas de pilotes y las losas que cubren el tramo del túnel que va de la intersección de la Cuesta de San Vicente hacia el norte por la calle de Ferraz y han comenzado las excavaciones bajo la losa para conformar el túnel y comenzar con las instalaciones y los acabados interiores.

A su vez, como explicó ayer durante una visita a la zona la delegada de Obras y Equipamientos, Paloma García Romero, el tramo de Bailén va un poco más retrasado por los hallazgos arqueológicos. No obstante, ya se ha concluido la pantalla de pilotes junto a los Jardines de Sabatini. Después, cuando se terminen el resto de pantallas y las correspondientes losas, se iniciará el tramo de túnel que discurrirá bajo los restos del Palacio de Godoy. En este caso, el modo constructivo será diferente para garantizar la integridad de los vestigios, que serán conservados en la plaza de España. Los trabajos, como recordó la alcaldesa en funciones, Begoña Villacís, servirán para conectar de forma peatonal, y con un carril bici añadido, la plaza con los Jardines de Sabatini y el Templo de Debod.

 
B

Borsalino

Guest
Levy quiere revitalizar la Plaza Mayor con eventos culturales en septiembre

El epicentro de los Veranos de la Villa se ha focalizado en Conde Duque para poder limitar el aforo

1597386995709.png

Muchos de los comercios cerrados en la Plaza Mayor - BELÉN DÍAZ

Marta R. Domingo -
MADRID
Actualizado:14/08/2020 01:19h

Encontrar una mesa libre en la terraza de uno de los restaurantes de la Plaza Mayor por estas fechas el año pasado era prácticamente imposible. Los artistas del carboncillo que pintan caricaturas en vivo, los mimos y los músicos callejeros amenizaban entonces el paseo a los más de 10 millones de turistas que cada año recorrían este enclave neurálgico de la capital. Este verano, sin embargo, el Covid-19 ha dejado una estampa opuesta, desoladora para los comerciantes y hosteleros de la zona. Apenas unos pocos clientes atareaban ayer a los camareros que trataban de atraer hacia sus locales a los pocos transeúntes que pasaban por delante de su establecimientos. Que la Plaza Mayor vuelva a ser un polo de atracción en la capital es el objetivo de la delegada de Cultura, Turismo y Deporte, Andrea Levy (PP), que ayer afirmó que estudiarán la manera de que en septiembre se puedan realizar actividades culturales en este espacio emblemático para devolverlo a la vida y recuperar su dinamismo habitual.


«Nos hubiese gustado que Veranos de la Villa fuese como siempre, pero para poder hacer acciones culturales conjuntas, necesitamos tanto aforar como perimetrar, y esto no es tan fácil aquí; pero sí esperamos que a la vuelta de septiembre podamos hacer intervenciones en espacio público como puede ser la Plaza Mayor», afirmó ayer la delegada durante una visita a los comerciantes, hosteleros y restauradores de la zona, especialmente afectados por la crisis.

Con las complicaciones del protocolo anti Covid-19, el 90 por ciento de la programación de esta edición de Veranos de la Villa -que comenzó casi dos meses más tarde- se ha centrado en los dos patios del centro cultural Conde Duque, dado que en este espacio es más sencillo mantener la distancia social y controlar que se cumplen las restricciones. El parque de Enrique Tierno Galván y la plaza de Matadero, ambos en Arganzuela; el parque Calero, en Ciudad Lineal; el Cerro del Tío Pío, en Puente de Vallecas, entre otros espacios de los 21 distritos han servido también como escenario de eventos musicales, cines de verano o títeres y cuentacuentos infantiles.

Campaña de atracción

Durante su recorrido, la delegada también visitó el Centro de Turismo de la Plaza Mayor, donde pudo comprobar las medidas de seguridad y protocolos de prevención implementados en este punto de información del Ayuntamiento para proteger a informadores y usuarios. Desde este espacio, para contribuir a la reactivación de la almendra central, el Ayuntamiento puso en marcha ayer «Vuelve al Centro», una campaña que anima a redescubrir y disfrutar del casco histórico durante este verano a través de propuestas como visitas guiadas, actividades familiares o el programa de fidelización «Vuelve a Madrid», que ofrece descuentos y promociones. Esta iniciativa pone en valor los atractivos turísticos, culturales y comerciales de la zona para incentivar las visitas e incrementar el consumo de sus productos y servicios.

El 55% de los turistas que visitan la capital cada año son extranjeros. Y la mayoría de los países de los que provienen -Reino Unido, Alemania, China o Estados Unidos, entre otros- han recomendado no visitar la Comunidad de Madrid, hacerse una PCR obligatoria o guardar cuarentenas de 15 días tras regresar de España, lo que ahuyenta su llegada con regularidad. Es por eso que Levy reclamó al Gobierno de Pedro Sánchez que defienda con más contundencia que España «es un destino seguro». «Reclamamos que el Gobierno lo diga con más entereza para recuperar a un sector que ya da por perdida la temporada de verano», afirmó la edil, que propuso la rebaja del IVA al turismo, que el 30% de los fondos europeos se dediquen al sector y extender los ERTE hasta el primer trimestre de 2021.

 

B

Borsalino

Guest
La Despensa de Madrid vuelve a la carretera en Rascafría
El mercado itinerante al aire libre fomenta el conocimiento y consumo de productos de proximidad


1597472711726.png


Nacho Serrano
MADRID Actualizado:14/08/2020 23:38h

La Plaza de la Villa de la localidad de Rascafría acoge este sábado (de 10.30 a 15.00 horas) La Despensa de Madrid, mercado itinerante al aire libre con el que la Comunidad fomenta el conocimiento y consumo de alimentos de proximidad, cultivados y producidos o elaborados en la región. Se trata de la primera parada de la octava edición de una iniciativa del Gobierno regional que, en esta ocasión, recorrerá una veintena de municipios madrileños hasta el próximo mes de noviembre. Participan más 70 productores madrileños, de los que una treintena están adheridos a la marca de calidad M Producto Certificado, y en esta nueva edición se han implementado novedades para hacer más atractivo el mercado, como la instalación de una zona de degustación de productos o la realización de actividades infantiles.

Entre los alimentos que podrán adquirirse este fin de semana en las 15 carpas habilitadas para las empresas participantes destacan la carne de la Sierra de Guadarrama y el cordero de las razas colmenareña y rubia del molar, cervezas artesanas, verduras y hortalizas, lácteos, pan y dulces, aceites y vinos de la Denominación de Origen Vinos de Madrid; asimismo, se ponen a la venta alimentos de producción ecológica.

La Despensa de Madrid seguirá recorriendo la región este mes de agosto, y parará en Guadarrama (sábado 22), El Molar (domingo 23) y Valdemorillo (sábado 29 de agosto). Villa del Prado y Moralzarzal recibirán a los productores el primer fin de semana de septiembre, en tanto que llegarán a Paracuellos de Jarama el 12 de septiembre y a Torremocha de Jarama, el próximo 27 de septiembre. Desde su puesta en marcha, más de 400.000 mil personas han recorrido los puestos que ofrecen lo mejor del campo y la pequeña industria agroalimentaria madrileña.

Pendiente de cerrar las fechas en Alcalá de Henares, Torrejón de Ardóz y Villarejo de Salvanés, el mercado itinerante de alimentos de Madrid estará en octubre en Villaviciosa de Odón, San Agustín del Guadalix, Nuevo Baztán, Colmenar Viejo, Boadilla del Monte y Majadahonda. Todas las carpas mantendrán los espacios establecidos para cumplir con la normativa frente al Covid-19, además del uso de gel desinfectante y mascarillas y el control de accesos a los puestos.

 
B

Borsalino

Guest
El museo donde nada es lo que parece
El espacio, que abrió tras el confinamiento, amplía su horario ante el éxito cosechado


1597477759743.png
Uno de los trucos que los visitantes podrán encontrar en los espacios del museo

Nacho Serrano
MADRID Actualizado:14/08/2020 23:38h


En el mes de junio, con el estado de alarma recién superado, un nuevo museo abrió en la capital y, lejos de arrancar su vida con mal pie, tuvo tanto éxito que tuvo que ampliar tanto sus días de apertura como su horario. Empezó abriendo sus puertas cuatro días a la semana (de jueves a domingo), pero en vista de la cantidad de visitas que recibía comenzó a abrir también los miércoles, extendiendo una hora más el cierre. Y es que este gran recibimiento seguramente tenga que ver con que se trata del Museo de las Ilusiones, un espacio situado en la céntrica calle de Doctor Cortezo, 8, que ofrece una experiencia visual, sensorial y educativa única, y que además es un lugar perfecto, inusual y emocionante para todas las generaciones. Y también seguro: el primer Museo de las Ilusiones de España cumple a rajatabla todas las medidas sanitarias correspondientes de Covid, con el aforo limitado al 60 por ciento y el uso obligatorio de mascarillas.

El concepto original nació en Zagreb, Croacia, en 2015, y rápidamente se convirtió en una marca reconocida en muchas otras ciudades del mundo como Nueva York, Shanghai, Kuala Lumpur, Toronto, Dubai, Doha, Orlando y París.

¿Y qué es exactamente un Museo de las Ilusiones? «Es una propuesta completamente innovadora y diferente, que se ha convertido en un plan perfecto para familias y jóvenes inquietos al ofrecer la posibilidad de reír, gritar, correr, tomar fotos y muchas cosas más que no están permitidas en otros museos», explican sus responsables. «Es, en definitiva, una experiencia original y única para todos los visitantes, pequeños, mayores, locales o turistas, ya que todos hablan y entienden el lenguaje de la diversión».

El concepto del museo parte precisamente de ese principio: el de la diversión. En sus salas, los visitantes se van encontrando con trucos divertidos e impresionantes que generan interesantes reflexiones sobre la visión, la percepción, el cerebro humano y la ciencia. «Aquí es más fácil percibir por qué los ojos ven cosas que nuestro cerebro no puede entender», dicen sus organizadores, que han preparado un recorrido con más de cincuenta ilusiones de pequeño, mediano y gran formato. Los visitantes pasarán por estancias Inclinadas, «infinitas» y «antigravedad», y se cruzarán con caleidoscopios, espejos «mágicos», hologramas y todo tipo de ilusiones ópticas. Además hay un Salón de Juegos Inteligentes donde se puede jugar con puzles, rompecabezas, juegos de construcción, nudos imposibles, juegos matemáticos y otros artículos educativos «para liberar al Einstein que llevamos dentro», y una tienda que ofrece más de ochenta juegos de dilemas, puzles de madera, juegos educativos y todo tipo de souvenirs. «El museo esconde un mundo cautivador de ilusiones, un mundo que hace dudar a los sentidos y deja fascinado a quien lo visite; un mundo que confunde, pero también educa», aseguran sus responsables.

Para hacer reservas sólo hay que escribir al e-mail [email protected] o llamar al teléfono 911033455. Se puede reservar para grupos de al menos veinte personas (ya sea para colegios, residencias o para eventos de empresa), pero ha de hacerse con al menos catorce días de antelación.

 
B

Borsalino

Guest
Madrid: Cinco nuevos brotes, dos en residencias, con 32 positivos y 60 contactos
En dos de los casos, el origen está en dos albergues de la localidad de Torrejón de Ardoz


1597561844943.png
Un grupo de personas ayer en una terraza de Madrid

Carlota Barcala
MADRID
Actualizado:15/08/2020 23:56h


La Comunidad de Madrid notificó ayer al Ministerio de Sanidad cinco nuevos brotes de coronavirus que dejan 32 positivos y 60 personas en seguimiento médico. Dos de los brotes se han producido en residencias de mayores. En concreto, el primero de ellos está vinculado con el traslado, el 6 de agosto, de ancianos desde San Martín de la Vega a Valdemoro, y suma siete positivos, uno con ingreso hospitalario, y tres contactos.

El segundo, también en residencia, se ha producido en Madrid capital y ha generado siete personas afectadas y 21 en seguimiento.

El tercero y el cuarto se han dado en dos albergues de Torrejón de Ardoz. Uno de ellos arroja cuatro positivos (un trabajador y tres residentes) y 18 contactos. El otro suma los mismos afectados (todos usuarios del centro) y 13 personas en seguimiento.

Por último, el quinto brote se ha originado en Madrid capital y está relacionado con una actividad social entre dos familias. Hay ya diez casos positivos de coronavirus y cinco personas en seguimiento.

 
B

Borsalino

Guest
Se deben desmontar todos los puentes de las antiguas rondas
El autor hace un llamamiento al alcalde madrileño, José Luiz Martínez-Almeida, para aprovechar el desmantelamiento forzoso del paso de Joaquín Costa para eliminar otros que afean la ciudad


Jorge del Corral y Díez del Corral
MADRID Actualizado:15/08/2020 23:57h

Cuando el alcalde de Madrid Enrique Tierno Galván desmanteló en 1985 el esperpéntico «Scalextric de Atocha», en la Glorieta del Emperador Carlos V, Madrid, sus habitantes y sus visitantes recuperaron un paisaje urbano egregio y volvieron a contemplar en todo su esplendor la Estación del Mediodía, obra de arte de la arquitectura ferroviaria decimonónica que en 1892, año de su definitiva inauguración tras no pocas vicisitudes, superaba en anchura y belleza a muchas otras estaciones de capitales europeas.

Tierno Galván, gran amante de la armonía, se impuso a los agoreros de turno que vaticinaban que la supresión colapsaría el tráfico sur-norte, teoría con la que otro alcalde, Carlos Arias Navarro, lo inauguró en 1968. Por él llegaron a circular 200.000 vehículos al día, convirtiendo ese punto en el de mayor contaminación de Madrid. Fueron los años salvajes del desarrollismo, que en la capital de España arrasaron bulevares, hermosos palacetes en la Castellana, barrios como el galdosiano de las Pozas, en el triángulo Alberto Aguilera-Princesa-Serrano Jover, y tantos y tantos paisajes históricos y divinos que cayeron bajo la piqueta de la especulación y de la mal llamada modernidad.

Con esa demolición Madrid recuperó para el equilibrio y la belleza la totalidad del Paseo del Prado y la gran plaza del Emperador Carlos V, con la Estación del Mediodía como foco y sus colindantes Real Jardín Botánico, Cuesta del Moyano o Cuesta de los Libreros y el magno edificio del Ministerio de Agricultura, obra del arquitecto Ricardo Velázquez Bosco, inaugurado en 1897 y coronado con una copia en bronce del grupo La Gloria y los Pegasos, de Agustín Querol. La recuperación de la plaza volvió a 1968 con un detalle de 1781 no baladí porque el lugar que ocupó la fuente luminosa (con un pilón de 24 metros de diámetro y otros dos concéntricos de 8 y 20 metros) de Manuel Herrero Palacios, arquitecto municipal que ostentó el título de director de Parques, Jardines y Estética Urbana, estrenada en 1963 y desmantelada en 1967, fue ocupado en 1986 por una copia de la llamada de la Alcachofa, obra de Buenaventura Rodríguez Tizón, Alonso Giraldo Bergaz y Antonio Primo Garrote, cuyo original mora en el parque de El Retiro por acuerdo municipal de 8 de septiembre de 1880, tras haber dejado su antiguo emplazamiento cerca de la primitiva Puerta de Atocha, donde la mandó colocar el Rey Carlos III como parte del proyecto de modernización del Salón del Prado.

La Alcachofa, pues, regresó a su punto inicial, reemplazando a la de Herrero que había inaugurado el alcalde José Finat y Escrivá de Romaní, conde de Mayalde, rodeado de una multitud de curiosos que contemplaba atónita los 139 litros de agua por segundo que lanzaban una tobera de cinco centímetros de diámetro a 20 metros de altura, 28 chorros a 7 metros y 80 surtidores de trayectoria parabólica, consiguiendo el efecto lumínico con 6 proyectores de luz cambiante de 1.500 vatios de potencia, 12 de 500 y 160 de 200.Todo un espectáculo de luz y sonido muy al gusto de la época. El conjunto fue arrasado con excavadoras, según relato del testigo Francisco Casas Velarde recogido por Enrique Valero García en «La olvidada fuente de la Glorieta de Atocha (Plaza del Emperador Carlos V)».

Pero vayamos al título de esta columna de El Paseante en Corte para pedir al actual alcalde de Madrid, José Luis Martínez-Almeida Navasqües, que, aprovechando el derribo del paso elevado de Joaquín Costa-Francisco Silvela-Príncipe de Vergara por riesgo de colapso, desmonte también el que sobrevuela la Castellana y une Raimundo Fernández Villaverde con Joaquín Costa (18/julio/1970), que junto con el primero fueron inaugurados a bombo y platillo por Carlos Arias Navarro.

Esta sucesión de pasos elevados de lo que se denominó M-20 o Rondas (siendo la M-10 los 5 Bulevares «castizos» o históricos de Madrid: Marqués de Urquijo, Alberto Aguilera, Carranza, Sagasta y Génova), que también afearon la glorieta de Cuatro Caminos hasta 2005, cuando el que había se sustituyó por un subterráneo que devolvió a esa plaza su agradable aspecto original, formaron parte de las equivocaciones que Mayalde y con más frecuencia Arias tuvieron en el Madrid de los 50, 60 y 70, sometiendo a su urbanismo a un profundo cambio (a peor) y haciendo que la fisonomía de las calles señeras cambiase por completo al restar inmisericordemente espacio al peatón en beneficio del rey automóvil.

Falta citar el de Juan Bravo-Eduardo Dato que sobrevuela la Castellana (24/septiembre/1970) y que, debido al impacto visual que provocó (entre otras calles se eliminó la de Martínez de la Rosa, llamada de la S, que subía de Castellana a Serrano hasta desembocar a los pies del protegido, celebérrimo y primitivo edificio de ABC, en el nº 61) fue necesario rediseñar su estructura y establecer años después, bajo el tablero central, un Museo al Aire Libre con obras de artistas de la talla de Chillida, Martín Chirino, Sobrino, Subirachs, Sánchez, Leoz, Sempere, Alfaro, Martí, González, Rivera, Gabino, Torner, Rueda, Palazuelo y Miró. Formidable espacio cultural que puede vivir perfectamente sin el paso elevado. Pero el fin de este puente es materia para otro Paseante en Corte.

Para el que hoy se pide al Ayuntamiento su próximo final en nada afectará al tráfico rodado, por mucho que clamen los derrotistas, y en mucho beneficiará al ciudadano, que en las preocupaciones del Consistorio madrileño debe volver al centro del viejo concepto de ciudad romana.

El Paseante en Corte y millones de amantes de la estética y la armonía se lo agradecerán.

 
B

Borsalino

Guest
Sin verbena de La Paloma, pero con mantón de Manila
El Covid-19 dejó al centro sin fiestas ni procesión en una jornada marcada por el recuerdo a las víctimas


1597578826811.png
Los bomberos, con las mascarillas, en el descenso del cuadro de la Virgen de La Paloma - GUILLERMO NAVARRO

Marta R. Domingo
MADRID
Actualizado:15/08/2020 23:56h


Hace un año que Isabel Díaz Ayuso entraba en la ermita de la Virgen de la Paloma tras haber recibido los abrazos, besos y enhorabuenas de los madrileños un día después de ser investida presidenta de la Comunidad. Aquel 15 de agosto de 2019, hablaba de sus planes de gobierno, de rematar la aprobación de Madrid Nuevo Norte, atajar la contaminación en la Comunidad y desplegar el Metro de Madrid. Ayer, después de doce meses sin precedentes, las mascarillas tapaban las sonrisas y el contacto era mínimo, apenas con el codo. El clima predominante en la capital fue de recogimiento y casi de luto, con la memoria puesta en las víctimas del Covid-19 y todos los esfuerzos enfocados en superar la pandemia dejando el menor daño posible.

Frente al barullo y la muchedumbre habitual que se congregaba en la calle de la Paloma antes de la misa solemne, ayer apenas se concentraron a las puertas del templo unas decenas de feligreses. En esta ocasión el cardenal Carlos Osoro, arzobispo de Madrid, tuvo que celebrar la Eucaristía con aforo limitado y a puerta cerrada. La pandemia del Covid-19 obligó a cancelar las fiestas de San Lorenzo, San Cayetano y, ayer, la de la patrona popular de los madrileños. Esta semana, el barrio de La Latina estaba irreconocible, más silencioso y vacío de lo habitual.

Chotis con mascarilla
A pesar de no haber verbenas, puestos de limonada y entresijos ni procesión de la Virgen, los madrileños no renunciaron a bailar chotis –siempre con mascarilla– y a engalanarse para la ocasión con su bata, el mantón de Manila y los claveles rojos en los chalecos de los hombres. «Hemos sentido cosas muy especiales este año, Madrid ha sufrido mucho y no queríamos dejar de venir, para dar un toque de alegría a los vecinos», expresaron a ABC Carmen y David, una pareja de Chamberí ataviada con el traje de chulapo que arrancó los aplausos del resto de visitantes tras deleitarlos con sus elegantes pasos de chotis.

1597578938657.png
Una pareja, bailando el chotis en las fiestas de La Paloma - GUILLERMO NAVARRO


«El día la Virgen de la Paloma es el día del pueblo y son las fiestas más castizas, las mejores. A la virgen le vamos a pedir que ojalá se normalice la situación, los madrileños hemos salido de muchas cosas y de esta también saldremos», desearon, a su vez, otra pareja de madrileños, que esperaba a las puertas del templo a que se expusiera el cuadro de la Virgen para poder venerarlo.

Al contrario que el resto de años, la entrega de los premios Palomas de Bronce, que otorgan los bomberos del Ayuntamiento, se celebró horas antes en el Patio de Cristales de la Casa de la Villa, en la antigua sede del Ayuntamiento. En esta ocasión, quisieron hacer un reconocimiento a las personas, organismos e instituciones que han encarado la gestión de la pandemia.

En nombre de los bomberos, el presidente de la hermandad Virgen de la Paloma-Bomberos de Madrid , Felipe García, agradeció a los responsables de Policía, Salud y Emergencias su trabajo durante el estado de alarma, y también tuvo palabras de reconocimiento a quienes han pasado la enfermedad y a los fallecidos «que se han ido pero que nunca dejarán de estar presentes». Los bomberos también premiaron la cohesión política municipal para paliar la crisis y ver que «el futuro es la prioridad».

Por su parte, el alcalde de la capital, José Luis Martínez-Almeida, que presidió la ceremonia, afirmó que el único mérito de los responsables políticos es haberles seguido y estar a la altura de la sociedad civil. «Pocas veces ha estado más justificado que los niños quieran ser bomberos», afirmó el primer edil, con orgullo hacia el Cuerpo.

«Los Bomberos ha sido uno de los cuerpos que más se ha entregado, como siempre hace. Ellos corren hacia donde los demás huyen, y han estado a las duras y a las maduras», les halagó también la vicealcaldesa, Begoña Villacís, que expresó que ayer era «obligado parar un poco y reflexionar por lo que ha pasado esta ciudad y todas las personas que no están viviendo este día».

 
B

Borsalino

Guest
La rehabilitación de viviendas llega al Valle Alto del Lozoya

La Sierra Norte ya es Área de Regeneración Urbana y Rural, lo que ayuda a la repoblación


1597646732284.png

La presidenta Díaz Ayuso y el consejero de Vivienda David Pérez visitan, con otras autoridades, la Sierra Norte - COMUNIDAD

Sara Medialdea
MADRID Actualizado:17/08/2020 01:26h


La pandemia ha llevado a muchos urbanitas a buscar lugares más cercanos a la naturaleza para vivir. Los pequeños pueblos de la Comunidad de Madrid –algunos de los cuales estaban en peligro de despoblación– están notando esta llegada de potenciales nuevos vecinos. Para facilitar esa mudanza, y hacer también más cómoda la vida de los residentes más mayores, la consejería de Vivienda ha declarado Área de Regeneración Urbana y Rural la zona del Valle alto de Lozoya.

En concreto, el plan supondrá la renovación de al menos 125 viviendas y 58 locales comerciales, con cargo al Plan Estatal de Vivienda. Supondrá una inversión de 1,8 millones de euros, de los cuales 857.463 serán ayudas públicas, y el resto lo aportarán los propietarios. Esta nueva Área de Regeneración se une a la que ya existía en el resto del Valle del Lozoya, y que afecta a 175 viviendas, con 1,2 millones de inversión.

La extensión de este plan a la zona del Alto Lozoya lo lleva a Alameda del Valle, Garganta de los Montes, Lozoya, Pinilla del Valle y Rascafría, en los que viven en torno a 3.000 habitantes. Además, también entran en el plan trabajos en espacios públicos –renovación de aceras, pavimentos y mobiliario urbano, y trabajos en parques y jardines– por unos 600.000 euros.

La declaración de Regeneración Urbana y Rural ya ha sido publicada en el Boletín Oficial de la Comunidad de Madrid. Es el primer paso para su puesta en marcha, que se completará con la firma de un convenio de la comisión bilateral con el Ministerio y la Mancomunidad del Valle, que actuará como entidad gestora para la financiación.

Septiembre
«Calculamos que el convenio se firmará a comienzos de septiembre, y de forma inmediata, en otoño, podrán solicitarse ya las ayudas», aseguró a ABC el consejero de Vivienda, David Pérez.

La cuantía de estas ayudas dependerá de la inversión prevista en la actuación, pero no podrá superar nunca el 40 por ciento de la misma, salvo en el caso del realojo de familias. El «tope» serán 1.200 euros por vivienda. El Gobierno regional calcula que el coste medio de rehabilitación por vivienda será de 7.389 euros.

Las ayudas serán de hasta el 40 por ciento del coste de los trabajos, con 1.200 euros de límite
El consejero David Pérez recuerda que la rehabilitación contribuye «al plan antidespoblación: tiene que haber viviendas adecuadas para que la gente se vaya a vivir allí». Recuerda que se está llevando la fibra para permitir conexión a internet en municipios de menos de 2.000 habitantes. «Estará en el cien por cien de ellos a final de este año».

La rehabilitación de viviendas, añade el consejero, es uno de los ejes de acción del Gobierno regional. «Hay 1,6 millones de viviendas en la Comunidad que van a necesitar rehabilitación. Nosotros rehabilitamos 45.000 al año, pero aún siendo la comunidad que más hace, es insuficiente».

A estos programas se le unen otros de construcción de nuevas viviendas. Concretamente, está en marcha la construcción de 45 en régimen de alquiler, que supondrán una inversión de 5,8 millones de euros.De ellas, ya se han iniciado las de Patones (15), Madarcos (2), La Hiruela (2), Puentes Viejas (4), y Robregordo (4). Las restantes 18 se distribuyen en Berzosa del Lozoya (10), Horcajo-Aoslos (4) y Puebla de la Sierra (4).

El efecto de este plan de regeneración será también económico: más de un millón de euros se destinará directamente a empleo, y los sectores que más se pueden beneficiar, entienden en Vivienda, serán los de la construcción y hostelería.

 
B

Borsalino

Guest
Coronavirus Madrid: las pruebas PCR empiezan este lunes en Carabanchel

Mil ciudadanos serán citados por SMS a realizar voluntariamente los test, y en 48 horas conocerán los resultados


1597646972969.png
Test masivos a la población realizados en la localidad de Torrejón de Ardoz - DE SAN BERNARDO

Sara Medialdea
MADRID Actualizado:17/08/2020 01:26h


Las pruebas del Covid-19 que se realizarán a parte de la población en las zonas más afectadas por la pandemia en la región comenzarán este lunes en el distrito de Carabanchel. Mil personas de entre 15 y 49 años serán llamadas por el Servicio Madrileño de Salud mediante un mensaje de SMS, y se les realizará una prueba para saber si están afectados por coronavirus. Los resultados se conocerán en 48 horas.

La intervención se va a centrar, por el momento, en las zonas de la región donde se han producido más casos o más rebrotes. De momento, este lunes en Carabanchel, aunque luego se extenderá a Usera, Villaverde, Vallecas, Alcobendas y Móstoles.

El objetivo de este plan es detectar precozmente la infección por Covid-19 en personas asintomáticas. Salud Pública enviará 1.000 mensajes de SMS a cada una de las zonas, para ofrecer la realización de la prueba a población en esa franja de edad. Se les epecificará el lugar y fecha en que deben realizarla.

Este lunes, la actuación se inicia en Carabanchel. El martes, estará en Usera, el miércoles en Villaverde, el jueves en Puente de Vallecas, el viernes en Alcobendas y el sábado en Móstoles.

Las pruebas las realizarán en las áreas de Urgencia de los centros de salud un equipo de profesionales del Summa formado por seis enfermeras y seis técnicos de emergencias sanitarias. Tendrán lugar de diez de la mañana a ocho de la tarde. Una vez hecha la prueba PCR, se llevará para su análisis a los laboratorios de los hospitales Doce de Octubre, Gregorio Marañón, La Paz y Móstoles.

Los participantes recibirán una llamada de técnicos de Sanidad para informarles del resultado de la prueba, tanto si es positiva como negativa.

«El objetivo es cortar la cadena de transmisión en estas zonas básicas», ha detallado la directora general de Salud Pública regional, Elena Andradas. En la actualidad, en la Sanidad pública de Madrid se realizan cada día 15.000 PCR de media con picos de hasta 20.000 y se fija como objetivo alcanzar los 30.000 en septiembre, que son el doble -60.000- si se suman los test serológicos, según datos ofrecidos por el consejero de Sanidad.

 
B

Borsalino

Guest
Madrid impuso un 70% menos de multas al inicio del confinamiento

Al estallar la pandemia, en marzo, las sanciones cayeron un 31,3% con respecto al mismo mes de 2019


1597650027915.png
Un agente de la autoridad, junto a un conductor - JOSÉ RAMÓN LADRA

Marta R. Domingo
MADRID Actualizado:17/08/2020 01:26h.


La declaración del estado de alarma para frenar el avance del coronavirus a mediados de marzo paralizó al país. Las bajas cifras de multas impuestas durante los primeros meses de confinamiento, a los que ha tenido acceso ABC, dan fe de que los madrileños redujeron en gran medida sus desplazamientos por la ciudad. Así, de acuerdo con los datos del Área de Medio Ambiente y Movilidad, durante el primer mes confinados las sanciones se redujeron más de un 70 por ciento con respecto al mismo mes de 2019.

En concreto, en marzo de 2020 se pusieron 115.242 multas en la ciudad, lo que supuso un descenso del 48 por ciento comparado con el mes anterior, febrero, y de un 31,3 por ciento si se contrapone con marzo de 2019. Sin embargo, en abril de 2020 se abrieron 44.167 expedientes sancionadores en la capital, lo que implicó una caída del 61,6 por ciento con respecto a marzo. No obstante, si lo comparamos con el mes de febrero de 2020 –previo a la pandemia– la reducción llegó hasta 80,1 por ciento y si se contrasta abril de 2020 con el mismo mes de 2019 el descenso alcanza el 72,7 por ciento.

Dentro del volumen total de multas, en los meses de marzo y abril destaca la drástica bajada en las multas estáticas. Por ejemplo, las sanciones por aparcar en zona de Servicio de Estacionamiento Regulado (SER) sin tique o con uno no válido pasaron de 36.103 y 34.954 respectivamente en abril de 2019 a 0 y 4 este año, ya que el Ayuntamiento anuló el SER desde el 13 de marzo al 1 de junio. Por su parte, la carga y descarga pasó de 2.477 sanciones a 438 y las deaparcar en doble fila disminuyeron desde las 1.988 a las 341.

Respecto a las multas dinámicas, se observa una bajada significativa en cuanto a las sanciones de velocidad, al pasar de 47.387 en febrero a 34.404 en marzo y 17.145 en abril, lo que indica que hubo una reducción del 63,7 por ciento en abril con respecto a febrero, el mes anterior sin afección por la pandemia.

Madrid Central

Otro ejemplo de caída drástica se encuentra en las multas por saltase un semáforo en rojo, que partían de 1.800 en febrero de este año y descendieron a 842 en marzo y 128 en abril, lo que implica una disminución de un 92,8 por ciento comparando abril con febrero de este 2020. Asimismo, a pesar de haber menos movilidad en general, hubo miles de conductores que siguieron infringiendo la normativa de acceso a Madrid Central. En marzo se contabilizaron 26.380 sanciones y en abril 13.374. Este tipo de infracciones fueron las más numerosas durante el inicio del confinamiento, aún así, las cifras son mucho más bajas que en los meses anteriores: 54.109 multas en febrero y 68.558 sanciones en enero.

En el aire

Aunque el Tribunal Superior de Justicia de Madrid (TJSM) tumbase el pasado 31 de julio la ordenanza de Madrid Central «por defectos formales» y «por la omisión del trámite de información pública», las multas seguirán siendo tramitadas por el Consistorio, ya que el fallo no es firme todavía y, por tanto, la norma sigue en vigor hasta que se cierre por completo el caso en el Tribunal Supremo. Además, la administración municipal tendrá un plazo de dos meses desde que la resolución judicial sea firme para tener en cuenta lo rubricado por el magistrado.

 
B

Borsalino

Guest
Plan de transporte público para la vuelta en septiembre: refuerzos progresivos en Metro y autobús

La consejería ha pedido a Sanidad que se prohíba comer en los medios de desplazamiento colectivo para reducir el riesgo de contagios


1597650582224.png
Cartel con recomendaciones sobre el Covid-19 en el Metro de Madrid - EFE

Sara Medialdea
MADRID Actualizado:17/08/2020 08:59h

En apenas dos semanas, la relativa calma del verano de la pandemia se verá rota por el regreso a la normalidad. Si el avance de los contagios lo permite, las aulas volverán a abrir sus puertas para los alumnos, y muchos trabajadores retomarán sus empleos de forma presencial. Todo ello multiplicará exponencialmente los traslados. La consejería de Transportes tiene listo un plan que refuerza progresivamente el número de trenes de Metro y de líneas de autobús hasta alcanzar, conforme la demanda lo exija, el cien por cien de su capacidad.

Habrá más vehículos para dar cabida a todos los viajeros, aunque se mantendrán los controles de aforos en vestíbulos y andenes, y la obligación de utilizar mascarilla en el transporte público. Incluso se ha solicitado a Sanidad que se prohíba comer y beber en Metro, autobuses y trenes, para reducir al máximo el tiempo que se retira la mascarilla y, con ello, la posibilidad de contagio.

De momento, la oferta del transporte público ha sido en estos meses de verano la misma que el año pasado en estas fechas, «a pesar de que hay un 40 por ciento de viajeros menos que en 2019», resaltan en la Consejería de Transportes. Pero son conscientes en este organismo de que septiembre va a suponer una vuelta brusca de cientos de miles de usuarios al transporte público. Es por ello que el Consorcio Regional de Transportes ha programado un incremento de la oferta en todos los modos de transporte.

Metro de Madrid.

El refuerzo de la flota no será de un golpe, sino gradual, a medida que se vayan incorporando viajeros. Así, según los cálculos de los técnicos, durante la primera quincena de septiembre, aún sin clases en la universidad, se prevé un incremento de la oferta de Metro del 14,1 por ciento en los días laborables. Ese porcentaje es la media del día, ya que en la hora punta de la mañana –entre las 7:30 y las 9:30 horas–, habrá un 20 por ciento de trenes más; en la del mediodía –de 14:00 a 16:00–, un 13 por ciento más, y en la de la tarde –de 18:00 a 20.00 horas–, un 18 por ciento más.

Además, los viernes laborables, el incremento de la hora punta del mediodía será del 19 por ciento.

Vuelta a la universidad

A partir de la segunda quincena de septiembre, cuando regresan a las aulas los estudiantes universitarios, el incremento de la oferta del suburbano será del 17,5 por ciento en el conjunto de la red en los días laborables.

Unos porcentajes medios que se incrementan en las horas puntas: en la de la mañana, el aumento de la oferta será del 24 por ciento; en la del mediodía, del 17 por ciento; y en la de la tarde, del 27 por ciento.

Interurbanos

Las líneas de autobuses interurbanos transportan cada día a cerca de 800.000 viajeros, por término medio. Aunque esta cifra también ha caído estrepitosamente a causa de la pandemia, se espera que con la llegada de septiembre y la progresiva vuelta a la normalidad de las actividades económicas, vuelva a subir la demanda. Por eso, el Consorcio va a incrementar su oferta la primera semana de septiembre en un 21,6 por ciento en los interurbanos. Y en la segunda, ya se pondrá en servicio el cien por cien de la oferta habitual en el invierno –un 25,4 por ciento más que en el periodo vacacional–.

EMT

Los autobuses de la EMT son una pieza clave en el transporte diario en la ciudad de Madrid. Por eso, y ante la previsión de incremento del número de usuarios que se espera para dentro de pocas semanas, en el Consorcio han previsto aumentar progresivamente la oferta de forma semanal. Durante la semana del 7 al 13 –la Educación Primaria se retoma el día 8–, se incrementará el servicio un 35,5 por ciento, con la incorporación de 365 autobuses.

A partir de la siguiente semana, se incorporarán progresivamente 437 autobuses más, hasta completar el cien por cien Al inicio del curso académico en las universidades, se reanudará el servicio en las líneas universitarias: A, E, F, G, H y U, con una oferta de 52 autobuses.

Todos estos planes, no obstante, penden de lo que ocurra con la evolución de la enfermedad. La incertidumbre es la tónica general para el futuro próximo. Si el número de contagios continúa aumentando al ritmo de los últimos días, y se toman otras disposiciones a nivel educativo o laboral, en la consejería de Transportes son conscientes de que será necesario retocar el programa e incluir nuevas medidas, y también en función de cómo sea a tiempo real la demanda de viajes. De hecho, explican, el Consorcio Regional de Transportes «realiza un seguimiento continuo de la evolución de la movilidad y de la demanda del transporte público, para ajustar la oferta programada a la demanda real de viajeros».

En el Consorcio de Transportes «realiza un seguimiento continuo de la evolución de la movilidad y de la demanda del transporte público, para ajustar la oferta»
Aunque las redes sociales recogen con frecuencia quejas de usuario por viajar demasiado apretados, y alertando de que no se cumplen las distancias requeridas, en la consejería de Transportes recuerdan que siempre se siguen –también al elaborar este plan de refuerzos de cara a septiembre– las indicaciones de las autoridades sanitarias en materia de transporte: uso obligatorio de mascarilla, y una ocupación del cien por cien de las plazas sentadas, y de hasta 3 personas por metro cuadrado de pie en el caso de los espacios reservados para ello. «Aviones, autobuses de larga distancia o trenes pueden viajar al máximo de su capacidad», recuerdan también.

Para el consejero de Transportes y presidente de Metro, Ángel Garrido, «trabajamos para que el transporte público sea un pilar fundamental de una movilidad segura y sostenible» y por eso «tratamos de dar la mejor solución a las nuevas circunstancias y necesidades que se van planteando, buscando siempre la mayor eficacia y facilitar el uso del transporte público a los usuarios».

Desafío

El Consorcio, recuerda, «ya ha preparado un plan de refuerzos en la oferta del transporte público para que a su regreso de las vacaciones y en el comienzo del curso escolar, los madrileños puedan seguir utilizando» Metro y autobuses «en las máximas condiciones de seguridad», asegura el consejero a ABC.

La crisis sanitaria ha supuesto un auténtico desafío para los sistemas de transporte público madrileño, que se han visto obligados a adaptar su respuesta a una caída brutal de la demanda, pero garantizar al mismo tiempo que la movilidad estuviera garantizada para quienes tuvieron que seguir trabajando presencialmente.