Gestión del gobierno ante la pandemia de Coronavirus (Covid) - Todo Aquí.

Registrado
3 Mar 2006
Mensajes
54.434
Calificaciones
73.164
Ubicación
227
La noche en que Nadia Calviño impuso su criterio contra la "derogación íntegra" de la reforma laboral pactada con Bildu

El documento, firmado por el grupo vasco, PSOE y Unidas Podemos, apuntaba a una derogación "íntegra", pese a que el Gobierno de coalición había acordado hacerla por fases, y soliviantó a la patronal, que telefoneó a la vicepresidenta económica

Aitor Riveiro
21/05/2020 - 22:16h
Firmado el acuerdo para subir el salario mínimo a 950 euros en 2020

Firma del acuerdo para subir el salario mínimo a 950 euros en 2020. EFE

La quinta prórroga del estado de alarma ha llevado al Gobierno a exprimir al máximo la complicada aritmética parlamentaria ante el riesgo real de perder la votación en el Congreso. Y a exponer, otra vez, las contradicciones internas entre el ala más ortodoxa, que personalizan Nadia Calviño y María Jesús Montero, y el ala más social, donde encajan otros ministros socialistas y los de Unidas Podemos. Una llamada de la CEOE a la vicepresidenta tercera en la noche del miércoles para protestar por un acuerdo suscrito entre las dos fuerzas gubernamentales y Bildu, que hablaba de acelerar la "derogación íntegra" de la reforma laboral de 2012, provocó una rectificación del PSOE al filo de la medianoche y ha desatado una tormenta política y la ruptura del diálogo social en un momento clave para la economía española.

"Le dije que para el Gobierno no había nada más importante que sacar la prórroga del estado de alarma. Usted dijo que para ERC era imposible votar que . Lo demás, son matemáticas". La frase de Adriana Lastra a Gabriel Rufián en su último turno de palabra en el largo debate del miércoles servía para justificar la negociación y posterior apoyo de Ciudadanos, toda vez que los republicanos no estaban dispuestos a propiciar que el Ejecutivo sacara adelante la votación. El resultado fue, efectivamente, muy justo: 177 votos a favor, 162 en contra y 11 abstenciones. Si los 10 diputados de Ciudadanos se iban al no, el desastre estaba garantizado





La aseveración de la portavoz socialista desvelaba el miedo del Gobierno a perder. Y escondía otra realidad, menos evidente quizá a primera vista: el miércoles, hasta las abstenciones contaban. Por eso, días antes se iniciaron contactos con EH Bildu para asegurar su posición en la abstención. Sus cinco diputados eran fundamentales.

La federación independentista, heredera en parte de Batasuna pero en la que se aglutinan sectores de la izquierda como Alternatiba o Aralar, reclamó una contrapartida en forma de compromisos legislativos sociales. Con las elecciones vascas anunciadas para el 12 de julio, EH Bildu logró plasmar en un documento firmado por su portavoz, Mertxe Aizpurua, y sus homólogos socialista, Adriana Lastra, y de Unidas Podemos, Pablo Echenique, dos de esas reivindicaciones: acelerar la "derogación íntegra" de la reforma laboral del PP de 2012 y aumentar la capacidad de gasto de las entidades locales en políticas sociales para paliar las consecuencias de la COVID-19, así como ligar la capacidad de endeudamiento de País Vasco y Navarra a sus "respectivas situaciones financieras".

Las dos medidas ya estaban en la agenda del Gobierno. Por eso fue sencillo cerrar el acuerdo, según reconocen fuentes parlamentarias a eldiario.es. El definitivo de los grupos llegó el martes. El PSOE y Unidas Podemos pidieron discreción a Bildu para no poner en riesgo los síes de Ciudadanos y no enfadar al PNV, que se juega precisamente con los de Arnaldo Otegi la hegemonía nacionalista en Euskadi en los comicios del próximo 12 de julio.

Las partes cumplieron. Mertxe Aizpurua subió a la tribuna y dejó en el aire el sentido de su voto, aunque sí garantizó que EH Bildu no impediría la aprobación de la prórroga. "Hoy esperamos llegar a un acuerdo con ustedes para derogar íntegramente la reforma laboral", sostenía la portavoz en el inicio de su primera intervención. La palabra clave era "íntegramente", pero en ese momento el detalle pasó desapercibido.

Desde el grupo parlamentario vasco sostenían que, a esa hora, las negociaciones seguían abiertas. Pero minutos después, el presidente del Gobierno, Pedro Sánchez, sorprendía al dar por segura en su réplica la abstención de Bildu. En su último turno, un tanto descolocada, Aizpurua daba por hecho que las palabras del jefe del Ejecutivo significaban la convalidación pública del acuerdo. Y así fue: el documento firmado por los tres portavoces se hizo público pasadas las 20.00, con el final del Pleno. Bildu se abstuvo, Ciudadanos votó a favor y ERC se mantuvo en el no. El Gobierno sacaba adelante la prórroga, pero el coste político no se haría esperar.

Rectificación al filo de la medianoche

Tanto en el PSOE como en Unidas Podemos sostienen que el enunciado del acuerdo recoge, básicamente, los acuerdos del propio Gobierno. Si se introdujo la palabra "íntegra" en la parte referida a la reforma laboral fue como concesión a Bildu ya que la propia ministra de Trabajo, Yolanda Díaz, reconocía en una entrevista en eldiario.es en marzo que "no se puede derogar una norma del Partido Popular que ha invadido más de 20 preceptos y cinco leyes, cinco reales decretos, varias directivas europeas...". Y zanjaba: "Vamos a derogar la reforma laboral del PP y la vamos a hacer técnicamente como debe de hacerse. (...) Hay cuestiones en las que no derogamos sino que vamos a legislar ese precepto en cuestión. No es tan sencillo".

Otros miembros del Gobierno se habían posicionado en el mismo sentido, incluido el presidente, Pedro Sánchez. La derogación íntegra ni siquiera se había pactado en el acuerdo de coalición que firmaron el PSOE y Unidas Podemos.

Pero la CEOE reaccionó enseguida. La patronal ha visto como hasta ahora el Gobierno de coalición ha puesto en marcha medidas con las que no estaban de acuerdo. En la mesa del diálogo social se pactó la subida del SMI a 950 euros, por ejemplo. O la derogación de uno de los preceptos de la legislación laboral más lesivos para los trabajadores: el despido objetivo por acumulación de bajas médicas justificadas. Caía el primer pilar de la reforma laboral de 2012.

Tras conocerse el contenido del acuerdo a tres bandas, desde la patronal llamaron a la vicepresidenta tercera, según han confirmado fuentes socialistas a eldiario.es. Al filo de la medianoche llegaba la rectificación del PSOE, no de la Moncloa. La "nota aclaratoria" decía: "Respecto al acuerdo firmado a lo largo del día de hoy entre el PSOE, Unidas Podemos y EH Bildu, se anula el punto primero". La nueva redacción de dicho punto copiaba el texto del acuerdo del Gobierno de coalición. E incluía "derogar con carácter urgente la posibilidad de despido por absentismo causado por bajas por enfermedad", algo que ya estaba hecho meses atrás.

Fuentes del PSOE sostienen a eldiario.es que "se trasladó este acuerdo [al Gobierno] por los conductos habituales, tanto el contenido como con quién se firmaba". Y que la "aclaración" posterior se debió a la "lectura equivocada" que se estaba haciendo. En Unidas Podemos no entienden la polémica y sostienen que es "un problema del PSOE consigo mismo".

Oxígeno al PP y a la CEOE

Sea como fuere, la mañana del jueves arrancó con una intensa tormenta política. José Luis Ábalos, en Onda Cero, intentaba rebajar la polémica. "No hemos roto el acuerdo. Es una aclaración respecto del escrito que firmaron los portavoces de los grupos parlamentarios". E insistía: "La aclaración coincide con el acuerdo de investidura. La diferencia es el tiempo de aplicación. Lo que hace el documento es instar a que la reforma se lleve lo antes posible".

Ante la pregunta por la palabra clave, "íntegra", el secretario de Organización del PSOE y ministro de Transportes trataba de zanjar el entuerto: "Es una cuestión conceptual".

A la misma hora, Mertxe Aizpurua entraba en RNE para quitar todo hierro al asunto. Para Bildu la palabra clave no es tan clave. "Me parece bien que se clarifique todo desde el minuto uno. Eso le da carta de naturaleza", decía, tras sostener que "el acuerdo no es papel mojado" y que "sigue vigente". La federación vasca ha logrado su objetivo. Su máximo dirigente, Arnaldo Otegi, se felicitaba del acuerdo en las redes sociales.



Pero también a la misma hora, el vicepresidente segundo, Pablo Iglesias, sostenía en una entrevista en 'El Matí' de Catalunya Ràdio que dicha derogación forma parte del acuerdo con el PSOE. "Voy a ser cristalino. Pacta sunt servanda. En el acuerdo de Unidas Podemos con el PSOE para la legislatura, la investidura y el Gobierno de coalición no se habla de derogación parcial, se habla de derogación de la reforma laboral".

Iglesias sostenía además que "el acuerdo que se firma ayer, que firman los máximos responsables de los partidos, es el acuerdo". Y zanjaba: "Los documentos firmados, el de coalición y el de tres grupos parlamentarios, son un acuerdo. Creo que estoy siendo cristalino".

La polémica ha llevado a la CEOE a anunciar que se levanta de la mesa del diálogo social. Algo que ya ha proclamado en los últimos meses más de una vez, aunque luego siempre ha vuelto a sentarse e incluso ha propiciado acuerdos relevantes con el Ejecutivo.

El PP, por su parte, ha encontrado una forma de atacar al Gobierno sin aparecer de la mano de Vox. Este mismo jueves, Pablo Casado improvisaba un acto con la exministra de Trabajo de Mariano Rajoy, Fátima Báñez, quien ahora cobra precisamente de la Fundación de la CEOE.

En el Gobierno hay quienes ven con estupor cómo un acuerdo irrelevante en su contenido, que ya estaba asumido en su programa e incluso en marcha ha abierto semejante polémica. "Esto da oxígeno al PP y a la CEOE", apuntan a eldiario.es fuentes del Ejecutivo disconformes con cómo se ha gestionado la situación y que temen que signifique un retroceso en la agenda del Gobierno.

Por la tarde la vicepresidenta tercera, Nadia Calviño, confirmaba en una conferencia organizada por el Cercle d'Economia que había impuesto su criterio con la retirada de esa palabra en el comunicado del PSOE. Calviño, que representa la ortodoxia económica en el gobierno de coalición aseguraba, preguntada por la derogación íntegra, que ve "absurdo y contraproducente abrir el debate" de la derogación de la reforma laboral en plena crisis del coronavirus.



#4 Aralan1 | 21/05/2020 - 23:18h
Pues estupendo, pero aquí nadie explica lo importante: por qué es malo derogarla ahora, qué se teme cuáles serían las consecuencias (si es que las hay, no vaya a pasar como con el SMI, que todo era tremendo... y no pasó nada) y, en fin, más que hacer una temporalización de cómo ocurrió el acuerdo, entrar en el fondo del asunto para ver si la norma es buena o mala.
¡Ah!, y otra cosa. No hace falta justificar un acuerdo con EH Bildu. Lo digo porque el artisculista dice: "La federación independentista, heredera en parte de Batasuna pero en la que se aglutinan sectores de la izquierda como Alternatiba o Aralar,".
¿Acaso si se llega a un acuerdo con el PP se dice: "heredera en parte del fascismo genocida franquista, donde hasta un ministro y antiguo ejecutor como Fraga pasó a ser líder de la oposición, pero donde también hay democrátaas cristianos y conservadores...". O "Un partido plagado de fascistas y cuyo antiguo presidente, José María Aznar, apoyó llevar a la muerte a centenares de miles de iraquíes inocentes bajo falsas premisas".
Es una fuerza elegida democráticamente y no hay que andarse con este tipo de complejos de los que la derecha carece.
Recuerdo a Pablo Iglesias diciendo en la sesión de investidura a Pedro Sánchez que que fuera valiente. Que la derecha, los ultras, los poderosos iban a lanzar todo contra ellos. Y que se debían mantener firmes.
A ver si es verdad que se mantienen firmes.
Lo dicho, espero un artículo plagado de razones y argumentos de por qué la norma es bueno o mala.
El resto es un dedo apuntando al sol.

#15 JIF | 22/05/2020 - 00:49h
Para mi de todo esto resultan unas cuantas cosas claras.
1. Calviño se confirma como un instrumento de la derecha para frenar las medidas sociales , poniendo en peligro el gobierno de coalición.
2. La CEOE no para de buscar excusas para torpedear al gobierno. Tiene ganas de sumarse a la dura oposición, cosa que todavía no ha podido hacer por la habilidad de la ministra de trabajo, y por el miedo a quedarse fuera en una/situación tan difícil para sus intereses.
3. La Reforma laboral del Pp, no se consensuó con nadie. No se porque hay que consensuar su derogación.
4. Un aplauso para Bildu: lo que nos une a la clase trabajadora española, no es la pertenencia a una nación, sino a una misma clase.
#12 Arouet | 22/05/2020 - 00:25h
A Calviño le pagamos para que le solucione los problemas a la mayoría de los españoles no para que defienda a las élites y se oponga a cualquier medida que favorezca a la gente. Acaso ha olvidado cuando toda la seguridad jurídica de millones de españoles se fue al carajo con la reforma laboral aprobada con los aplausos de la patronal y sin ningún consenso social y que ese atentado a los derechos sociales se perpetró gracias a las recomendaciones del equipo de gente donde ella trabajaba en Bruselas que no se bajaron el sueldo ni las pensiones ni las múltiples prebendas. Lo mejor que puede hacer Calviño por la mayoría social de españoles jodidos por sus políticas y por las élites que ella defiende es volver a Bruselas y dejarnos en paz con nuestro gobierno un poco más progresista cuando ella se vaya. Personajes como ella definen el colaboracionismo progre con las élites que han salido en tropel a cargarse el acuerdo genial entre Iglesias y Otegui, por qué no llamáis a manifestarse por la derogación integral de la reforma laboral y la ley mordaza. Igual no cabía la gente. Ahora está claro, quien apoya el acuerdo es progresista y quien se opone con cualquier excusa más o menos buenista o bonitista es un colaboracionista del neofranquismo que nos pretenden imponer las élites corruptas y retrógradas en las que destacan los burocratas de la CEOE que representan lo peor de la clase empresarial mafiosa y parasitaría del presupuesto público y explotadora de trabajadores sin derechos. Calviño vete ya.



Los de la CEOE llamaron a la vicepresidenta tercera....Osea que ningunean al presidente Sanchez y llaman a una tercera vicepresidenta, que al parecer tiene mas valor que un presidente. Bien.....una prueba de que en el gobierno de coalición hay ministros y ministras que tienen mas poder que el propio Presidente del Gobierno.

Y no hacer enfadar al PNV....que prefiere unas elecciones que la seguridad sanitaria de sus ciudadanos. ¡Manda narices!

En cuanto a la reforma laboral se debe hacer con calma porque afecta a diferentes ámbitos de la legislación y se tiene que hacer con el tiempo necesario. Destruir algo es muy fácil, volverlo a remodelar cuesta mucho mas, pero se irá poco a poco.

No es motivo para la CEOE para levantarse de la mesa de diálogo que mantiene con Yolanda Diaz, a no ser que quieran marear la perdiz y no llegar a ningún acuerdo.

Lo primero que tendrían que haber hecho es ponerse en contacto con la ministra del ramo Sra Diaz, que es quien estaban negociando principalmente y no llamar a la tercera Calviño. Eso dice mucho ...

Pedro Sanchez debiera destituir a la gente que le estorba si quiere DE VERDAD un gobierno con políticas sociales porque lo que tiene dentro de su gabinete en algunos casos son verdaderos frenos y lastres.
 
Última edición:
Registrado
26 Ago 2013
Mensajes
22.521
Calificaciones
100.740
El País da un puñetazo en la mesa y pide la cabeza de Iglesias
Esta vez Pedro Sánchez se ha metido en un lodazal por su enfermiza costumbre de mentir y engañar a todos y a todas horas.
Pilar Díez Seguir a mpilardiez
2020-05-22
0
El Mundo
"El pacto secreto con Bildu debilita aun más a Sánchez". "El presidente negoció a espaldas de los ministros y Calviño estalla", eso sí no dimite, será por no darle el gusto a Iglesias. "Los empresarios suspenden el diálogo social". ¡A la mierda, no aguantamos más!, le dijeron más o menos al gobierno.
El editorial de Rosell rezuma desprecio hacia el presidente indecente. "Cada vez que se siente acorralado, el hombre que ostenta actualmente la presidencia del gobierno redobla el desafío, huye hacia adelante, dejando tras de si un reguero de promesas rotas y aliados frustrados". "A la ansiedad por la incertidumbre sanitaria y la devastación económica, han de añadir los ciudadanos la demencial ineptitud y el agresivo radicalismo de la coalición dirigida por Pedro Sánchez y Pablo Iglesias; este ejecutivo es parte fundamental del problema y no de la solución". Eso lo tenemos claro hace tiempo.
"Nada hay de progresista en el legado de Sánchez, solo el brutalismo narcisista deun aventurero sin escrúpulos que ha traicionado los últimos principios de un partido irreconocible, con el silencio cómplice de algunos ministros y el gemido impotente de algunos barones", otros despreciables cobardes. "A partir de este momento, Sánchez se cierra otras puertas y se condena a apurar hasta las hecesla vía populista y separatista, en abierto desprecio del interés general de los españoles", que no le ha interesado nunca, por otra parte.
"El presidente ha prostituido el valor de su palabra a la vista de todos, ocultando el enjuague con Bildu para no malograr el apoyo de Cs y desairando al PNV con los herederos de ETA". "El espectáculo es inenarrable. El crédito de España ante el mundo se hunde. La seguridad jurídica se esfuma. La factura de la crisis se dispara. Y la recuperación, bajo semejante gobierno se pospone sine die". Vamos, que si le tiene delante le escupe en la cara con mascarilla o sin ella.
Federico Jiménez Losantos tampoco se sorprende. Los "pistoleros de ETA" ha sido invitados a espaldas de la oposición y de medio gobierno, a unirse a las fuerzas del cambio social , utilizando la tiranía rampante que tanto facilita el estado de alarma. El PSOE vuelve a declarar España en guerra civil. En cinco meses ha hecho lo que a Chávez le costó cinco años. Vamos a la dictadura. Que no se nos olvide qué día empezó". Pues yo creía que la teníamos encima desde que Iglesias entró en el Gobierno.
Jorge de Palacio se regocija del papelón del PNV. Al dejar caer a Rajoy, "el PNV cruzó su propio Rubicón sumándose al ruido ideológico de la izquierda. Paradójicamente, hoy es el gobierno de PSOE y Podemos el que pone al PNV en el punto de mira como la derecha a batir en el País Vasco". Merecido se lo tiene. Su traición sólo es comparable a las de Sánchez. Van a maldecir el día que le clavaron el puñal en la espalda a Rajoy.

El País
El cabreo de El País es morrocotudo. "El pacto con Bildu abre fisuras en el gobierno y confunde al PSOE. Lleva el
editorial a portada, algo que sólo hace cuando considera un acontecimiento de vital importancia.
"Ni en el fondo ni en la forma tenía sentido un acuerdo que, a cambio de una abstención irrelevante, ha destruido el mermado crédito negociador del Gobierno, lo ha dejado parlamentariamente a la intemperie y ha concitado en su contra un sentimiento de estupor, tanto por el diletantismo de firmar lo que firmó, como por el desorden interno que evidenció la rectificación y la rectificación de la rectificación, llevando al paroxismo la inseguridad jurídica". Menuda manta de hostias.

"Este movimiento político no puede ser despachado por el Gobierno como simple torpeza o error de coordinación, puesto que ha comprometido gravemente su capacidad de articular cualquier mayoría parlamentaria que no pase por el reconocimiento de su extrema debilidad ante socios ávidos de explotarla sin límites. " Lo que ha hecho Sánchez "podría colocar a la totalidad del país ante una fractura política y social inmanejable".
"El Gobierno no puede seguir basando su estrategia en cerrar filas contra esa oposición montaraz (el PP, claro) para excusarse de lo que no hace y debería haber hecho, que era buscar un acuerdo parlamentario acorde a la magnitud de los desafíos" porque la coalición con Podemos "es una mera yuxtaposición de partidos mal avenidos". Lo ocurrido en las últimas horas, "evidencia una fractura sin precedentes entre el vicepresidente Iglesias y el resto del Gobierno".
"Esta vez las cosas han ido demasiado lejos, y la única manera en la que podría contener la hemorragia política provocada por el acuerdo sobre la reforma laboral en un contexto impropio y con un socio inadecuado es depurando responsabilidades. De no hacerlo con urgencia, será el propio presidente Sánchez el que se arriesgue a perder toda cobertura, llevando al país a una vía muerta institucional cuando lo que requiere es emprender cuanto antes el largo y doloroso camino que le queda por recorrer". ¿Está sugiriendo El País que Sánchez se quite a Iglesias de encima? Lo veremos en las próximas horas. Ya hay quien interpreta que sí.

ABC
"Desgobierno". "Sánchez oculta a los ministros de su partido el acuerdo con Bildu mientras Iglesias desafía a Ferraz al bendecir a Otegi y sondear el indulto a los presos del 1-0". Nuevo órdago de Iglesias a Sánchez. ¿Volverá a ganar el podemita? Tachán, momentos de gran emoción.
Dice el editorial que no podemos seguir así. "El continuo ejercicio de trilerismo político de Pedro Sánchez ha llegado a un punto insostenible que debería obligar a quienes lo sustentan en el poder a abandonarlo de inmediato. Y ya ni siquiera por ser un mentiroso compulsivo o un peligro para la democracia, sino por ese comportamiento moralmente atávico que le ha llevado a permitir que Otegi presumiese ayer de tener secuestrados a los españoles". Y si de algo sabe el terrorista es de secuestros.
"Todo en torno a Sánchez es un fraude, pero ha llegado a un punto en el que la votación para perpetuar el estado de alarma, y su traición posterior a sus ministros, a los sindicatos, a los empresarios y a los ciudadanos, obliga a una reflexión ética a quienes le rodean para rectificar cuanto antes. Porque lo ocurrido les retrata como peleles a las órdenes de un irresponsable que está desguazando España". Eh, Arrimadas, va por ti.
"Sánchez reúne méritos sobrados para ser apartado democráticamente del poder". Como si eso fuera tan fácil, sí se pudiera ya lo habríamos hecho. ¿Cómo es posible que Sánchez presuma de dirigir un mando único, cuando un día es el PNV, otro ERC, otro Bildu y siempre Iglesias, quien manda?". A ver si está vez reacciona y se da cuenta de que, o se carga a Iglesias o Iglesias se lo carga a él.

La Razón
"Bronca en Moncloa: de la dimisión de Calviño a la soberbia de Lastra. El gobierno culpa a la portavoz del PSOE, que se negó a rectificar". Venga ya, Lastra será una radical y una impresentable, pero es el último mono.
El desbarre de ayer "ha generado un malestar y un revuelo que lo abarca todo". Sánchez "logró una unidad inusitada en estos tiempos. Un consenso contra Sánchez de todas partes". "La tormenta se tornó en huracán".
Dice el editorial que Pedro Sánchez "no lo puede hacer peor". "El sainete de la reforma laboral es la última demostración del oportunismo de Pablo Iglesias, siempre atento a la hora de llevar a los socialistas al límite de sus contradicciones". Ya lo sabía cuando lo metió en su cama.
José María Marco explica las consecuencias de la irresponsabilidad de Sánchez. "El solo anuncio multiplicará el paro: por la inseguridad jurídica a medio plazo y porque si alguna empresa piensa que no le queda más remedio que despedir, lo estará haciendo ya, antes que la nueva legislación se ponga en marcha". Así que ya sabéis queridos votantes y simpatizantes podemitas, seréis los responsables de la oleada de desempleo que se avecina y de la pobreza de miles de familias.
 
Registrado
9 May 2020
Mensajes
5.084
Calificaciones
14.109
Ver el archivo adjunto 1447273


La GC, policias, afectados, abogados solo tienen que leer este hilo: leer las noticias subidas, estan todas las pruebas y con fechas....
 
Última edición:
Registrado
16 Abr 2018
Mensajes
529
Calificaciones
7.533
Eso me recuerda a lo que dijeron de Podemos. Y ahí los tenéis ahora, pactando con toda la basura existente en España.