El Rey a escena (drama en tres actos) (1 Viewer)

Registrado
4 Nov 2015
Mensajes
8.445
Calificaciones
30.179
http://blogs.elconfidencial.com/esp.../el-rey-a-escena-drama-en-tres-actos_1254858/

El Rey a escena (drama en tres actos)

El Rey ha cumplido su misión fundamental pero cabe hacer una digresión sobre si ha ocurrido lo mismo en el desarrollo de las facultades que le atribuye la Carta Magna en otro precepto

El rey Felipe VI durante un discurso en Barcelona. (EFE)
AUTOR
JOSÉ ANTONIO ZARZALEJOS
Contacta al autor
jazarzalejos
TAGS
TIEMPO DE LECTURA6 min
04.09.2016 – 05:00 H.
La vicepresidenta del Gobierno, Soraya Sáenz de Santamaría, declaró la semana pasada que unas “terceras elecciones son un peligro para el sistema”. La afirmación es tan cierta como grave. Y resulta extraño que no se insista más en el modo en que la incapacidad de la clase política para cumplir con su obligación –la gestión de los intereses generales– está afectando a la consideración y valoración de nuestro sistema democrático y al funcionamiento de sus instituciones. Resulta obvio, y lo subrayo sin más preámbulos, que es la jefatura del Estado, la Corona, la institución que sufre una injusta fricción tanto por el mal diseño de sus facultades constitucionales como por la falta de asistencia de los dirigentes políticos.

Felipe VI fue proclamado rey en junio de 2014 tras la abdicación de su padre, Don Juan Carlos. Fue un renovación necesaria en el vértice del Estado y debió producirse antes porque cuando acaeció ya el sistema había entrado en una fase de transformación que apuntaba a que su manejo desde las responsabilidades de una monarquía parlamentaria como la nuestra se complicaría.

Por desgracia, así ha sido. En apenas dos años, Felipe VI ha vivido ya tres legislaturas (la que discurría en 2014, la X; la que arrancó el 20-D del pasado año, la XI, y la actual que tiene su origen en las elecciones del 26 de junio, la XII). Su padre disfrutó de legislaturas estables y hasta plácidas –excepción hecha de la que arrancó en 1979 y en la que se frustró el 23-F– que como media duraron 3 años y 10 meses, siendo la más corta –una eternidad a tenor de lo que ahora vemos– la que se produjo entre 1993 y 1996.


El Rey entrega a Mariano Rajoy el documento de la abdicación (Twitter: Casa Real)
Don Juan Carlos, además, tuvo la fortuna de que los candidatos propuestos a la investidura fuesen designados por el Congreso presidentes del Gobierno, bien por la concurrencia de mayorías absolutas, bien por acuerdos parlamentarios. InclusoRodríguez Zapatero logró repetir en la presidencia del Gobierno con 169 votos, uno menos de los 170 que no le han valido a Rajoy para serlo.

Don Felipe ha sido discreto y eficiente. Después del 20-D contradijo a Rajoy, que quería parar el partido y rehusó el encargo, encomendándoselo a Sánchez. Gracias a esta decisión –aunque era muy difícil, casi imposible que el secretario general delPSOE fuese designado– el jefe del Estado logró que la situación no se bloquease y que el “reloj” del sistema no colapsara. Tras el 26-J, al parecer no sin nuevas renuencias del interesado (y que resultaron muy obvias en su comparecencia inicial ante los medios) Felipe VI ha vuelto a evitar el parón total con el encargo a Rajoy, fallido también.

Debería quedar claro que el Rey ha cumplido su misión fundamental (artículo 99de la Constitución Española), pero cabe hacer una digresión sobre si ha ocurrido lo mismo en el desarrollo de las facultades que le atribuye la Carta Magna en otro precepto, el 56. La respuesta es igualmente afirmativa en lo que podemos observar y conocer. Su figura simboliza la unidad y permanencia del Estado (el Gobierno está en funciones, pero no el Estado), que es lo más importante en estos momentos. En las conversaciones con los dirigentes políticos Don Felipe se mueve en un margen estrechísimo (“arbitrar”, “moderar”) que requiere algunas capacidades de sus interlocutores que estos no han demostrado: receptividad yespíritu de servicio. Así no es fácil utilizar solo el instrumento que Felipe VI tiene en su mano: la persuasión.

La figura del Rey simboliza la unidad y permanencia del Estado (el Gobierno está en funciones, pero no el Estado), que es lo más importante en estos momentos

Por otra parte, el Gobierno ha llevado más allá de lo razonable el recorte de la actividad exterior del Rey (ni siquiera ha estado presente en los Juegos Olímpicoscelebrados en agosto en Río de Janeiro), suprimiendo viajes de Estado y desplazamientos que frenan el dinamismo del titular de la Corona que está en su fase vital más madura y creativa, más útil y más conectada con la realidad social española.

De ahí que esta tercera salida a escena del Rey –que no renunciará a una nueva ronda de conversaciones para intentar otra investidura y evitar terceras elecciones– resulte para él, en comparación con la trayectoria de su padre, un auténtico drama en la medida en que el silencio que le impone el ejercicio de su magistratura es poco compatible con un régimen de opinión pública que desconoce todo aquello que no se relata en los medios.

Por eso, la Corona sufre una fricción inmerecida asociada, paradójicamente, a las mejores connotaciones de la institución: su carácter apartidista y neutral, su permanencia al margen de los vaivenes políticos, la estricta limitación constitucional de sus funciones y su amplia capacidad de interlocución, mayor que la de ninguna otra instancia. Conviene, pues, que el análisis de la posición en esta tesitura de la jefatura del Estado no sea de brocha gorda sino de pincel político y jurídico.

La Corona sufre una fricción inmerecida asociada a las mejores connotaciones de la institución: su carácter apartidista y neutral, su capacidad de interlocución...

Viene a cuento la evocación de la despedida de Amadeo I de España, que reinó, siendo elegido para ello, entre 1871 y 1873. En ese tiempo se sucedieron hasta seis gabinetes y el Saboya terminó arrojando la toalla enviando al pueblo español un mensaje que tiene ahora actualidad. Decía:

“(…) Dos largos años ha que ciño la Corona de España, y España vive en constante lucha, viendo cada día más lejana la era de paz y ventura que tan ardientemente anhelo. Si fueran extranjeros los enemigos de su dicha, entonces, al frente de estos soldados tan valientes como sufridos, sería el primero en combatirlos; pero todos los que con la espada, la pluma, con la palabra agravan y perpetúan los males de la Nación son españoles, todos invocan el dulce nombre de la Patria, todos pelean y se agitan por su bien; y entre el fragor del combate y entre el confuso y atronador y contradictorio clamor de los partidos, entre tantas y tan opuestas manifestaciones de la opinión pública, es imposible atinar cuál es la verdadera y más imposible todavía hallar el remedio para tamaños males. Lo he buscado dentro de la ley y no lo he hallado. Fuera de la ley no ha de buscarlo quien prometió observarla” (11 de febrero de 1873).

Amadeo de Saboya, ya solo duque de Aosta, se desplazó tras su abdicación a Lisboa y vivió en Turín, donde falleció el 18 de enero de 1890.

Fin de la cita y de la referencia histórica.
 

Registrado
23 Nov 2013
Mensajes
9.996
Calificaciones
71.020
Por otra parte, el Gobierno ha llevado más allá de lo razonable el recorte de la actividad exterior del Rey (ni siquiera ha estado presente en los Juegos Olímpicoscelebrados en agosto en Río de Janeiro), suprimiendo viajes de Estado y desplazamientos que frenan el dinamismo del titular de la Corona que está en su fase vital más madura y creativa, más útil y más conectada con la realidad social española.

Ahora va a ser que el gobierno es el culpable de los desatinos de Felipe.

Don Felipe ha sido discreto y eficiente. Después del 20-D contradijo a Rajoy, que quería parar el partido y rehusó el encargo, encomendándoselo a Sánchez. Gracias a esta decisión –aunque era muy difícil, casi imposible que el secretario general delPSOE fuese designado– el jefe del Estado logró que la situación no se bloquease y que el “reloj” del sistema no colapsara.

Y yo sin enterarme, osea tuvo su minuto de gloria, un mini-23F.


Amadeo I .
-No era Borbon.
-Ni él conocía a los españoles ni los españoles a él (a Felipe lo conocemos quizas demasiado)
-Cuando las cosas se pusieron feas se fue, dejando a esa España que venía a gobernar y defender en manos de cuatro desquiciados avariciosos.
-Sus palabras fueron en definitiva "los españoles son imposibles de gobernar"......ummm, me suena esta frase dicha hace muchos años por Amadeo.
-Felipe en un wasspp (ahora los reyes son modernos) a su amigo corrupto Lopez Madrid, "los españoles son muy dificiles.
-Y al acecho, como siempre, estaban esperando los borbones su oportunidad (Alfonso ¥¥ , perdón Alfonso 12).

Por cierto Amadeo estuvo 2 años gobernando y se escapo a Estoril.
Felipe lleva gobernando 2 años, no soporta a los españoles..............Estoril.
 
Última edición:
Registrado
4 Nov 2015
Mensajes
8.445
Calificaciones
30.179
Ahora echa la culpa al gobierno y a los artículos de la constitución de que el rey no haya asistido a Río y de su falta de actuación...
Además, lo llama "discreto"... En momentos duros no hay que ser tan discreto! Hay que mover un poco más el cucuuu...!!
 
Registrado
4 Nov 2015
Mensajes
8.445
Calificaciones
30.179
Estos días, están saliendo un artículo detrás de otro remendando los grandes errores del rey de este verano, para cuando aparezca el miércoles en escena, ya no se le mire tan mal...
 

Registrado
8 Abr 2012
Mensajes
15.233
Calificaciones
60.018
Y a toda esta charlatanería sobre el sexto, hoy dia 4 de septiembre ¿ alguien sabe por donde anda ?, no creo que siga sentado en su despacho leyendo lo que dicen el gobierno en funciones y los politicos del Parlamento, claro es que en realidad desde el dia de agosto que le hicieron la fotico con cara de mala leche saliendo de un restaurante , el sexto y familia están otra vez missing , aun los lameculos de los periolistos nos digan que están alla en el despacho de Zarzuela trabajando por Espagna.
Supongo que mañana dia 5 saldrán de su madriguera.
 

Registrado
23 Ago 2008
Mensajes
14.592
Calificaciones
43.733
Zarzalejos es un monarquico al sercivio del que esté en el sillon . No está ahi para cuestionar a todos los actos de todos, solamente a los actos de algunos politicos vease PSOE y PODEMOS.

A ver si empieza a ejercer el periodismo de verdad y se deja de besar cucus a los prescindibles.
 
Registrado
4 Nov 2015
Mensajes
8.445
Calificaciones
30.179
4 agosto posado en Marivent
5
6
7
8
9
10
11
12
13
14
15
16
17
18
19
20
21
22
23
24 cena con su mujer
25
26
27
28
29
30
31
Septiembre 1
2
3
4
5 se supone reunion con Ana Pastor.

Me encanta tu post! Pues, si que es discreto nuestro rey siii... sobretodo, si tenemos en cuenta que estos grandes vacíos en el calendario estaban llenos de eventos importantes:

Reunión, trabajo, acuerdos, solución situación política.
Asistencia Juegos Olímpicos a Río 2016
Recepción atletas JJOO
Asistencia embajada de Italia por el Terremoto
 
Registrado
23 Nov 2013
Mensajes
9.996
Calificaciones
71.020
"El pasado siempre vuelve"
En la caricatura los bolsillos de Amadeo van llenos y a España la pisotea.
Ahora cambiemos nombres
Amadeo I ahí queda eso (1).gif


Nuria Alandi González9 de noviembre de 2014, 11:44
IMAGEN 5.- ¡Ahí queda eso!. Amadeo renuncia a la Corona y se asoma la República.

Nuria Alandi González, 2ºA.

La imagen a comentar, de carácter caricaturesco, aparece publicada por primera vez en La Flaca, revista liberal y anticarlista que realiza publicaciones entre Marzo de 1869 y Marzo de 1876. Concretamente, esta imagen aparece con el encabezado de La Carcajada, utilizado desde Enero de 1872 hasta Octubre de 1872.

Esta imagen representa la abdicación de Amadeo I frente a los graves problemas del Estado español y el origen de la Primera República. Podemos observar en primer plano a Amadeo I de Saboya, que rechaza las diferentes ideologías y los conflictos entre estas, lo que deja claro al ‘’patearlas’’ en la imagen. A la izquierda de la imagen aparece un hombre transportando algunos objetos, reafirmando la abdicación. A la derecha de Amadeo I aparece Ruiz Zorrilla, líder del partido radical y antiguo gobernante, a quien el rey consideró un traidor tras haberle mentido en un momento decisivo para el reinado. A la derecha de este aparecen dos hombres hablando y podemos afirmar que el de la izquierda es Sagasta, miembro del partido constitucional y presidente del Consejo de Ministros. A la derecha de la imagen, tras la cortina, podemos observar a los republicanos, que encuentran en la abdicación del rey el momento ideal para proclamar la República. Presentan la bandera republicana, y el gorro frigio, claros símbolo de la libertad y la república. Otro punto a destacar es el cartel que aparece en el trono que, con un irónico ‘’se alquila’’ afirma la inestabilidad del país y del gobierno, que en los últimos años había sufrido constantes cambios.

El reinado de Amadeo I había supuesto una época de gran inestabilidad. Tras la complicada elección del nuevo rey, había tomado el trono Amadeo I de Saboya, hijo de Víctor Manuel II. Este reinado fue el primer intento en España de poner en práctica la monarquía parlamentaria. El primer problema de su reinado fue la pérdida de su principal valedor el general Prim. Durante su reinado, Amadeo no logra unificar e integrar a los diferentes grupos políticos: republicanos, que protagonizaron varias rebeliones, carlistas, que en 1872 inician la tercera guerra carlista y los alfonsinos, que apoyaban a Alfonso XII. Lo mencionado, así como las guerras que durante este periodo se inician (estallido de una nueva rebelión carlista o la guerra de Cuba), el resquebrajamiento del partido formado por unionistas, progresistas y demócratas y los problemas con el ejército, empujan a Amadeo I a la abdicación, llevada a cabo el 10 de febrero de 1873. El 11 de febrero de ese mismo año, el Congreso y el Senado asumen los poderes y proclaman la República, elegida por mayoría.

Lo mencionado anteriormente está representado en esta caricatura, en un intento de mostrarle al pueblo, de forma irónica, un momento decisivo para la historia del país.
 
Registrado
8 May 2013
Mensajes
18.148
Calificaciones
117.004
El caso es no reconocer que la Institución es innecesaria, completamente prescindible. El susodicho, españoles, políticos y plumillas lo saben.
No hay nada que justifique no haber asistido a los J. Olímpicos.
 

Mirando este Tema (Miembros: 0, Invitados: 1)