Asi gasta la Iglesia el dienro recaudado por el IRPF libre de control fiscal (1 Viewer)

Registrado
3 Mar 2006
Mensajes
45.428
Calificaciones
69.286
Ubicación
227
Así gasta la Iglesia el dinero público recaudado por el IRPF libre de control fiscal


Parte de los 250 millones que recibe a través de la casilla de la X va a sueldos de curas y obispos, rehabilitar parroquias o pagar universidades privadas católicas

Jesús Bastante
11/01/2017 - 20:45h

La vicepresidenta del Gobierno junto al presidente de la Conferencia Episcopal, Ricardo Blázquez / EFE

El Congreso exigirá al Tribunal de Cuentas que fiscalice los 250 millones del IRPF que recibe la Iglesia
El Congreso exigirá al Tribunal de Cuentas la fiscalización del dinero que la Iglesia recibe a través del IRPF después de el tribunal haya rechazado hacerlo con los votos de los representantes del PP. Han sido 251 millones en el último ejercicio, y cuyo reparto se decide, de manera unilateral, por los responsables de la Conferencia Episcopal. Lo que se sabe del reparto del IRPF es muy poco.

En la última Memoria Justificativa de Actividades presentada por la Conferencia Episcopal (CEE), el órgano de gobierno de la Iglesia española, se relata a grandes rasgos a qué destina ese dinero público, aunque dejando muchas lagunas y sin ninguna precisión. Estos millones que recibe a través de la Declaración de la Renta son una mínima parte de todos los que recibe procedentes de fondos públicos.

Salarios de curas
¿A qué se dedica el dinero del IRPF? Siempre según dicha memoria, a trece apartados, aunque el 81% de los recursos (199,7 millones de euros) se envían directamente a las diócesis "para la realización de sus actividades pastorales". ¿Qué significa eso? Durante años, nada se ha explicado sobre esto, más allá de suponer que el grueso de esa cantidad iba a pagar el salario de los curas y obispos en nuestro país, ya que las diócesis con más parroquias y sacerdotes son las que más dinero reciben. Lo cual supondría que, en la práctica, el Estado financia el sueldo del clero católico y su jerarquía.

¿Y cuánto cobra un cura en España? El sueldo medio de uno de los 19.000 sacerdotes españoles está en torno a los 900 euros al mes, en catorce mensualidades, mientras que el de un obispo asciende a unos 1.250 euros al mes. A ello hay que sumar los gastos comunes de las casas parroquiales o sedes episcopales –asumidas por la comunidad o la diócesis correspondiente– y lo recaudado como donativos o por el cobro de los "servicios pastorales" (bodas, comuniones, funerales, bautizos, etc..), que no se registran y, por lo tanto, no están sujetos a investigación alguna.

Para la CEE, en el reparto se tienen en cuenta "la extensión de la diócesis, el número de habitantes, el número de parroquias, el número de sacerdotes, seminarios y pastoral vocacional". Lo que también deja claro la memoria es que, una vez hecho el reparto, cada diócesis "lo integra dentro de su reparto, atendiendo a las normas propias de organización económica", sin más explicación.

Madrid es la diócesis más beneficiada, con más de 14 millones de euros, seguida por Valencia (8,7), Toledo (5,4) o Santiago de Compostela (5,2), mientas que el Arzobispado Castrense, con 129.000 euros, es el que menos recibe, aunque hay que añadir que, en este caso, el sueldo de sus sacerdotes es asumido por Defensa (los capellanes castrenses son personal militar a sueldo del Estado). Ibiza, Jaca, Menorca reciben menos de un millón de euros.

Seguridad Social, Cáritas, Universidades
El 19% restante de los recursos del IRPF (casi 52 millones), siempre según la Conferencia, se emplea en una docena de actividades. La más significativa es el "importe de las cotizaciones pagadas a la Seguridad Social por el conjunto de sacerdotes diocesanos", que alcanzó los 16 millones de euros. Los sacerdotes españoles cotizan por el Salario Mínimo Interprofesional.

Aunque Cáritas y sus proyectos reciben otro tipo de financiación, tanto por la casilla de "otros fines" como por la financiación de sus actividades sociales y caritativas, una parte mínima del IRPF de la Iglesia católica, en concreto seis millones, también se dedica a "aportaciones extraordinarias" a las Cáritas diocesanas, en un gesto de la CEE durante la crisis que se ha mantenido.

También se incluiría en el IRPF una parte para la comunicación, en cuyo conglomerado está la televisión 13TV . Como dijo el responsable de las finanzas de la Conferencia: "Con ese dinero las diócesis atienden todas las obligaciones de la Iglesia(...) y algunas acciones pastorales estratégicas, desde una beatificación..., televisión o cualquier otro". No especificó más.

Bajo el epígrafe "Ayudas a distintos centros de formación", la Iglesia dota 5,99 millones de euros, que se reparten a distintas facultades eclesiásticas, la Universidad Pontificia de Salamanca (propiedad de la Conferencia) y distintos colegios en Roma y Jerusalén.

Las "Campañas de Financiación de la Iglesia" superaron los 4,6 millones de euros, entre la campaña de la Asignación Tributaria (3,6) y el Día de la Iglesia Diocesana (1,02). La "Rehabilitación y construcción de templos" se lleva 4,58 millones de euros de la "X" de la Iglesia, mientras que "el funcionamiento de la estructura de la Conferencia Episcopal" suma otros 2,6 millones de euros.

El dinero de la Renta también se dedica, aunque en menor medida, a financiar "actividades pastorales en el extranjero" (1,27 millones de euros), y la Conferencia de Religiosos (Confer) apenas recibe un millón de euros, siempre según esta memoria.

Los últimos epígrafes se dedican a un mínimo fondo para "Insularidad", que cobran las diócesis de Canarias, Tenerife, Mallorca, Menorca, Ibiza, Málaga (por Melilla) y Cádiz (por Ceuta), de medio millón de euros, y la "Aportación a instituciones de la Santa Sede, que no alcanza el medio millón de euros. Después del reparto, los obispos obtuvieron un superávit de 4,8 millones de euros, que se aplicaron al denominado "Fondo de Estabilización del Sistema".

Otras vías de financiación
Los 251 millones recaudados por la Iglesia vía IRPF no son, ni mucho menos, todo el dinero que la institución recibe anualmente de fondos públicos. Un informe de la organización Europa Laica hizo una estimación que elevó esa cantidad hasta los 11.000 millones de euros en distintos conceptos, que van desde los conciertos a los colegios católicos a la financiación de centros sanitarios, sociales o militares gestionados por la Iglesia.

Ese cálculo incluye las exenciones fiscales como en el caso del IBI valoradas en 3.000 millones al año, 4.600 millones para pagar a los 16.000 profesores de Religión y los conciertos con los centros religiosos, 3.200 millones para dispensarios y centros para transeúntes, como hospitales y centros de salud dirigidos por órdenes religiosas, y otros 500 millones para la conservación del patrimonio artístico propiedad de la Iglesia, entre otros.

El IRPF es el 23% de lo que recauda
El dinero del IRPF solo supone el 23,5% del presupuesto de las diócesis españolas, según se afirma en la memoria, que coloca a las "aportaciones directas y voluntarias de los fieles" como su principal fuente de financiación, en torno a un 37% (unos 350 millones de euros que, recordemos, no se declaran al considerarse donativos). Otro 21% (240 millones) se engloba bajo el término "Otros ingresos corrientes", que no se estipula, como tampoco el 11% (unos 110 millones de euros) que sale de "Ingresos por patrimonio y otras actividades", otro 6% llamado "Ingresos extraordinarios" (que suele tratarse de herencias) y un 2% de "Necesidades de financiación" (tampoco explicitadas).

http://www.eldiario.es/sociedad/gasta-dinero-IRPF-Iglesia_0_600540703.html
 

Registrado
3 Mar 2006
Mensajes
45.428
Calificaciones
69.286
Ubicación
227
El paraíso fiscal de la Iglesia Católica Española


Si tan complicado lo ponen para justificar 251 millones, imaginen qué pasará el día que tengan que justificar euro a euro los aproximadamente 11.000 millones al año que nos cuesta la Iglesia Católica a todos los españoles, creyentes o no

Gumersindo Lafuente
12/01/2017 - 21:09h

Ricardo Blázquez, presidente de la Conferencia Episcopal Española, en una imagen de archivo. EFE/J.J. Guillén

El 2 de marzo de 2006, calladamente, con un certificado del obispo de la diócesis y por tan solo 30 euros, la Mezquita de Córdoba pasó a ser propiedad de la Iglesia Católica. Tan sigilosa fue la operación que los vecinos de la capital andaluza no se enteraron hasta tres años después, en 2009. Con la misma discreción, tacita a tacita, al menos 4.500 templos, ermitas, casas parroquiales, cementerios y fincas de todo tipo han pasado en un puñado de años a manos de la Iglesia.

Sin trabas burocráticas, sin pagar impuestos, sin estar sometidos a los requisitos complejos que una operación de este tipo tiene para el común de los mortales. Es el escándalo de las inmatriculaciones –registrar ante notario por primera vez una propiedad– a la carta (con tan solo un certificado del obispo) que un resquicio en la reforma de la ley hipotecaria en 1998 (gobierno de Aznar) dejó en exclusiva a la Iglesia Católica.

Así se las gasta esta santa institución con los dineros y las propiedades. Por eso no es extraño que se rebelen contra la posibilidad de que se les pida que expliquen con transparencia en qué gastan el dinero que reciben por su casilla de la declaración de la Renta, 251 millones en el último ejercicio. El Tribunal de Cuentas, controlado aún por el PP, se ha negado a intervenir, pero el Congreso, con los conservadores en minoría, va a exigir que lo haga.

Si tan complicado lo ponen para justificar 251 millones, imaginen qué pasará el día que tengan que justificar euro a euro los aproximadamente 11.000 millones al año que nos cuesta la Iglesia Católica a todos los españoles, creyentes o no.

Un informe de Europa Laica desgrana partida a partida de dónde sale esta cifra aparentemente tan abultada. Y aunque no es fácil de calcular, dado el oscurantismo con el que opera la institución, les ofrezco un resumen: los ya referidos 251 millones vienen de la casilla exclusiva del IRPF. Otros cien los recauda de la otra casilla, la de fines sociales. Las exenciones y bonificaciones tributarias (no pagan IBI, ni impuestos de patrimonio, sociedades, obras, etc.) les ahorran y nos cuestan a los demás alrededor de 2.000 millones. En la enseñanza, 4.900 millones (de los que 600 se nos van en pagar a profesores de religión). Hospitales, 900 millones. Funcionarios capellanes militares (sí, han leído bien), 50 millones. Mantenimiento del patrimonio, 600 millones. Subvenciones diversas, 300 millones... Así hasta los 11.000. Una pasada ¿no? Sobre todo si está fuera del control y la transparencia que sí se exigen, lógicamente, a cualquier asociación o fundación del tipo que sea, más aún si recibe dinero público.

Hace unos días, Fernando Giménez Barriocanal, vicesecretario para asuntos económicos de la Conferencia Episcopal, entrevistado por Pepa Bueno en la Cadena SER, justificaba por qué no debían ser controlados por el Tribunal de Cuentas y defendía la vocación de transparencia de la institución: haremos lo que nos diga la Ley. Menos mal que aún no se les ha ocurrido declararse insumisos fiscales (aunque lo tendrían difícil, dado que viven en su paraíso fiscal particular).

Por cierto, Giménez Barriocanal es también presidente y consejero delegado de la COPE y, desde hace poco, presidente de 13TV, la tele de la Iglesia, que desde que nació en 2010 ha perdido más de 60 millones de euros, que han salido, año a año de la famosa casilla del IRPF (es decir, la vean o no, les guste o no, sus números rojos los pagamos entre todos). Una tele con fortuna, por cierto, el Gobierno del PP, cinco minutos antes de las elecciones del 20-D, les adjudicó un canal de TDT en abierto. ¡Ay, Mariano, lo que tienes que hacer para ganarte el cielo!

http://www.eldiario.es/zonacritica/paraiso-fiscal-Iglesia-Catolica-Espanola_6_600949915.html
 
Registrado
10 Sep 2014
Mensajes
1.569
Calificaciones
5.503
Si la gente se lo da a la Iglesia en su declaración, ellos(la iglesia) que hagan lo que estimen conveniente.A los que benefician de lo que se marca en otras casillas no se les fiscaliza tanto.Que obsesión con los católicos, a ver si empezamos a mirar más a los demás...
 
Registrado
3 Mar 2006
Mensajes
45.428
Calificaciones
69.286
Ubicación
227



Del 46% de los contribuyentes que no marcan la 'X para fines sociales' en la declaración de la renta (9 millones de personas), un 30% no marca ninguna casilla, un 16% marca sólo la de la Iglesia Católica y una de cada tres personas no sabe que se pueden marcar ambas casillas. Consulte nuestro especial renta 2015 con todas las novedades y fechas clave.



Esta misma semana, durante la campaña 'X Solidaria' el ministro de Sanidad en funciones Alfonso Alonso y la presidenta de la Plataforma de ONG de Acción Social, Estrella Rodríguez, alertaba del desconocimiento alarmante sobre el tema. ¿Cuáles son las opciones posibles a la hora de marcar la asignación tributaria? ¿Fines sociales, Iglesia Católica, ambas o ninguna? Recuerde que ni usted paga más ni le devuelven menos haga lo que haga.

Las cuatro opciones posibles
Cada año la Administración permite a los ciudadanos elegir el destino de una parte de sus impuestos. Así, al realizar la declaración de la renta, cada contribuyente tiene la opción personal de elegir entre:


- Marcar solo la casilla de 'fines sociales' y colaborar con ellos a través de los programas de las ONG. En este caso se destinará el 0,7% de su cuota íntegra a las Organizaciones no Gubernamentales (ONG) de Acción Social y de Cooperación al Desarrollo para la realización de programas sociales.

- Marcar solo la casilla de la 'Iglesia Católica' y colaborar así con el sostenimiento económico de la misma.

- Simultanear ambas opciones, señalando las dos casillas. De este modo debe marcar las casillas correspondientes a ambas opciones, y se destinará un 0,7% de la cuota íntegra al sostenimiento económico de la Iglesia Católica y, además, otro 0,7% a otros Fines Sociales a través de los programas de las ONG.

- ¿Y qué pasa si no se marca ninguna de estas tres opciones? En ese caso el 0,7% de la cuota íntegra del IRPF se imputa a los Presupuestos Generales del Estado con destino a fines generales indeterminados.

Si suele validar los datos del borrador de la declaración de la renta que le facilita la Agencia Tributaria recuerde revisar estas casillas para modificar o no según desee. Las asignaciones tributarias figuran en la segunda página del Programa PADRE. En el apartado dedicado a las asignaciones de cantidades a Actividades de Interés Social, se indica expresamente (aunque con letra muy pequeña) que "esta asignación es independiente y compatible con la asignación tributaria a la Iglesia Católica". Además, en la página de "ayuda" se especifica expresamente que ambas opciones son independientes, siendo compatibles entre sí.

Ni se paga más ni le devuelven menos
¿Marcar la casilla supone algún coste económico para el contribuyente? En absoluto. La elección de cualquiera de las opciones de asignación o la ausencia de elección no tiene ningún coste económico para el contribuyente, por lo que la cantidad resultante a ingresar o a devolver no se verá en ningún caso modificada. Es solo una manera de participación activa en el modo en que se invierten los tributos.

http://www.eleconomista.es/economia...be-que-se-pueden-marcar-las-dos-casillas.html


Es dinero público y por lo tanto debieran dar cuenta a que lo destinan y como lo destinan.
 
Última edición:

Registrado
3 Mar 2006
Mensajes
45.428
Calificaciones
69.286
Ubicación
227
El Gobierno respalda el expolio de la Mezquita de Córdoba y miles de bienes puestos a nombre de la Iglesia


El Ejecutivo solicita al Colegio de Registradores un listado de los inmuebles puestos a su nombre entre 1998 y 2015, pero adelanta que las inmatriculaciones "son plenamente válidas"

La Mezquita de Córdoba se puso a nombre de la Iglesia por 30 euros. Más de la mitad de los cementerios e infinidad de parcelas siguen siendo católicos

Las catedrales de Burgos, Málaga, León o la basílica del Pilar de Zaragoza pudieron haber sido expropiados. Medio centenar de ayuntamientos reclaman la devolución de estos bienes

Jesús Bastante
96 comentarios

12/11/2017 - 18:37h

Vista aérea de la mezquita catedral de Córdoba.

La coordinadora contra las inmatriculaciones pide al Congreso que actúe ante la sentencia de Estrasburgo que las anula

El cronista que descubrió decenas de inmatriculaciones en su pueblo


El Gobierno va a hacer un listado de todas laspropiedades que la Iglesia inmatriculó a su favor gracias a la reforma legal que impulsó el Ejecutivo de José María Aznar en 1998 hasta 2015. Y luego pretende guardarlo sin más en un cajón, según ha explicado en una respuesta parlamentaria.

Las inmatriculaciones masivas han hecho que, por ejemplo, la mezquita de Córdoba, uno de los monumentos más visitados del mundo, se pusiera a nombre de la Iglesia católica... por 30 euros. Éste, quizá, sea el caso más escandaloso de los más de 4.000 inmuebles que, en virtud de la modificación de la Ley Hipotecaria concedida por Aznar pudieron ponerse a nombre de la Iglesia católica en España en ese periodo. Pero no es el único.




Más de la mitad de los cementerios españoles son de titularidad eclesiástica, lo que –además de un uso fraudulento de la gestión del suelo público, según los expertos– genera pingües beneficios a las arcas de la Iglesia. El "negocio de la muerte" sigue siendo uno de los más estables, y el monopolio continúa en manos de la institución.

Sólo en Córdoba, según la asociación Europa Laica, se inscribieron en este tiempo 180 propiedades. En Pamplona, Asturias o Galicia se estima una cantidad similar. Casi todas las catedrales católicas, muchas de las cuales son patrimonio cultural, fueron inmatriculadas en este período. Así sucedió, por ejemplo, con la catedral de Málaga, "adquirida por inmatriculación" según el Registro de la Propiedad en febrero de 2011.

Desde hace meses, medio centenar de ayuntamientos de toda España se han reunido en la Coordinadora Estatal para la Recuperación del Patrimonio Inmatriculado por la Iglesia, denunciando la "apropiación masiva" de bienes de dominio público por la Iglesia, logrando que capitales de provincia como Oviedo, Segovia, Córdoba, Santa Cruz de Tenerife, Vitoria, Zaragoza, Salamanca, Almería, Málaga o León hayan planteado peticiones para solicitar la devolución de algunos de los templos más famosos de nuestro país. Desde la catedral de Salamanca a la basílica del Pilar de Zaragoza, pasando por las ermitas de Sangüesa en Navarra, la ermita de Aranda de Duero o las murallas de Artá en Baleares.

El Colegio de Registradores
Ahora, y tras las presiones de plataformas por todo el país, y del acuerdo mayoritario del Congreso, el Gobierno ha solicitado "al Colegio de Registradores de la Propiedad una relación de todas las inmatriculaciones llevadas a cabo por vía del artículo 206 de la Ley Hipotecaria, que fue derogado por la Ley 13/2015, de 24 de junio, de Reforma de la Ley Hipotecaria, desde 1998 hasta la citada derogación".

El Ejecutivo respondía así al diputado socialista Antonio Hurtado, quien desde hace años lleva denunciando la "actitud de rapiña" de los obispos que "ha mermado los derechos y las propiedades de dominio público y, por tanto, del Estado.

Todo ello, sin tener en cuenta que, para las plataformas anti-inmatriculación, el "expolio de la Iglesia" no arranca en 1998, sino en 1946, cuando se aprobó la Ley Hipotecaria. En 1998, en realidad, lo que se hizo fue abrir la posibilidad de inmatricular templos de culto, con lo que la cifra global de bienes puestos a nombre de la Iglesia en los últimos setenta años podría alcanzar los 40.000, aunque todas las fuentes consultadas admiten que sería imposible cuantificarlos.

El anuncio está condenado a ser agua de borrajas. El propio Gobierno de Rajoy ha dejado claro, en la misma respuesta, que considera que "las inmatriculaciones practicadas con anterioridad" a la reforma de la Ley Hipotecaria en 2015 "son plenamente válidas", con lo que "no se entiende procedente realizar ninguna acción" para recuperar bienes inmatriculados por la Iglesia, "por considerarse que no hay ninguna legalidad conculcada". Esto es: habrá próximamente un listado completo de bienes inmatriculados por la Iglesia... pero no servirá para que éstos regresen a ser de titularidad pública.

Para el diputado socialista, resulta "inadmisible que el Gobierno dé por válidas todas las inmatriculaciones sin hacer comprobación alguna sobre los títulos aportados, que deben ser escritura notarial, resolución judicial o resolución administrativa". Del mismo modo, el diputado cordobés incide en que la resolución aprobada en abril instaba al Ejecutivo a "que comprobase los títulos aportados". Sin embargo, "transcurridos los seis meses, nos dicen que la está elaborando, pero no la ha hecho pública y, por otra parte, da por buenas y no cuestiona ninguna de las inmatriculaciones, sin comprobar el título aportado".

Iglesias, terrenos, museos...
Desde hace años, distintas plataformas en favor de la devolución de los bienes expropiados por la Iglesia, llevan denunciando el "negocio inmobiliario" de la institución católica en España que tiene su máxima expresión en la inscripción a nombre de la Iglesia de todos aquellos terrenos, locales y edificios que considerara suyos, con la mera firma del Obispo, que resulta tan válida como la de un notario.

En Córdoba, Pamplona, Asturias, Madrid... han sido muchos los que han reclamado la devolución no sólo de los templos -cuyo uso litúrgico, en ningún caso, se pone en cuestión-, sino de los terrenos anexos, que van desde edificios que hoy se alquilan a terrenos cultivables, bienes de interés cultural o la gestión de los cementerios.

Cabe resaltar que la reforma de la Ley Hipotecaria en la que se basan las inmatriculaciones no sirvió para que cualquier otra institución –o confesión religiosa– reclamara como suyos diversos inmuebles, sino únicamente la Iglesia católica. Por decirlo de otro modo: la comunidad islámica jamás tuvo la más mínima posibilidad de intentar inscribir a su nombre la misma mezquita de Córdoba que hoy, por apenas 30 euros, pertenece a la Iglesia católica.

Los obispos responden
La Conferencia Episcopal, por su parte, que celebra este domingo su Día de la Iglesia Diocesana bajo el lema "Somos una gran familia, contigo", ha elaborado un especial sobre el particular en su portal Xtantos, donde critica cómo "las inmatriculaciones realizadas por la Iglesia vuelven a estar en boca de todos y eso que durante siglos nadie había puesto en cuestión la propiedad de muchos edificios, porque era evidente a quién pertenecía la catedral de Burgos o una pequeña ermita perdida de cualquier pueblo de España".

Para los obispos, algo similar ocurrió, en su día, con los edificios públicos y los ayuntamientos. "También éstos estaban sin registrar, pero nadie dudaba de quién eran y de quién son. En el caso de los edificios públicos y de los ayuntamientos, es evidente que del pueblo al que sirven. En el caso de los edificios religiosos, la evidencia es la misma: pertenecían y pertenecen al pueblo cristiano en su conjunto, el de ayer y el de hoy, también pertenecerán a los cristianos del mañana".

"La Iglesia solo ha inmatriculado aquellos edificios que en su momento construyó el pueblo cristiano con un fin muy determinado: rezar, celebrar la eucaristía juntos, reunirse, etc. Ha inmatriculado, por tanto, también las casas anexas a las parroquias", concluye Xtantos. Hace unas semanas, y preguntado sobre el particular, el portavoz de la Conferencia Episcopal, José María Gil Tamayo, denunciaba el "clima de desamortización encubierta" que se escondía, en su opinión, detrás de la elaboración de dicho lista

http://www.eldiario.es/sociedad/Gobierno-respalda-expolio-inmatriculados-Iglesia_0_706579733.html
 
Registrado
11 Jul 2013
Mensajes
7.714
Calificaciones
16.560
que obsesión con los católicos de verdad, la iglesia hace una labor encomiable, ayuda a las personas en ezxclusion social, a drogadictos, a mujeres desamparadas, caritas da de comer a millones de personas todos los días, en fin.... y dan consuelo y ayuda espiritual a gente que lo necesita, acompaña a enfermos en hospitales, a presos en las cerceles
 

Registrado
21 Oct 2012
Mensajes
2.551
Calificaciones
11.369
que obsesión con los católicos de verdad, la iglesia hace una labor encomiable, ayuda a las personas en ezxclusion social, a drogadictos, a mujeres desamparadas, caritas da de comer a millones de personas todos los días, en fin.... y dan consuelo y ayuda espiritual a gente que lo necesita, acompaña a enfermos en hospitales, a presos en las cerceles
No he leído el hilo, sólo el titulo principal y queriendo responder pues me topé con tu post, que no se si es ironía o tu opinión personal, aún así contesto aprovechando tu escrito.

Con todo el dinero que se le regala a la institución eclesiástica no hacen ni para remiendos sociales.

Si Cáritas da de comer a gente o da ropa, es porque hay personas que regalan comida y su ropa, es decir, no ponen ni un duro, que yo sepa.

Jamás he visto a ningún cura acompañar o cuidar enfermos en un hospital, salvo a las monjas.

Los curas cobran sueldos...¿por hacer qué?

Las monjas creo que no tienen sueldo, viven de lo que hacen artesanalmente o el cuidado de enfermos.

Ya veis, que labor mas encomiable hacen. En fin...

Y que la próxima casilla de Hacienda sea para Investigación y curar de enfermedades. Esa si que es una gran labor social.
 
Registrado
1 Mar 2009
Mensajes
15.622
Calificaciones
55.938
que obsesión con los católicos de verdad, la iglesia hace una labor encomiable, ayuda a las personas en ezxclusion social, a drogadictos, a mujeres desamparadas, caritas da de comer a millones de personas todos los días, en fin.... y dan consuelo y ayuda espiritual a gente que lo necesita, acompaña a enfermos en hospitales, a presos en las cerceles
Tenemos obsesión por los católicos de verdad y por los de mentira también.
Lo demás, de pena.
 
Registrado
8 May 2013
Mensajes
18.148
Calificaciones
116.989
Religión y laicismo
Lutero, un hereje maldito en España cinco siglos después
Con motivo del quinto centenario de las famosas 95 tesis de Lutero, varios libros y una exposición reivindican la figura de uno de los grandes intelectuales del cristianismo
Miguel Ángel Villena
12/11/2017 - 18:46h

Retrato de Martín Lutero (1483-1546) Lucas Cranach el Viejo
Felipe II dijo aquello de que prefería no reinar antes que tener luteranos en su reino. Martillo de herejes e impulsor de la Inquisición, aquel monarca reprimió de forma brutal y sin piedad a cualquier seguidor de Martín Lutero (1483-1546), monje agustino alemán que ahora hace 500 años clavó sus famosas 95 tesis en la puerta de la catedral de Wittenberg. Entre el misterio, el oscurantismo y la ignorancia, la vida y la obra de Lutero son todavía hoy muy desconocidas para muchos españoles marcados por una educación católica a machamartillo. Varios libros, entre ellos dos interesantes biografías, y una exposición histórica reivindican ahora la figura de uno de los grandes intelectuales del cristianismo.

A pesar de haber sido demonizado y reducido a tópicos en nuestro país (como la definición de Menéndez Pelayo de que "el protestantismo era una religión de curas que se casaban con monjas"), las doctrinas de Lutero cuentan hoy en España con unos 1,5 millones de seguidores, repartidos por 3.800 lugares de culto y que respaldan a 264 ONGs de acción social.


Por ello esta importante minoría religiosa y social ha recibido con satisfacción este aniversario de la Reforma que ha servido para que se publiquen libros de referencia como Martín Lutero, renegado y profeta (Taurus), de la especialista anglosajona Lyndal Roper; o Martín Lutero. Vida, mundo, palabra (Trotta), del historiador alemán Thomas Kaufmann. Más biografía convencional y divulgativa, el primero; y más ensayo histórico, el segundo; los dos libros se han abierto un difícil hueco en unas librerías poco habituadas a obras sobre el reformador alemán.

"Son dos títulos muy interesantes y atractivos", señala a eldiario.es Juan G. Bedoya, periodista y especialista en religiones. "Hay que felicitarse por su publicación en nuestro país. Estas obras pueden acercar, por primera vez, a los lectores españoles no sólo a un personaje fundamental del cristianismo, sino a un genio que revolucionó la Europa del siglo XVI en la política y en la cultura", dice.

Ambas obras, a las que se podría añadir La Reforma y el cristianismo en el siglo XXI (Clie), de Máximo García Ruiz, uno de los pocos expertos españoles en el tema, abordan las aportaciones de Lutero desde una perspectiva histórica. Entre otras cosas, su defensa del libre pensamiento, sus críticas a la corrupción de las jerarquías religiosas, su reivindicación del papel de las mujeres en las iglesias o la popularización de la Biblia que el monje agustino tradujo al alemán en un empeño descomunal para aquella época.

"La reforma luterana", comenta García Ruiz, sociólogo y teólogo, "fue el germen de grandes reformas sociales y políticas que transformaron la Europa de la primera mitad del siglo XVI, desde las revueltas campesinas hasta los enfrentamientos de muchos príncipes alemanes con el Papado y con el emperador Carlos V. En definitiva, Lutero liberó las conciencias y cambió las estructuras sociales ya para siempre. De hecho, desde aquella época las sociedades europeas presentan grandes diferencias culturales entre los países protestantes y los católicos".

Algunos autores han ido más allá al argumentar que las ideas luteranas se basan en las corrientes humanistas y se hallan incluso en la raíz del individualismo capitalista o de la Ilustración de los siglos posteriores.

En cualquier caso, esta revisión del protestantismo se completa con una exposición titulada 1517-2017, rescatando un tesoro protestante, organizada en Madrid por la Universidad Complutense y la Fundación Fliedner en la Biblioteca Histórica Marqués de Valdecilla y que permanecerá abierta hasta abril de 2018.

La muestra repasa tanto el impacto de la reforma luterana en el siglo XVI y el contexto político y social de aquel periodo como los intentos de expansión de las iglesias evangélicas en España a partir del siglo XIX en medio de continuas dificultades y trabas.

Así las cosas, la exposición pone de relieve las duras luchas en favor de la libertad religiosa que se prolongaron en nuestro país hasta la llegada de la democracia. Por ello, la libertad de culto representó un constante caballo de batalla en las sucesivas constituciones del XIX y del XX para los casi siempre marginados protestantes españoles.

Estas persecuciones sin tregua por parte de la jerarquía católica y de los regímenes autoritarios llevó hace poco al representante de las iglesias protestantes, Mariano Blázquez, a manifestar que "de los últimos 500 años de historia española, sólo en 50 ha habido auténtica libertad religiosa". Es decir, que Blázquez se refería a las excepciones de las últimas cuatro décadas de sistema democrático y a las dos breves experiencias republicanas (1873 y 1931-1939).

La Plaza Mayor de Valladolid durante el auto de fe del doctor Cazalla, descrito en la novela 'El hereje'
Lutero, invisible en la cultura española
Martín Lutero ha sido, pues, un personaje invisible para la cultura española, como coinciden en afirmar los especialistas Bedoya y García Ruiz, que recuerdan como un hecho excepcional que un escritor católico de la talla de Miguel Delibes dedicara una magistral novela, El hereje (Destino), para relatar la represión religiosa y los autos de fe contra los luteranos en el Valladolid del siglo XVI.

Bedoya se muestra incluso concluyente cuando afirma: "Conviene darse cuenta de que en España apenas hemos tenido buenos historiadores de las religiones porque no ha habido libertad religiosa durante mucho tiempo". Fanática abanderada de la Contrarreforma y puntal de una Inquisición que ejecutó a supuestos herejes en España hasta asombrosamente los comienzos del XIX (la última víctima de la represión religiosa fue el maestro Cayetano Ripoll ajusticiado en Valencia en 1826), la Iglesia católica siempre contempló a los protestantes como los enemigos a batir y en modo alguno como a hermanos de fe.

"Los luteranos siempre han estado más cerca del pueblo", manifiesta Bedoya para añadir que "basta con fijarse en el esfuerzo de Lutero por traducir la Biblia al alemán y de este modo acercarla a las fieles. Muy por el contrario, fray Luis de León sufrió pena de cárcel por traducir al castellano algunos pasajes de la Biblia". Sin remontarse tan lejos en el tiempo, el pastor y profesor de Teología García Ruiz comenta que "la libertad religiosa en España solamente figura sobre el papel porque ni la mayoría de autoridades ni la jerarquía católica respetan al resto de religiones. No hay más que ver que los funerales del Estado, por el motivo que sea, solamente están oficiados por cardenales, obispos o sacerdotes católicos".

Unos libros básicos y una exposición intentan ahora romper ese cerco sobre Lutero y su monumental huella que ha traspasado, a trancas y barrancas en España, cinco siglos de Historia

http://www.eldiario.es/cultura/libros/Lutero-hereje-maldito-Espana-despues_0_705880390.html
 
Registrado
11 Jul 2013
Mensajes
7.714
Calificaciones
16.560
No he leído el hilo, sólo el titulo principal y queriendo responder pues me topé con tu post, que no se si es ironía o tu opinión personal, aún así contesto aprovechando tu escrito.

Con todo el dinero que se le regala a la institución eclesiástica no hacen ni para remiendos sociales.

Si Cáritas da de comer a gente o da ropa, es porque hay personas que regalan comida y su ropa, es decir, no ponen ni un duro, que yo sepa.

Jamás he visto a ningún cura acompañar o cuidar enfermos en un hospital, salvo a las monjas.

Los curas cobran sueldos...¿por hacer qué?

Las monjas creo que no tienen sueldo, viven de lo que hacen artesanalmente o el cuidado de enfermos.

Ya veis, que labor mas encomiable hacen. En fin...

Y que la próxima casilla de Hacienda sea para Investigación y curar de enfermedades. Esa si que es una gran labor social.
claro que existen curas acompañando a enfermos y presos y léete el balance anual de la iglesia y veras el dinero que gasta a causas sociales qyue es prácticamente todo el que recauda, es normal que cobren un sueldo aunque sea minimo, tienen que comer y vestirse, comprarse medicinas....,
tu puedes marcas las dos casillas, una no excluye a la otra y haces el doble de labor social
 
Registrado
21 Oct 2012
Mensajes
2.551
Calificaciones
11.369
claro que existen curas acompañando a enfermos y presos y léete el balance anual de la iglesia y veras el dinero que gasta a causas sociales qyue es prácticamente todo el que recauda, es normal que cobren un sueldo aunque sea minimo, tienen que comer y vestirse, comprarse medicinas....,
tu puedes marcas las dos casillas, una no excluye a la otra y haces el doble de labor social
Yo no he visto ningún cura en los hospitales que he visitado, y nadie los ha visto, sólo al capellán que da la comunión, pero sí he visto monjas quedarse por la noche cuidando enfermos.

El sueldo se gana trabajando y no por hacer obras sociales, existe el voluntariado a miles y no cobran, y también tienen que vestirse y comer, las medicinas las da el Estado igual que a los curas.

No me gustan las dos casillas que hay, por eso pido la de investigación.
 
Registrado
11 Jul 2013
Mensajes
7.714
Calificaciones
16.560
Yo no he visto ningún cura en los hospitales que he visitado, y nadie los ha visto, sólo al capellán que da la comunión, pero sí he visto monjas quedarse por la noche cuidando enfermos.

El sueldo se gana trabajando y no por hacer obras sociales, existe el voluntariado a miles y no cobran, y también tienen que vestirse y comer, las medicinas las da el Estado igual que a los curas.

No me gustan las dos casillas que hay, por eso pido la de investigación.
es que hay una pequeña diferencia con los voluntarios, los voluntarios ayudan pero no consagran su vida a Dios y a ayudar al prójimo como hacen los curas y las monjas, el capellan no solo da la comunión, da consuelo, confesión y muchas otras cosas,
si no te gusta una casilla, no la marques, pero deja que los demás lo puedan hacer y contribuyen a una buenísima y necesaria obra
 
Registrado
21 Oct 2012
Mensajes
2.551
Calificaciones
11.369
es que hay una pequeña diferencia con los voluntarios, los voluntarios ayudan pero no consagran su vida a Dios y a ayudar al prójimo como hacen los curas y las monjas, el capellan no solo da la comunión, da consuelo, confesión y muchas otras cosas,
si no te gusta una casilla, no la marques, pero deja que los demás lo puedan hacer y contribuyen a una buenísima y necesaria obra
Los voluntarios consagran su tiempo libre a ayudar a los demás sin ánimo de lucro, esa es la gran diferencia, pequeña para ti.
 
Registrado
23 Nov 2013
Mensajes
9.996
Calificaciones
70.948
Si la gente se lo da a la Iglesia en su declaración, ellos(la iglesia) que hagan lo que estimen conveniente.A los que benefician de lo que se marca en otras casillas no se les fiscaliza tanto.Que obsesión con los católicos, a ver si empezamos a mirar más a los demás...
No es solo la casilla, esa es solo una pequeña partida, insignificante, lo gordo esta en otras partidas o en el NO pago de impuestos.
Te aseguro que otras religiones tienen que declarar cada euro que les entra porque sus mismos feligreses se lo exige.
Las fundaciones hay de todo pero la mayoria son descubiertas.
 
Registrado
11 Jul 2013
Mensajes
7.714
Calificaciones
16.560
Los voluntarios consagran su tiempo libre a ayudar a los demás sin ánimo de lucro, esa es la gran diferencia, pequeña para ti.
tu lo has dicho, su tiempo libre, no todo su tiempo como hace un cura o una monja, y tener un sueldo para vivir no es lucrarse, ya que no pueden desempeñar un empleo o llevar un negocio como los voluntarios porque su vida es ayudar al prójimo y la eucaristía,
 

Mirando este Tema (Miembros: 0, Invitados: 1)