18/12/2016 Zsa Zsa Gabor ha muerto a los 99 años. (1 Viewer)

Registrado
22 Feb 2012
Mensajes
10.315
Calificaciones
48.642
Ubicación
Miss Casiraghi
Murió Zsa Zsa Gabor
La estrella de Hollywood de 99 años murió de un ataque al corazón, En los últimos
18 de diciembre de 2016

Zsa Zsa Gabor falleció este domingo a los 99 años
La actriz húngara Sári Gábor, más conocida como Zsa Zsa Gabor, murió a los 99 años, de acuerdo a un reporte de TMZ. Las primeras informaciones indican que falleció este domingo después de sufrir un ataque cardíaco.

Nacida en Budapest el 6 de febrero de 1917, comenzó su carrera en los escenarios de Viena y fue coronada Miss Hungría en 1936. Se trasladó a los EEUU en 1941 y se convirtió en una codiciada estrella de la industria.


Zsa Zsa Gabor
Su primer papel en el cine fue en Lovely to Look At. Más tarde actuó en la comedia We're Not Married junto a estrella Marilyn Monroe, en la obra maestra Touch of Evil de Orson Welles, y tuvo uno de sus pocos papeles protagónicos en Moulin Rouge (1952), dirigida por John Huston.


Clint Eastwood y Zsa Zsa Gabor
Además de sus películas y apariciones en televisión, era más conocida por su vida amorosa, ya que tuvo nueve matrimonios, incluyendo el magnate hotelero Conrad Hilton y el actor inglés George Sanders. Su última marido fue Frederic Prinz Von Anhalt, con quien se casó en agosto de 1986.


(AP) Zsa Zsa Gabor
En los últimos años Zsa Zsa Gabor se mantuvo oculta de los flashes por su delicado estado de salud. En 2002 sufrió una parálisis parcial en su cuerpo tras un terrible accidente con su coche y en 2005 sufrió un accidente cerebrovascular. En 2010, se rompió la cadera y sufrió una conmoción cerebral. Un año más tarde le amputaron una pierna por una infección.
 

Registrado
26 Jul 2009
Mensajes
843
Calificaciones
2.282
Parte de un trío de hermanas dotadas de un talento apenas mediocre, pero que hicieron carrera gracias a su espectacular belleza, las maquinaciones de Jolie, la trepa descarada que tenían por madre, la habilidad de colgarse de hombres ricos y por fomentar el escándalo.

Las Kardashian deben su éxito a estas mujeres, que fueron las primeras en hacer del mal gusto, la frivolidad y el puterío una profesión muy lucrativa... Aunque claro, estas mujeres sí eran guapísimas, tenían glamour y sabían dar el pego, mientras que las Kardashian no valen ni el aire que respiran.

Zsa Zsa, no obstante, empezó a ser una parodia de sí misma en los 80 porque, a diferencia de sus hermanas, nunca se dió cuenta de que su tiempo ya había pasado y que aferrarse patéticamente a sus aires de vampiresa trasnochada no lograría salvarla de la vejez. Es por eso que acabó casada con un narcisista grasiento de título comprado a una princesa alemana muerta de hambre, y pareciendo un cadáver siliconado. Triste final para la que fue la primera superestrella sin sentido de Hollywood, y un incono del exceso, el chusquerío y la horterez delirante de los barones del capitalismo parvenu de yanquilandia.

Que descanse en paz.
 

Registrado
22 Feb 2012
Mensajes
10.315
Calificaciones
48.642
Ubicación
Miss Casiraghi
Fallece Francesca Hilton, hija díscola del magnate hotelero y de la actriz Zsa Zsa Gabor


Francesca Hilton, única hija del magnate Conrad Hilton y la actriz Zsa Zsa Gabor, ha fallecido de un infarto a los 67 años (Getty).


- FOTOGALERÍA: La heredera sin herencia

Francesca Hilton, hija del magnate hotelero Conrad Hilton y de la mítica estrella del cine Zsa Zsa Gabor, falleció víctima de un infarto a los 67 años el pasado lunes en Los Ángeles. Poco conocida entre el gran público, para las jóvenes generaciones su nombre resultará más familiar al relacionarlo con el de Paris Hilton, su popular sobrina nieta.


Los avatares de Constance Francesca Gabor Hilton -su nombre completo- no han llenado páginas y páginas como las andanzas de la polémica Paris aunque su biografía merecería ser guión de una superproducción de Hollywood, que de haberse rodado en los años cincuenta bien podría haber protagonizado su madre. Porque su historia es la de una mujer que pudo tenerlo todo y que sin embargo murió alejada del lujo y la pompa que le hubiera correspondido por nacimiento.


Única hija del fracasado matrimonio de la actriz de origen húngaro con el fundador de la cadena de hoteles Hilton, la joven creció a la par que se disparaba el imperio económico del visionario empresario. Un ingente patrimonio del que Francesca apenas recibiría unos simbólicos 100.000 dólares (cerca de 85.000 euros) en 1979 tras la muerte de su padre, quien dejó la mayor parte de su fortuna a la Conrad N. Hilton Foundation.


Ninguneada en el testamento de su progenitor y totalmente desvinculada del negocio familiar, en los últimos tiempos las relaciones con su madre, que en la actualidad tiene 97 años, tampoco fueron idílicas. Hilton, a la que en la década de los 80 y 90 era habitual ver en eventos públicos junto a Gabor, mantuvo una larga batalla judicial con el noveno marido de la artista por el control de sus finanzas.


En su comparecencia ante el juez en julio de 2012, Francesca, que obtuvo entonces un permiso para visitar semanalmente a su madre a solas, sostuvo que Frederic von Anhalt mantenía a la artista - gravemente enferma- "cada vez más aislada" y "sedada" y cuestionó la forma en que gestionaba su dinero.

El agente de Hilton, Edward Lozzi, negó en declaraciones a ABC News que la hija de Gabor estuviera en la actualidad viviendo en un coche debido a sus problemas económicos, tal y como han publicado varios medios estadounidenses, pero reconoció que Francesca había estado bajo una "presión extrema" por el conflicto con su padrastro".


Según ha contado Lozzi, Francesca, quien trabajó como fotógrafa profesional, actriz de poco éxito y publicista en la década de 1980, se encontraba con su novio en un restaurante cuando falleció. "Estábamos hablando por teléfono pocos minutos antes de que muriera, conversábamos sobre un libro que estaba escribiendo. En un dado momento, tuvo que ir al baño y ya nunca regresó".
 
Última edición por un moderador:
Registrado
22 Feb 2012
Mensajes
10.315
Calificaciones
48.642
Ubicación
Miss Casiraghi
Murió en la pobreza Francesca Hilton, la desheredada del imperio
La única hija del magnate Conrad Hilton y Zsa Zsa Gabor tenía 67 años.

Publicada: 6/01/2015 - 20:11 hs.Ultima actualización: 25/10/2015 - 19:28 hs.
Constance Francesca Gabor Hilton nunca tuvo la misma vida que sus familiares y se burlaba públicamente de su sobrina más mediática, Paris Hilton. Murió en la pobreza y pidiendo dinero.

Única hija del segundo matrimonio del fundador del imperio Hilton y la actriz Zsa Zsa Gabor, vio crecer la fortuna de su padre y el imperio formado por la cadena de hoteles. Pero a la muerte de Conrad Hilton, descubrió que de los 200 millones de dólares en que estaba valuada su fortuna le había dejado apenas 100 mil dólares. Lo peleó en la justicia, perdió y se resignó.

No puedes vivir en el pasado. Ésa fue su decisión.



También tuvo problemas en la justicia con Zsa Zsa y su noveno marido, Frederic Von Anhalt, por una supuesta falsificación de firma.

Fue fotógrafa, publicita y finalmente se dedicó a la actuación. Se inclinó por la comedia, donde se divertía haciendo chistes sobres sus padres y su sobrina mediática.



Murió de un paro cardíaco en Los Ángeles en la extrema pobreza. Pedía dinero en Beverly Hills para poder comer y dormía en su auto.

 
Última edición por un moderador:

Registrado
22 Feb 2012
Mensajes
10.315
Calificaciones
48.642
Ubicación
Miss Casiraghi
Zsa Zsa Gabor fue el gran amor de Porfirio Rubirosa
AL FAMOSO “PLAYBOY DEL SIGLO” NO PODÍA ESCAPÁRSELE LA “VENUS DE HUNGRÍA”, LA ACTRIZ QUE ERA REPUTADA COMO EL SÍMBOLO SEXUAL FEMENINO EN SUS AÑOS DE ESPLENDOR


  • Zsa Zsa, mujer de gran belleza, vivió en un ambiente refinado de la alta sociedad norteamericana.


Pablo Clase, hijo
Especial para LISTÍN DIARIO
Santo Domingo

Si uno de los atractivos principales de Rubirosa fue su “sexappeal”, no menos lo fue su elegante estilo de cortejar a las damas. La galantería y gentileza que prodigaba en todo tiempo lo hacían parecer como un caballero del siglo XIX, con la costumbre de dispensar elogios cortesanos y halagar a las doncellas por medio de rosas rojas, presentes, prendas y otras demostraciones románticas.

Vestía con suma galanura y escogía con extremado cuidado la colonia conveniente para cada ocasión. Su figura siempre esbelta y sus gestos donosos fueron los aditamentos inherentes que aseguraron su éxito.

Precisamente los encantos que emanaban de este simpático seductor le ganaron el amor de la actriz más sensacional de la época: la beldad húngara Zsa Zsa Gabor.

La conoció de modo inevitable. Al “playboy del siglo” no podía escapársele la “Venus de Hungría”, que era reputada como el símbolo sexual femenino en sus años de esplendor. El primer encuentro con ella fue casual, pero los que siguieron fueron inducidos estratégicamente por él.

Todo empezó el 1.8 de enero de 1953 en Nueva York, en un ascensor del Hotel Plaza. Zsa Zsa había regresado del aeropuerto, después de haber despedido a su esposo George Sanders, quien debía rodar una película en Roma.

La actriz se había disgustado con él por no quedarse a presenciar el estreno de “Moulin Rouge” (John Huston, 1952), el filme que constituyó el triunfo que la condujo a la fama artística.

Así, enfadada y de mal humor, se disponía a entrar al ascensor del hotel cuando escuchó a sus espaldas la voz vibrante de un hombre que le decía en inglés: “Buenos días, señora, ¿qué hace usted por acá en Nueva York?”.

Ella se volvió y se topó frente a frente con Porfirio Rubirosa, nítidamente vestido con un traje oscuro, sonriente y mirándola fijamente a los ojos. Ella vestía un abrigo de visón y sujetaba grácilmente dos perritos de lana. Era una mujer sumamente hermosa.

Por un instante Zsa Zsa quedó confundida, pero rápidamente comprendió que estaba frente al hombre que había visto aparecer con frencuencia en los periódicos y que unos meses atrás había visto en persona en el hotel Les Ambassadeurs, en Londres. En aquella ocasión la actriz se hallaba cenando con el conde John Debenden y, cerca de ellos, en otra mesa, estaban sentados Ayisa, el maharaní de Jaipur; la princesa Hohenloe, Honeychile Wilder y Rubirosa. En un momento Rubirosa se trasladó a otro salón y pasó cerca de la mesa donde estaba Zsa Zsa; el conde lo señaló, diciendo: “Ahí va ese tipo absurdo, Rubirosa”. Ella, llena de asombro, exclamó: “¡Ese! ¡Definitivamente no es mi tipo!”.

Era un descubrimiento decepcionante para ella, pues, días antes, sin saber de quién hablaba, había amenazado a su marido con tener un romance con “el famoso Rubirosa” si seguía flirteando con Doris Duke.

Por su mente no pasaba que fuera un tipo de esa fisonomía, pero tampoco imaginaba que de todas formas sería una víctima del poder seductor de aquel tipo que “definitivamente no era su tipo”.

Ahora en el ascensor trata de reponerse de su mal humor y le contesta a Rubi que solo estaba asistiendo al estreno de su película. Rubi entonces añadió: “Qué placentera coincidencia. Me encuentro aquí con mi presidente, general Trujillo. Si en alguna ocasión nos pudiera usted acompañar a una copa, estaríamos muy honrados”.

“Quizás en alguna ocasión le acompañe”, repuso ella, saliendo del ascensor en el noveno piso en donde estaba su suite.

Al poco tiempo el galán le envió una enorme cantidad de rosas rojas con una tarjeta que decía: “Don Porfirio Rubirosa, ministro pleniponteciario de la República Dominicana”, y en letras cursivas más abajo, “para una muy bella dama: Rubi”. Aquella misma noche la llamó para invitarla a compartir una copa en la suite de ella, pero estaba toda despeinada y no quería recibir visitas en ese momento.

A Rubi se le ocurrió mudarse en la habitación contigua a la de Zsa Zsa y luego le informó que por coincidencia era su vecino. Desde luego este tipo de coincidencias era parte de su plan de ataque, ya lo había utilizado con Danielle muchos años atrás.

Antes de llegar la hora del estreno de “Moulin Rouge”, Porfirio llamó a Zsa Zsa en un momento en que ella tenía problemas con el cierre de su vestido. Ella cogió el teléfono y sin poder contenerse estalló: “¡Monsier le Ministre! Le pareceré tonta, pero no hay un alma aquí, se me hace tarde y tengo problemas con el cierre de mi vestido”. “Muy simple ñcontestó Rubi con voz serena-, sólo tiene usted que abrir su puerta, yo la mía yÖ”.

En efecto, las puertas fueron abiertas y ahí apareció la figura elegante de Rubi con una sonrisa a flor de labios. Con suma delicadeza le subió el cierre del vestido, echó el abrigo sobre los hombros de ella y le acompañó hasta la puerta. Rubi no daba muestras de impaciencia, pero la verdad es que estaba a punto de enloquecer si no conseguía una cita con ella. “¿Nos veremos más tarde, madame?”. “Quizás ñreplicó ella, con su encantadora sonrisa- después de la función”.

Cuando la actriz regresó al hotel después de su exitoso debut bajo la aclamación del público, le aguardaba una invitación de Rubi para venir con él y otros distinguidos invitados al “Salón Persa” del mismo hotel. Zsa Zsa aceptó y se reunió con Rubi y sus amigos, entre los cuales se encontraba el príncipe Bernadotte.

Rubi se encargó de seleccionar la champaña, dando muestra una vez más de ser un gran conocedor. Zsa Zsa nunca pudo olvidar la primera impresión que sintió esa noche. “Este hombre moreno ñnarra en sus memorias- de ojos radiantes mirándome, envolviéndome con una mirada de tal intensidad que sentía como si todo el mundo se esfumara y sólo permanecíamos él y yo”.

(Del libro: “Porfirio Rubirosa,
el primer playboy del mundo”,
de Pablo Clase hijo)


EL SEDUCTOR Y LA DIVA
¿Qué pensaba la húngaroamericana de Rubirosa? Zsa Zsa Gabor, actriz sensacional de las décadas de los 50 y 60, ha tenido nueve esposos, un récord de bodas que ni Elizabeth Taylor ha superado (solo se ha casado 8 veces).

Pero, aunque no contrajo matrimonio con Porfirio Rubirosa, fue grande el impacto de este romance.

Sobre sus impresiones del playboy, al tratarlo de cerca, ella dijo: “El señor Rubirosa me miró fijamente. Se me acercó más, pero no me tocó.
No había la menor duda; un cautivador magnetismo emanaba de este hombre…”.

En otro momento expresa con verdadera animación: “Tú sientes como que este hombre va a romper paredes, derribar montañas, tornar el mundo para alcanzarte.

Él es salvaje, impaciente, un hombre violento. Pero te da el corazón cuando te desea, y te desea todo el tiempo, es con tal obstinación que no te deja tiempo de pensar, protestar, imponerte…”.
 
Última edición por un moderador:
Registrado
22 Feb 2012
Mensajes
10.315
Calificaciones
48.642
Ubicación
Miss Casiraghi
Rubirosa, un pexx con pedigrí
Un polémico campeonato de polo en California y una biografía escabrosa en Reino Unido recuperan al mayor ‘playboy’ de todos los tiempos. ¿Qué secreto escondía su célebre virilidad?
la primera Copa de Polo Embajador Rubirosa, celebrada en el Santa Bárbara Polo Club de California. No faltó quien recordara los vínculos de Rubirosa con otro dominicano notorio, el tirano Rafael Leónidas Trujillo, retratado magistralmente por Vargas Llosa en La fiesta del chivo. Magaly Toribio, viceministra dominicana de Turismo, zanjó la polémica recordando que Rubirosa, amén de yerno del tirano, fue embajador de su país, campeón mundial de polo e “inspirador del personaje de James Bond”.

Esto último –se non è vero, è ben trovato– es la tesis que sostiene Isabella Wall, actriz y productora dominicana residente en Hollywood, en la biografía del gigoló que publicó hace pocos años: Persiguiendo a Rubi. Wall fue la organizadora de la Copa de Polo Embajador Rubirosa en su calidad de representante en California del Ministerio de Turismo dominicano. “Rubirosa”, dijo, “es un icono dominicano o internacional”.

Icono o Pimentero, Rubirosa también está siendo noticia en el lado europeo del Atlántico por la publicación en Reino Unido de la biografía The irresistible Mr. Wrong (The Robson Press), de Jeremy Scott. En una reseña de ese libro en The Sunday Times, Lynn Barber arranca rememorando el que fuera el mayor atributo del dominicano. “Era de la longitud de un palo de béisbol y de la anchura de una lata de cerveza”, escribe Barber. “Las mujeres gritaban al ver su tamaño”.

los secretos de su éxito como seductor. Lo primero, decía, es ser educado. Él siempre le abría la puerta a su pareja, le encendía el cigarrillo, le buscaba una bebida, le piropeaba, le hacía sentirse como una reina. Y siempre iba hecho un pincel. Cultivaba un cuerpo atlético, se hacía la manicura, suavizaba su epidermis con miel y usaba zapatos, camisas y trajes hechos a medida por los mejores sastres de Londres y París.

Una de las frases más famosas de Rubi dice así: “La mayoría de los hombres quieren ganar dinero, yo prefiero gastarlo”. Nunca dio palo al agua y a veces andaba mal de pasta, pero siempre era rumboso con las mujeres. Y sí, era un gran deportista: campeón internacional de polo y bueno en submarinismo, esquí y coches de carreras. Pero esto también formaba parte de sus técnicas de seducción: tenía claro que a ellas no les gustan los vientres flácidos. Por último, era excepcional en la cama. Flor Trujillo y Barbara Hutton, entre otras, no tuvieron el menor reparo en hablar del tamaño de su pexx, de su capacidad de mantenerlo erecto una eternidad y del cuidado que tenía en que su pareja alcanzara el orgasmo.

De todo esto habla The irresistible Mr. Wrong. En los veinte años que siguieron al final de la II Guerra Mundial, no había fiesta de la jet-set que pudiera declararse perfecta en ausencia de Rubi, también conocido como Toujours Prêt, siempre preparado, lo que hoy llamaríamos Mr. Viagra. No obstante, sus esposas y amantes relataron que, fiel al mito machista del latin lover, también podía ser muy celoso, muy infiel y muy violento.

En 1961, Trujillo fue ejecutado por opositores dominicanos. Rubirosa le sobrevivió cuatro años. A las siete de la madrugada del 5 de julio de 1965, tras haber pasado la noche celebrando una victoria de su equipo de polo, el gigoló caribeño estrelló su Ferrari contra un árbol del parisiense Bois de Boulogne. Tenía 56 años y no dejaba hijos: su virilidad era estéril.
 
Última edición por un moderador:
Registrado
15 Jun 2013
Mensajes
11.407
Calificaciones
50.388
¿Esa señora fue casada con un principe alemán, su último esposo? aunque él nunca fue parte de la familia realeza o nobleza... pero si tiene privilegios... o ¿estoy equivocada? Me acuerdo que vi una foto que esa señora se posó con una tiara junto con el esposo vestido de militar, es decir, parecían príncipes de verdad como si querían llamar antención.

Mi sentido pésame para esa señora.
 

SuperCotilla

Cotilla y Moderadora
Miembro del Staff
Registrado
1 Sep 2004
Mensajes
37.764
Calificaciones
194.660
La hija y la madre han muerto el mismo dia? (n)
 
Registrado
15 Jun 2013
Mensajes
11.407
Calificaciones
50.388
Murió en la pobreza Francesca Hilton, la desheredada del imperio
La única hija del magnate Conrad Hilton y Zsa Zsa Gabor tenía 67 años.

Publicada: 6/01/2015 - 20:11 hs.Ultima actualización: 25/10/2015 - 19:28 hs.
Constance Francesca Gabor Hilton nunca tuvo la misma vida que sus familiares y se burlaba públicamente de su sobrina más mediática, Paris Hilton. Murió en la pobreza y pidiendo dinero.

Única hija del segundo matrimonio del fundador del imperio Hilton y la actriz Zsa Zsa Gabor, vio crecer la fortuna de su padre y el imperio formado por la cadena de hoteles. Pero a la muerte de Conrad Hilton, descubrió que de los 200 millones de dólares en que estaba valuada su fortuna le había dejado apenas 100 mil dólares. Lo peleó en la justicia, perdió y se resignó.

No puedes vivir en el pasado. Ésa fue su decisión.



También tuvo problemas en la justicia con Zsa Zsa y su noveno marido, Frederic Von Anhalt, por una supuesta falsificación de firma.

Fue fotógrafa, publicita y finalmente se dedicó a la actuación. Se inclinó por la comedia, donde se divertía haciendo chistes sobres sus padres y su sobrina mediática.



Murió de un paro cardíaco en Los Ángeles en la extrema pobreza. Pedía dinero en Beverly Hills para poder comer y dormía en su auto.

Dios mio qué cosa tan horrible!!!!! No sabía nada... Tampoco sabía que fue parte de la familia Hilton! :eek: osea fue la tía de Paris Hilton!!!
 

Mirando este Tema (Miembros: 0, Invitados: 1)